Radiografía de la(s) derecha(s) opositora(s) venezolanas

Resumen

La llamada derecha opositora, aquella que lució compactada y unificada durante su participación en el golpe de estado del 11 de abril de 2002 y en las elecciones legislativas celebrada en diciembre 2015, en las cuales salió victoriosa, hoy es otra cosa, menos una organización política sólida y unificada. Las contradicciones internas por hacerse del gobierno y el método violento impuesto por USA para alcanzar este objetivo, terminaron en partirla en dos toletes: la Derecha Opositora Neofascista (DON) y la Derecha Oposición Centrista (DOC). A continuación pasamos a describir cada una de ellas con sus respectivos matices o ramificaciones.

I

La Derecha Opositora Neofascista (DON). En términos generales está conformada por dirigentes de partidos nuevos o contemporáneos (nacidos a finales del siglo XX-XXI): Voluntad Popular (VP), Primero de Justicia (PJ), Un Nuevo Tiempo (UNETE), Alianza Bravo Pueblo (ABP), Vente Venezuela (VV) Proyecto Venezuela (PV), Causa R (CR), dirigentes mediáticos que fungen como periodistas, y por dirigentes de partidos llamados históricos (básicamente de AD). Esta oposición se caracteriza por su recurrencia al restablecimiento por la fuerza y el terror para alcanzar un régimen ideal "neo-cuarto republicano. Detalles sobre su comportamiento fascistoide ver artículo "Crónica de una intervención (militar) en curso (https://www.aporrea.org/tiburon/a290917.html).

Una primera subdivisión de esta rama de la derecha opositora, está conformada principalmente por políticxs que fungen como periodistas, residentes en el exterior (Miami), descartan rotundamente la vía electoral y asume la violencia e intervencionismo extranjero planteada por USA como método único para llegar al gobierno. Este modo de hacer política dibujada en el lenguaje pictórico "balas sí, votos no", calza perfectamente dentro de la rama "DON-negacionista".

Mientras que la segunda subdivisión de esta oposición, la corriente "DON-oportunista", llamada así porque aprovecha oportunistamente ambas alternativas (la vía insurreccional-intervencionista y la legal-electoral) para lograr sus objetivos políticos. Es decir, si observan condiciones objetivas para una aventura golpista se van por esa vía, y si ven condiciones electorales favorables a sus intereses políticos escogen esta última. Los partidos AD, VP, PJ y UNETE, agrupados en lo que se conoce como G4, conforman esta segunda rama.

Un rasgo importante (válido para ambas subdivisiones de este tipo de derecha) es la renuncia de sus autonomías políticas partidistas a cambio de obtener financiamiento. Como se sabe, a partir de enero 2019, con la autoproclamación de Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela, la Casa Blanca asume la dirección formal de la Derecha opositora Neofascista

II

Derecha Opositora Centrista (DOC). Conformada por exdirigentes de partidos históricos (AD, COPEI, PCV, MAS, entre otros), también por algunas personalidades, producto de divisiones del G4, así como un sector de partidos más contemporáneos: Avanzada Progresista (AP), Soluciones, Cambiemos, Copei (sólo un sector democrático), exmilitantes y exdirigentes izquierdistas, periodistas, locutores, etc. Dice aplicar el método de "oposición distante", esto es presentarse como una oposición equilibrada marcando distancia tanto de la derecha neofascistas y del lado "duro" o "extremo" del gobierno, como ellos lo llaman.

Básicamente esta oposición centrista es "conciliadora", busca acuerdos consensuados con los poderes constitucionalmente establecidos. Es bueno destacar que la celebración de una Mesa de Diálogo en septiembre (2019) entre el gobierno con esta derecha céntrica opositora permitió nombrar un nuevo Consejo Nacional Electoral, una petición/condición de la oposición en general para participar en futuras elecciones..

A diferencia de la DON, la DOC no ve salidas a la crisis política por factores externos e intervencionistas bajo los eufemismos de la comunidad internacional. En ese sentido plantean una salida interna y soberana, conciliada-concertada y democrática (no violenta). Aunque la DOC no tiene marcadas ramificaciones como la DON, si presenta individualidades con una posición confrontativa contra el gobierno.

III

Conclusiones y consideraciones generales

- La Derecha Opositora Neofascista-negacionista (DON-Negacionista), si bien en su mayor parte lo conforman individualidades políticas (periodistas migrantes en USA), y escasas organizaciones políticas con trayectoria, ejercen un potente impacto mediático mediante las redes.

- La DON-Negacionista en su afán de simbolizar el papel guerrerista busca desplazar a su par, la DON-oportunista (G4), para demostrarle a la metrópolis (Washintong) quien es más servil entre ellas.

- La DON-oportunista o G4 debe ser considerado una especie de versión II del pacto de Punto Fijo. Luce coherente y monolíticamente en función de respaldar la decisión de Washintong de sancionar (agredir) a Venezuela económica y financieramente.

- En relación a la derecha opositora centro (DOC-conciliadora), tiene grandes diferencias con las derechas neofascistas y muchas similitudes con la "Izquierda renegada opositora", aquella que una vez militó en el partido del gobierno (PSUV) y asumió cargos de representación popular y funciones públicas, pero al dejar de ocuparlos, al poco tiempo se convirtieron en sus adversarios. ¿Qué ocurrió aquí? ¿La izquierda derechizándose? o ¿la derecha izquierdizándose?

- La DON como un todo unitario (ala negacionista y ala oportunista), estratégicamente las une apostar por derrocar al gobierno por la fuerza, pues insistentemente le piden a USA que invada a Venezuela lo más rápidamente posible. De la invocación al TIAR, a la Ayuda Humanitaria Internacional, entre otros artificios hegemónicos intervencionistas instrumentados por el sistema mundo capitalista, pasaron a la acción golpista mediante magnicidios, insurrecciones cívicas militares e invasiones directas promovidas por la casa Blanca.

- Con el nombramiento de un nuevo CNE a principio del mes de junio del presente año, la DON-conciliadora, que en un principio fue considerada por sus adversarios un reducido grupo minoritario, en la actualidad parece abrir caminos en busca de una mejor posición/colocación en el concierto político nacional.

-El descalabro de la DON es inminente ante el desplome de J.Guaidó.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 708 veces.



Francisco Hernández

Profesor universitario

 franc2604@gmail.com

Visite el perfil de Francisco Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición