Maduro al fin se convenció: este modelo capitalista fracasó

La oposición política venezolana en los medios pregona que, Maduro debe renunciar porque el Modelo económico del gobierno fracasó y que por eso Venezuela tiene los problemas de hiperinflación, desabastecimiento y la devaluación de nuestra moneda. Tratan de hacer creer que esos indicadores económicos son causados por un modelo de economía "socialista" que en el país no existe. Todos aquí sabemos que la banca, el parque industrial -agrario y manufacturero productivo y la distribución de los bienes y servicios están en su gran mayoría en manos de la empresa privada y es ésta la dueña del 70% de los medios de producción; o sea que tenemos una economía capitalista que funciona bajo las leyes de la oferta y la demanda.

El Presidente Maduro hizo lo imposible por mantener una situación de negociación con los capitalistas, pero fracasó. Se les arrodilló mil veces implorándoles diálogo para salvar al país de la violencia y poder hacer la transición en Paz. Al fin entendió nuestro presidente sindicalista, que al patrón capitalista se le arranca cada reivindicación laboral con: UNIDAD-LUCHA-BATALLA Y VICTORIA. ¿O es que la jornada de 8 horas de trabajo, no costó bastante sangre?.

El Comandante Chávez le dejó a Nicolás Maduro la responsabilidad de hacer posible la concreción de un Nuevo Modelo Económico y le dejó trazado el camino a seguir en El Plan de la Patria 2013-2019. En los 05 Objetivos Históricos y en los 26 Objetivos Nacionales de ese Plan están plasmados en blanco y negro lo que hay que hacer. Lo que no previó Chávez es que la oposición política venezolana iba a ser tan apátrida, que prefería ver a Venezuela destruida como Libia o Siria, antes de permitir que se ejecutara ese Plan. A Nicolás no lo han dejado respirar ni un minuto para pensar en lo que hay que hacer y solo ha podido defenderse como un gato boca arriba.

Maduro intentó por todos los medios de imitar a Chávez para salir del acoso al cual ha estado sometido, pero nunca segundas partes han sido buenas. Ni declarándose católico, apostólico y romano, ni creándole una Ley de Precios Justo logró que los capitalistas le permitieran un respiro y entonces no le quedó más remedio que jugarse la carta mayor: acudir a quien le dio el poder para que éste decidiera que hacer. Es por eso que renuncia a los poderes originarios constitucionales que le otorgó el pueblo venezolano hace cuatro años y se los devuelve para que éste, reunido en Asamblea Constituyente, construya el Modelo Socialista, que nos legó El Comandante: El Plan de la Patria.

Debemos dar las gracias a Maduro por su temple y coraje para aguantar cuatro años de tan despiadado ataque y al Comandante por dejarlo en su puesto. Le pasó algo muy parecido a Chávez esa mañana del 4 de Febrero de 1992, cuando se rindió y dijo su famoso "por ahora". La única diferencia es que a Chávez no lo había electo nadie y a Maduro si lo hicieron 7 millones y medio de venezolanos y le salió su clase de Estadista al decir: "Sólo el Pueblo Salva al Pueblo y el poder vivir en paz está en vuestras manos " y le dejó a ese pueblo la Responsabilidad de asumir su destino histórico: CONSTITUYENTE O GUERRA CIVIL.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1556 veces.



Juan Veroes


Visite el perfil de Juan Veroes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas