Dra. Luisa Ortega, cuál es su verdadera razón para decir lo que ha dicho; oso en responderme

Dra. Luisa Ortega D. empiezo mi escrito de manera pública recordándole, o haciéndole saber, que fui militante del Mov. Político RUPTURA igual que usted en los años mozos. De la misma manera que una buena cantidad de jóvenes en los años 70-80 siglo XX, convidados a la búsqueda de los sueños de redención patria que irradiaban La Bruja Ángel Márquez y su inolvidable Priscila López, aprovechando la "legalidad burguesa" de entonces y Douglas Bravo y el Flaco Prada desde la clandestinidad.

Dra. Ortega, tomo esta iniciativa en ocasión de la alta responsabilidad institucional como Fiscal General de la República que usted ostenta y basándome en la posición política escrita y bien meticulosa enviada a Elías Jaua, donde fija posición contraria ante la propuesta del presidente de la República, Nicolás Maduro, convocando la A.N.C. Cumplo así mi deber y ejerzo mis derechos constitucionales referidos a la corresponsabilidad ciudadana tratándose de la defensa de la nación y, usted lo sabe, la situación actual lo amerita. Tocaré los puntos refiriéndome a lo jurídico constitucional-legal y, por supuesto, a lo político.

De sus argumentos tomo algunos elementos textuales de su autoría que enumero y encomillo: 1.- "la Constitución de 1999 es inmejorable, además de ser el mayor legado del Presidente Hugo Chávez.". En el primer aspecto, "la inmejorabilidad" le refiero que soy abogado egresado de la misma universidad en donde usted obtuvo su grado, la U. C.; allí aprendí que las normas y con más razón las jurídicas, son el resultado de una realidad social concreta que ha de ser regulada para que tenga efectos generales, lo que nos ubica en la desmitificación o no dogmatización de tales normas, es decir, las normas jurídicas como resultado de tale hechos sociales para que logren su cometido en la sociedad han de ser abiertas, flexibles, modificables y cambiantes, de lo contrario estarían de por sí dogmáticamente cercenando los derechos progresivos y trastocando los deberes que en razón de la historia pudieran presentarse a futuro para los ciudadanos. Fueron estas circunstancias de hechos sociales las existentes en el devenir de Venezuela a finales del siglo XX en el contexto del levantamiento popular del 27/F-1989 y los alzamientos militares del 4/F y 27/N-92, significando nada más que el agotamiento del sistema político y jurídico de entonces, lo que ameritaba, tal como, interpretando tal realidad, lo afirmó y convirtió en oferta electoral el comandante Chávez en su propuesta candidatural de 1998: una nueva Constitución. Permita preguntarme sin esperar respuesta, acaso usted voto NO en la reforma constitucional propuesta por el Comandante Eterno en el 2007?

En el segundo aspecto: el mayor legado del Presidente Hugo Chávez según su criterio. De verdad, siento que sus palabras no son más que las misma artimañas utilizadas por los siempre enemigos de Chávez, los de afuera y los de adentro, con la real intensión de desfigurar el mayor y verdadero legado de nuestro Comandante Supremo, que no son otra cosa que el cúmulo de características humanas que el pueblo venezolano y más allá de nuestras fronteras reconocieron en Él para hacerlo indiscutiblemente su Líder histórico; me refiero a la valentía, el desprendimiento, la responsabilidad, honestidad, compromiso verdadero e innegable con el pueblo, lo visionario, en sus proyecciones políticas y tantas otras, todas ellas mostradas a todas luces el 04 de febrero 1992 en horas de medio día y el 08 de diciembre 2012 frente a todo el país en horario estelar. Busque estas fechas y analícelas, ciudadana Fiscal.

2.- "…Fue elaborada por una A.N.C. convocada a través de un referendo consultivo y ratificada mediante referendo constitucional en…", olvida, o esconde usted, Dra. Luisa Ortega, que la constitución del 61, fue una norma rígida, cerrada, dogmática y creada para la perpetuidad como lo aprendimos en la Facultad de Derecho, pues, no contenía ninguna disposición que le abriera cauces constitucionales a ese rio de pueblo que exigía cambiar el ordenamiento jurídico y por ende a las instituciones creadas en ellas y que actuaban en pro de intereses nada patrios. No habiendo otra alternativa para empezar el proceso constituyente de 1999, el presidente Chávez, fiel a su compromiso con el pueblo, interpuso recurso ante la antigua C.S.J. quien mediante sentencia dictaminó que se convocara el referendo consultivo del 25-04-99, recogido en la Ley de Participación Política de 1997, artículo 181, dándole nacimiento a la A.N.C. para la necesaria e impostergable transformación del sistema político y apuntalar los cambios institucionales…". Lo demás es historia harta conocida.

3.- "Este proceso constituyente (el referido al del 99) contó con un amplio proceso de consultas y participación de variados sectores de la sociedad…" Por una parte usted, doctora, ha de saber usted que las procuradas consultas y participación no significan obligación para la ciudadanía, es decir, las consultas y participación, tan igual como el sufragio universal adolece de obligatoriedad en Venezuela, en consecuencia lo/as ciudadano/as pueden optar o no en responder al llamado hecho por el convocante o participar e intercambiar criterios o punto de vistas al respecto, tal como se demuestra en la conducta de los opositores políticos, religiosos cupulares y económicos, quienes, no solo no tienen disposición de participar o manifestar sus consideraciones como ya lo han definido, si no que en sentido contrario, han decidido enfrentar tal iniciativa presidencial con las acciones de calle que usted, en coincidencia con ellos define como pacíficas, pero que el pueblo en su gran mayoría y vastos sectores, sufren como víctimas de la violencia criminal que están generando esos terroristas, actuando esta vez con más fiereza e impunidad que cuando las mal llamadas guarimbas de 2014, dejando a sus pasos numerosos los asesinados y cuantiosos daños materiales ya conocidos. En la otra, creo que se le olvidó, los sectores que hoy se oponen a la propuesta constituyente del presidente Nicolás Maduro, son los mismos que se opusieron al presidente Chávez durante su propuesta en 1999, entiéndase Fedecámaras, las cúpulas religiosas, la derecha proimperialista, menos aún, las organizaciones políticas, sociales y económicas del país habrían hecho valer sus puntos de vista a la A.N.C. al contrario, su postura definitivamente fue, rechazo total. Tanto fue el rechazo de esta derecha que desde el 2001 empezaron el ataque directo para acabar con el gobierno del Comandante y asimismo derogar la nueva Constitución, pudiendo concretarlo mediante la misma violencia, recuerde usted, el 12/A-2002.

4.- "Producto de ello fue la aprobación mediante referendo…texto constitucional…de los más adelantados del mundo en diversas materias, entre otros los derechos humanos, democracia, participación popular…justicia social…" Aquí le digo, asumo que estas consideraciones suyas le son suficientes para determinar que ni siquiera se debe intentar "cambiar o reformar" la actual constitución. Le pregunto, sobre todo siendo su institución quien ostenta el monopolio de las acciones penales para su procesamiento judicial, cómo hacer para evitar que lo/as diputado/as a la Asamblea Nacional de la derecha, haciendo uso de su inmunidad parlamentaria, por diversos medios y en conductas reiteradas de palabras, pensamientos y obras llamen, inciten y ejecuten actos delictivos gravísimos y calificados que están perfectamente tipificados como tales en nuestro ordenamiento sustantivo penal, gracias a los cuales han sido asesinado/as, y como dijo, Ramos Allup, los que faltan, puedan ser enjuiciados para que sus actos no los glorifique la impunidad. Cómo han de actuar los organismos de seguridad ante los ataques de violencia directos contra lo/as ciudadano/as y contra lo/as mismo/as funcionario/as; cómo hacer valer los derechos colectivos de la gran mayoría de ciudadanos que son víctimas de unos grupos reducidos; es más, qué cree usted debe hacer, a qué norma constitucional ha de aferrarse el presidente Maduro para lograr el entendimiento que nos lleve al diálogo y evitar la guerra que estos opositores extremistas, con la gracias de los gringos, ya prácticamente han declarado contra el chavismo y todo lo que simbolizamos?

5.- "Así las cosas…artículo 437…redactar una nueva constitución…crisis indudable y sin precedentes…" Dra. al emitir su opinión personal, repito, coincidiendo práctica y políticamente con la derecha extrema, usted desconoce la situación vivida por Venezuela entre fines del 1902 y principios del 1903 cuando las marinas de guerra del Imperio Británico, el Imperio alemán y el Reino de Italia, estuvieron a punto de invadirnos, los sucesos históricos del Caracazo de 89, asimismo, parece olvidar el propio trabajo que elaboró la comisión presidencial que trajo a la opinión pública la represión brutal y criminal del puntofijismo, donde el Ministerio Público entre otras, tuvo una estelar participación,. Asimismo dice usted, "…no es pertinente, necesario ni conveniente…" Ante esta afirmación le formulo las mismas preguntas del párrafo anterior.

6.- Lo expuesto, lejos de propiciar equilibrios y generar un clima de paz, estimo que aceleraría la crisis…"; 7.- "lejos de coadyuvar con la ansiada reconciliación nacional, generará un alto grado de incertidumbre, habida del riesgo y la desconfianza que se produciría en los ciudadanos…" Me detengo aquí alarmado por lo que significa o por lo que podrían interpretar los terroristas ante estas aseveraciones suyas. Sin temor a equivocarme, ciudadana fiscal, usted, sin hacer ninguna propuesta o consideración que coadyuve en la búsqueda de mecanismos que permitan garantizar los valores superiores, entre ellos la PAZ como lo expresa en su misiva, está dando justificación o eximiendo de responsabilidad penal a quienes no comparten, asimismo, atenten contra todo lo que signifique la A.N.C. propuesta por el presidente Nicolás Maduro, que seguro concluirá en su elección, instalación, deliberaciones, decisiones y conclusiones finales, sin que ningún ente del Estado pueda oponerse, tal como lo dispone el artículo 349 de la actual constitución.

Ahora, dada la pregunta plasmada en el título del presente artículo, oso en responderme. Lo hago en dos consideraciones previas, por una parte tenemos que la ciudadana Fiscal General de la República, Dra. Luisa Ortega Díaz, no se pronuncia, ya no parece tan extraña la omisión, sobre las condiciones que plantea la mud pidiendo las elecciones generales inmediatas estando estas fuera de la Constitución. Por la otra, es posible que la Dra. Ortega asuma, y se lo respeto, descontextualizando los hechos históricos que hoy vive Venezuela, la haya llevado en consecuencia, a creer que el presidente Nicolás Maduro será derrocado tras la invasión gringa más sus aliados internacionales que está en marcha, lo que traería consigo además de la destrucción del país, el enjuiciamiento de todos los funcionarios de alto rango que a juicio de los "vencedores", han de ser castigados por delitos contra los derechos humanos y otros, tal como lo dispone el artículo 29 constitucional en su segundo párrafo, indicando que son delitos imprescriptibles y ella, seguro, dependiendo de su actuación favorable o no en el derrocamiento, sería tratada. Como dijo alguien, el miedo es libre, digo yo, la valentía no lo es. Chávez lo demostró.

Abg.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1740 veces.



Gustavo C Vásquez


Visite el perfil de Gustavo C Vásquez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a246710.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO