Hay que atender los delitos en forma inmediata

Venezuela, en estos momentos, está pasando por una grave crisis de seguridad, no basta que sean ministros, policías, etc., igualmente atracan sin misericordia a cualquiera, sea de altos o bajos recursos económicos.

En una ocasión la Asamblea Nacional, por medio de quienes en esos momentos estaban con la actividad de modificar el Código Penal, me invitaron a participar en ella y fue cuando traté lo relativo a que, la pena debería ser contemplada como pena indeterminada, mas no determinada, ello por mi experiencia en la rama penal y por análisis profundos que he venido realizándole a nuestro Código Penal.

Nuestra República, en estos momentos, pasa por una verdadera crisis de seguridad, ello no porque las autoridades, se hicieran la vista gorda, sino porque hay que tratar este tema, con los elementos esenciales, serios, certeros y ejemplarizantes.

Como todo gobierno, tenemos fallas, en la aplicación de la ley y en su reglamentación aplicable. Estas fallas hay que denunciarlas y proceder de inmediato a colocar en su sitio todas las piezas que están perturbando a la sociedad. Ya una familia no puede tener un medio de transporte, porque vienen los amigos de lo ajeno y se lo llevan y en mucha de las veces se llevan la vida del que atracan.

He venido observando que, a diario roban a estudiantes, profesionales de diferentes ramas, madres de familia, sus vehículos y no se ha podido corregir este entuerto que crece día a día.

Si observamos el parque automotor en nuestro país, tenemos que aumenta año tras año, de tal manera que, ese aumento produce un aumento de la delincuencia.

Efectivamente si los atracos o robos de vehículos o hurto, estuvieron en un sitial importante en los años anteriores, pues, no peco, al decir que ese porcentaje, tomado en cuenta el incremento del parque automotor, no ha variado.

Lo que nos da una idea que de efectivamente se ha incrementado el robo, hurto de vehículos. Lo cierto es que hay entones que tener en cuenta que si bien es cierto ha permanecido en el tiempo esos altos índices de robo de vehículos, entender que las medidas de protección, aplicables, han sido ineficaces.

Por ejemplo si usted llama al 171 seguro una dulce voz de dama, le hará las siguientes preguntas: en que puedo servirle, usted dice que ha sido objeto de atraco y viene una serie de preguntas sin sentido, que solo perturban a quien denuncia un hecho de esta clase.

Lo cierto es que cuando uno denuncia debe considerarse como un hecho, no buscar si es o no cierto, es un hecho que se acaba de cometer y en consecuencia se deben tomar las medidas necesarias para detener a quien o quienes son los culpables.

En esas serie de preguntas la funcionaria solo se dedica a averiguar quién es el que denuncia, que fue lo que paso, donde fue que sucedió y lo mas grave pregunta si conoce o vio al atacante.

Lo correcto sería que quien denuncie un hecho de esta o de cualquier otra naturaleza, se le crea, no se dude de lo que denuncia y tomar los datos esenciales del hecho si es un robo de vehículo pues pidan la placa color marca y año del vehículo robado, pedirle si vio el vehículo donde se bajaron los delincuentes etc. No una retahíla de preguntas ociosas que no conducen a nada y solo permite que el ladrón o ladrones se alejen del lugar de los hechos,

Muchas de las veces tenemos que el denunciante tranca teléfono, visto la desesperación por la cual transita.

Todo ello tiene una explicación, las autoridades no creen en quien denuncia, ello desde sus inicios y ello es porque no han tenido planes, como si existe ese procedimiento, que seguir en caso de que ese denunciante sea falso.

En efecto las autoridades deben, tomar de inmediato la denuncia, en un tiempo que no supere los 2 minutos e ir procediendo a conectarse con unidades del sector del hecho, de manera que no se pierda un segundo en la actuación.

Debo señalar que soy uno de los mas que creen que,, corrigiendo los errores alcanzaríamos un desarrollo seguro de la revolución. Actuar incorrectamente hará perturbar al colectivo y esta nunca sería la razón de actuar de un funcionario, a menos que esté contrario a los principios por los que abogamos.

Ahora como lo expliqué arriba, eso de la pena indeterminada que tanto propicie, la desecho y propongo penas altísimas. De tal manera que nuestra Constitución debería ser reformada y aplicar definitivamente la Pena máxima que supere con creces los 30 años que se pueda aplicar en delitos graves. De otra forma propiciar un buen derecho penitenciario que permita al delincuente corregirse verdaderamente, no como ahora, que entran y salen peores. Esto también hay que corregirlo, tenemos esta materia olvidada, por ninguna parte vemos implementar públicamente avances en materia penitenciaria, solo mecanismos pobres que solo activan y fomentan dentro de las cárceles, mas desorden delincuencia y descontrol absoluto.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1200 veces.



José Agustín Reverón


Visite el perfil de José Agustín Reverón para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a235672.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO