¿Es viable el socialismo con el poder de todo el pueblo y el progresismo social reformista? (II)

¿Dónde está la perversidad del poder del Estado?, El pretender subestimar la lucha de clases sociales, el motor de la historia corroborado a lo largo de siglos desde la esclavitud hasta el capitalismo, subestimar a la clase burguesa, al decir "La lucha de clases existe y tiene una inmensa importancia en la sociedad. Sin embargo no es la única lucha social ni el motor fundamental de la historia como se ha querido mostrar" (7), asimismo la visión de que el proletariado debe tener cierta manera de pensar y de sentir constituye un criterio dogmático" (8) y la última de las perversidades política es pensar que "Se tiene el absurdo criterio de que es imposible que la burguesía ceda su poder pero de que sí es posible que el proletariado eventualmente lo haga" (9), ya sabemos que la burguesía no cede el Poder, menos que lo abandone pacíficamente el poder económico y político voluntariamente, sin prestar resistencia despiadada, es simple engaño, distraccionismo, político, por ejemplo en Venezuela sus forma de resistir ha sido mediante el uso político de bachaqueros o contrabando de productos, la economía criminal, el acaparamiento de productos básicos, la especulación de precios de los bienes, el monopolio de la producción y distribución de los bienes, todos los factores como instrumentos políticos de resistencia a la revolución bolivariana. ¿Puede considerarse a la clase burguesa pueblo?. Claro que no, ella atenta contra sus derechos democráticos y socialistas.

Cómo entonces pensar que el trabajador no empuñe el poder desde el Estado que ha conquistado con largas luchas sociales, la hegemonía de su clase, de que ceda su poder pacíficamente, o que lo lo haga eventualmente sin cumplir su cometido histórico de sepultar el régimen social de la explotación, el capitalismo. Eso significa desarma al pueblo trabajador, ceder el poder a la burguesía abandonando la lucha, entregando el poder político a la burguesía, por eso es absurdo no ser partidario de la hegemonía del proletariado, hay quienes piensan que eso es "un dogma", un estorbo, la lucha de clases. Creer que el Estado clasista del capitalismo no puede ser superado por otro Estado clasista, (9) no para sostener las clases sociales sino como dice Marx para preparar el escenario para abolir todas las clases sociales, aquí Pachano adultera el carácter científico del marxismo, sobre todo, el papel del proletariado en abolir todas las clases sociales en el comunismo, construyendo la unidad nacional y el espíritu nacional como decía Bolívar crear un solo cuerpo nacional.

Pese a las distintas tergiversaciones sobre el socialismo y el marxismo, por ejemplo afirma Pachano "…han sido muchas las torpezas que hemos cometido en la historia. Para mí la más importante de ellas es la de darle un papel tan protagónico al proletariado y a la lucha de clases" (10). De hecho, una de las grandes debilidades que a mi juicio ha tenido el socialismo real es el exagerado protagonismo que le ha dado al Estado, teniendo en esencia un carácter totalitario", (11) tratando de desprestigiar la tesis del papel hegemónico del proletariado como sujeto político de la revolución a causa del papel deformado de la burocracia en el poder (socialismo del siglo XX) en desvirtuar el socialismo del siglo XXI, así como también creer que el marxismo no tiene definición concreta, la del socialismo científico, al decir "El mismo ha tenido muchísimas contribuciones ideológicas entre las cuales destaca el marxismo. Hoy por hoy no se hace fácil definir el término, ya que el mismo ha tenido infinidad de lecturas" (12).

VIABILIDAD AL SOCIALISMO Y EL PROGRESISMO SOCIALREFORMISTA

De manera pues, solo la viabilidad política del socialismo es posible a condición de que la clase trabajadora, operadora de los medios de producción social, de los medios de vida social, los asuma con criterios de producir para satisfacer las necesidades sociales humanas, sin la presencia de factores perversos de acaparamiento, especulación, contrabando. El objeto principal va dirigido al bienestar general del pueblo, sin discriminación alguna es decir, sobre ningún grupo en particular, contrariamente a lo que indica Ciprés, "Chávez fue claro, quería un socialismo distinto a los socialismos actuales y al final de sus días dijo que aceptaba un capitalismo humano, todo ello en pos de una nueva sociedad; este es el verdadero legado del líder" (13).

Ciprés deforma el pensamiento de Chávez y el socialismo, aun declarándose socialista. Chávez no podría aceptar "el capitalismo con rostro humano" (capitalismo nórdico, por ejemplo), y renunciar el socialismo bolivariano, el socialismo del siglo XXI, asimismo Pachano, cuando dice: "En esencia, son dos las estrategias fundamentales con las cuales se puede hacer revolución: la violenta y la pacífica. Particularmente creo que la violenta representó un fracaso histórico y que por la fuerza jamás construiremos un mundo que se aproxime a las tres utopías mencionadas" (14), al modelo de democracia total, de control de la economía mundial, El estado servidor y el infosoberano. (15).

Ahora bien; ¿Cómo será la vía violenta o pacífica la viabilidad del socialismo, en el caso específico de Venezuela?, Hasta ahora ha sido relativamente pacífica, no sin cierta resistencia de la burguesía, de desprenderse de su poder económico y político, por la vía electoral ha dado mayoría el chavismo pese a la negligencia opositora de la burguesía venezolana, las guarimbas I y II, el saboteo a las políticas de las Misiones y grandes Misiones socialistas, el golpe de Estado y la agresión al bienestar común de la población como lo viene ejerciendo a través del bachaqueo. Cómo vemos el proletariado y su Estado no debe ceder el poder, que la opción es el socialismo siglo XXI, cederlo contra quien se han ensañado en su contra es claudicar. El capitalismo nos ha planteado la interrogante, "si una sociedad socialista no tiene que ver nada con una sociedad humana? Claro que sí y mucho porque abolir la explotación social y humana es fundamental para vivir en paz y en igualdad.

El socialismo tiene que ver con lograr la igualdad social fáctica, no con el igualitarismo que es una desviación política, las leyes deben crear condiciones materiales y derechos para la igualdad fáctica, sobre esta base se construye una sociedad de igualdad y oportunidades para todos, una sociedad consciente de sus derechos, sin incertidumbre, disfrutando de los bienes y servicios que produce el proletariado y garantiza el socialismo, tales como trabajo, vivienda, salud, educación, recreación y todos aquellos derechos sociales y humanos que permiten el desarrollo social negados en el capitalismo.

Como impulsar el cambio al socialismo, para los revolucionarios mediante las transformaciones sociales, la participación popular y no menos la producción social del trabajador, a diferencia para la socialdemocracia, será mediante el progreso, la evolución sustentando en la esclavitud laboral, así lo expresa Ciprés, "La opción del siglo XXI es la de encarrilar el proceso en direcciones distintas a las que se ensayaron hasta ahora: un progreso, si se quiere, no cultural, sino mental, espiritual. (El legado del Chávez Líder)", (16) aquí destaca la idea de contraponer lo cultural a lo espiritual como si el contenido cultural no es espiritual, representaciones espirituales del quehacer humano, en todo caso, Ciprés quiere proponer que el cambio es mediante el progreso espiritual del individuo ni siquiera mediante la transformación social cultural a través de la educación de la mente con ello se estaría deformando el pensamiento de Chávez, en especial cuando nos invita el líder de la revolución bolivariana a construir el socialismo de manera colectiva como producto heroico de las masas populares y en especial la clase productora de la sociedad, el proletariado.

Se amplía la idea de la transformación del individuo por el progreso, dice Ciprés: "….La opción verdadera y profunda ya no es entre uno u otro sistema político-económico, sino entre una concepción humana del hombre o una concepción animal del mismo; lo demás será por añadidura" (17), o sea que reduce la transformación del sistema político-económico a una posición antropológica, a un problema ideológico, subjetivo y no objetivo de la opción por un sistema político económico, el socialismo como concepción humana de la sociedad, liberadora del hombre por el hombre, para erradicar la animalidad de la explotación social, propia del capitalismo que niega al sujeto social la satisfacción inmediata de las necesidades más humanas para someterlo a un gradualismo deshumanizante de su vida social.

Fuentes:

7.- Pachano Azuaje, Felipe "Juicio al capitalismo y al socialismo tradicional", Aporrea, 02-08-2015

8.-Idem.

9.-Pachano A. Ob. Cit.

10.-Idem.

11.-Idem.

12.-Idem.

13.-Ciprés Gómez, Manuel "El socialismo actual en Venezuela ya no es viable. El Capitalismo tampoco", Aporrea, 09/08/2015

14.-Pachano, A. Ob. Cit.

15.-Idem

16.-Ciprés, G. Ob. Cit.

17.-Idem.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2397 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a212848.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO