Vientos de la sabana

Ayelet o el mundo que no queremos

El año pasado, cuando las tensiones políticas y bélicas, sobre Palestina, dejaba otra vergüenza más en la historia sobre la irracionalidad humana, nos dejó atónitos las declaraciones tan aberrantes, tan fuera de tono, de la joven diputada israelí Ayelet Shaket que propuso, palabras más palabras menos: "asesinar todas las madres palestinas que daban luz pequeñas serpientes". Una opinión genocida, cruel, miserable, carente de cualquier vestigio de espiritualidad, de amor al prójimo y de respeto a la vida misma. Una dura opinión que mínimo hubiese sepultado la carrera y vocación política de esta israelí por exagerada, llena de odio y fascista; sin embargo, nos volvemos a sorprender como recién el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, designó a la diputada del partido Hogar Judío, Ayelet Shaked, como nueva ministra de Justicia, tras las negociaciones con los partidos que conforman la coalición gubernamental. Una muestra más de la antiética política, de cómo anda este mundo deplorable de guerras, de muertes, de violencia, de invasiones, de fascismo, injerencias y saqueos…, un mundo que no queremos.

Toda una osadía a la moral; pero que seguro no será de mucha preponderancia en la crítica social porque quienes se encargan de dominar y manejar pautas, matrices y tendencias globales de la comunicación, soslayarán esta impactante noticia que premia a una mente que ni siquiera pudo ocultar sus demonios espirituales los cuales afloró en medio de tensiones provocadas que pudieron evitarse con el diálogo y entendimiento sin necesidad de llegar a la barbarie, a la muerte.

OBAMA MINTIO… Muy mal parado quedó el presidente Barak Obama, con aquel cuento propio de las fantasías de Alicia en el País de las Maravillas, sobre la captura y muerte de Osama Bin Laden. Por lo menos así lo descubrió el periodista Seymour Hersh, quien reveló una serie de mentiras e incongruencia en el discurso que Obama dio sobre este hecho que vendría a ser su mayor logro en política exterior. Las acusaciones son contundentes y le dan una estocada al relato heroico que define el que se puede considerar el mayor éxito en política exterior del primer mandato del presidente de Estados Unidos, Barack Obama. Según el periodista de investigación estadounidense ganador de un premio Pulitzer Seymour Hersh, el operativo de su país que acabó con la vida del que fuera el líder de al Qaeda, Osama Bin Laden en mayo de 2011, no fue una acción arriesgada y secreta, sino una operación conjunta de la inteligencia estadounidense y paquistaní. La acusación del periodista -quien destapó los escándalos de la matanza de My Lai en Vietnam y de los torturas en la cárcel iraquí de Abu Ghraib- ha generado una fuerte polémica en EE UU y Pakistán.

VICTORIA POPULAR… La victoria sobre la guerra económica es inminente y tendrá un sello popular por la socialista. Se acerca el fin de las arremetidas crueles de sectores pudientes del país que se encargaron de manejar, manipular y robarse los dólares de la patria. El pueblo es consciente y está convencido de la lucha heroica que se ha hecho y que se realiza para acabar con este permanente ataque a la economía nacional. Es hora de que la clase trabajadora y todo el pueblo venezolano maximicemos la consciencia de amor a este suelo, es hora de unir esfuerzo para garantizar la victoria definitiva sobre los destructores de la tranquilidad de los venezolanos y venezolanas.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1049 veces.



Geovanni Peña

Diputado a la Asamblea Nacional. Militante del PSUV.

 santanajerez@hotmail.com

Visite el perfil de Geovanni Peña para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Geovanni Peña

Geovanni Peña

Más artículos de este autor