Chávez y la Pared

Después de  30 Km los maratonistas pueden experimentar antes de llegar a la meta de los 42 Km lo que se conoce en su argot como La Pared. Si se presenta esta sensación  de aquí en adelante hay dolores musculares,  agotamiento  y agonía como si de repente te hubieran colgado, sin esperarlo, bastimento, fusil y mochila en la espalda. 

Si tu preparación física y un buen entrenamiento te lo permiten podrás seguir adelante los siguientes 12 Km hasta cruzar la raya final y disfrutar del éxtasis y la gloria.  Cuentan los maratonistas que han vivido  La Pared, que en esos últimos minutos los estímulos, la subjetividad y la mente son aliados poderosos para poder concluir con éxito el reto.

Comparemos el proceso bolivariano con un maratón de 42 Km donde la llegada a la meta sea  equiparable  al triunfo de la revolución con relaciones socialistas de producción   en los medios fundamentales y estratégicos del  Estado Socialista.  

Si ese fuera el caso, nos sorprenderíamos al  comprobar que hemos llegado a La Pared  y que ese es el lugar exacto donde se encuentra nuestro máximo líder. Nunca el pueblo venezolano había logrado avanzar tanto en sus reivindicaciones democráticas y sociales como en estos últimos 12 años en la búsqueda del socialismo.  No querer ver esta realidad objetiva es tan torpe, a mi juicio, como no aceptar que al socialismo revolucionario en Venezuela lo estamos  evitando  nosotros mismos.  

Nos empeñados en creer que estamos haciendo la revolución y que nos las sabemos todas con las misiones. Confundimos reivindicaciones democráticas y sociales con revolución socialista.  Nos engañamos a nosotros mismos cuando vemos en cada victoria electoral una transformación estructural sin advertir que seguimos inmovilizados,  cada vez más, en la arena movediza de la democracia burguesa que lentamente nos ahoga.

Sigamos con el ejemplo maratonista que es muy ilustrativo. Todos decimos que deseamos llegar a la meta final, a  la lucha final, y es válido hacerlo trotando, caminando y hasta gateando, si es preciso, pero  sin salirse nunca de la ruta, del camino. El problema es cuando  sentimos que hemos llegado a La Pared  y abandonamos la carrera o sólo queremos terminarla  montándonos en la camilla electoral o agarrando el atajo de los contrabandos ideológicos.  

En ese punto dramático nos encontramos y hay que asumirlo plenamente o nos hacemos la vista gorda para dejarnos manipular  por el ridículo ambiente  artificial del  “Buen Vivir”,  que parece un lema extraído del “Discreto Encanto de la Burguesía”  o más bien del diccionario de frases pavosas. Empezar a inventar frases cursis es una señal de  haber  llegado a La Pared.
 

La infame detención en Maiquetía del camarada Juaquín Pérez Becerra y su impensable entrega al fascismo Colombiano, el pacto internacional para la vuelta de Honduras a la OEA ratificado por Hillary Clinton, las injustificables  concesiones a los huelguistas   de la ultraderecha estudiantil universitaria y el veto Presidencial a la Ley de Educación Superior  son las primeras señales inequívocas del agotamiento del proceso al estrellarse contra La Pared. 

Los  conformistas, oportunistas, reformistas, moderados, resteados con Chávez, agradecidos, adulantes,  burócratas, directivos y chupamedias  del “Buen Vivir”,  que forman los primeros anillos de comunicación con el Presidente, aplaudirán esta medida represiva y reaccionaria, pero en la base del proceso hay semillas sembradas que animarán a Chávez a no abandonar la lucha y a seguir adelante hasta el final con la esperanza de verlo llegar a la meta sin reprimir a los revolucionarios ni entregarse a la derecha. De cualquier manera, la supuesta entrega de un camarada al enemigo  rompe el código de ética revolucionaria.
*Profesor Universitario Jubilado
Sergiobricenog@yahoo.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2537 veces.



Sergio Briceño García*

Profesor Universitario de Filosofía de la Educación Jubilado de la UPEL. Autor del Poemario "Porque me da la gana" y de la obra educativa "Utopía Pedagógica del Tercer Milenio". Ex Director Ejecutivo de la Casa de Nuestra América José Martí.

 sergiobricenog@yahoo.com

Visite el perfil de Sergio Briceño García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a122119.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO