Con razón el camarada Samán estaba callado, sin embargo ese samán está aporreado pero no derribado

¡Qué tal, camaradas! Con la pasión de siempre por nuestro proceso de cambios hacia el socialismo, pero confundido y sumamente preocupado por la reciente entrevista a mi tocayo Samán. 

Fue muy leída, sin embargo transcribo algunas vainas que, a mi humilde entender, son de la cuarta república y más. Si me lo permiten nuestros jefes de Aporrea apreciaría dejaran la entrevista en Times New Roman y mi comentario en Arial.

¿Y por qué sale del Ministerio de Comercio?  
—La única persona que sabe es el Presidente.       

No debería ser, especialmente cuando se refiere a una persona que a la luz pública se viene desempeñando con eficiencia.

¿Y usted aún no sabe el porqué? 
—Lo desconozco. Es más, todos los ministros desconocen las causas de su salida; simplemente les mandan una carta o los llaman por teléfono, como fue mi caso, que me llamó el Vicepresidente (Elías Jaua) y me pidió que entregara el cargo, pero no me explicaron el porqué yo salgo.   

Una simple llamada, y sin explicación, y ya está, ¡listo! Cómo duele cuando se está trabajando con el alma por una justa causa. Por una Revolución. Esta es una vaina tan chocante para cualquiera, en cualquier trabajo, que raya en la injusticia y no se le debe hacer a una persona decente e íntegra.

Muchos pudieron haber pensado que a Samán lo habían botado por corrupto y eso lesiona su condición de hombre de familia, de trabajador, de venezolano, y de revolucionario. Ahora también me explico –duda que una vez expuse en un artículo– por qué tanto(a) ministro(a) o presidente(a) de Instituto sacado(a) desaparece de la palestra pública –arrecho(a), me imagino–. Caso Vielma Mora, por ejemplo. La única que recuerdo que ha seguido es Ana Elisa Osorio.

Pero, ¿cuál es su hipótesis? 
—La que cobra mayor fuerza, visto todo lo que pasó y visto todo lo que ocurre, es una amenaza de desabastecimiento que aparecía en todos indicadores que recogía el Ministerio de Planificación, o por lo menos eso le hicieron creer al Presidente.

Y Samán le echó  bolas en contra el desabastecimiento y la especulación.

¿Esta amenaza a la que se refiere provenía de la burguesía? 
No, vale, qué burguesía; era la boliburguesía interna o, para llamarlos con respeto, los reformistas. 

Esta es una delicada acusación que hay que investigar a fondo.

¿Puede dar los nombres? 
—No, vale, porque se me pude escapar mucha gente.

 Nobleza y cuidado.

Hipótesis de la salida

Samán revela que, previo a su salida, se efectuó una reunión en la Vicepresidencia de la República, entre ministros y autoridades gubernamentales con altos ejecutivos de empresas agroindustriales y productoras de alimentos. “Creo que fue una celada que me tendieron los propios compañeros”.

Este “encomillado” nos pone a temblar.

“Lo que sucedió en esa reunión es que yo asumí una posición de intransigencia, porque me parecía que era ilógico que se permitieran aumentos, como por ejemplo los de los helados, cuando no se había aumentado la electricidad, la leche ni el azúcar, ni en ese momento habían aumentado los salarios.

Por eso es una absurda destitución

¿No ha tenido la oportunidad de hablar con el Presidente Chávez después de su destitución? 
—Sí, yo hablé con el Presidente. Él me dijo que eso es un hecho de estrategia, que la política, como el béisbol, es un tema de jugar posiciones. Yo no puedo obligar al Presidente a que explique, él es libre de poner o sacar…

Con todo el respeto al Líder, no se debe actuar con esa simpleza siendo (el presidente) una persona tan elocuente y tan directa.

Samán cree que el desempeño de algunos gobernadores y alcaldes influyó en la abstención del chavismo en las pasadas elecciones. “Si tú ves la secretaria de un alcalde hoy, y mañana se compra una camioneta último modelo, entonces tú dices, ‘epa, y cómo es eso. Ella tiene un mes y ya anda en camionetas lujosas…’

Evaluación en la que coincidimos en un cien por ciento y es la que se debe averiguar. Y aprovecho para decirle a Aristóbulo, y que me disculpe, pero en una reciente declaración reseñada en Últimas Noticias (de la de  José Vicente Hoy) manifiesta “que la falta de unidad dentro del partido de gobierno, (¿a qué se debe?, ¿a quiénes les reclamamos?, ¿cómo nos unimos?) así como la escasa voluntad  para concretar alianzas (podría interpretarse como del Presidente, que es quien marca el ritmo y quien había insistido en un partido único) y la desorganización de la maquinaria roja (lo que sugiere que todas las autoridades del partido deberían renunciar) fueron los motivos por los que el oficialismo no obtuvo las 2/3 de los curules de la AN”.

Continúa Aristóbulo: “si nosotros hubiésemos logrado que un millón 800 mil patrulleros llegaran cada uno a 10 electores es evidente que hubiésemos logrado el objetivo”

Pero, camarada Aristóbulo, esto no puede ser un trabajo de unos meses, menos en un guerra mediática que nos tiene atropellados.  Por eso el PSUV debe dejar de ser un partido eleccionero. Además, como lo comprobé en Anzoátegui, en la Sala Situacional Norte, la data está totalmente desactualizada. Se contacta, más o menos, al 20% de los inscritos y la mayoría aprovecha para exponer problemas. O sea que el partido además de actualizarla debe contactar y evaluar a su militancia, ayudarla, etc.

Y en todas estas declaraciones del muy valioso camarada, Aristóbulo, no menciona para nada la ineficiencia de gobernaciones y alcaldías. Como lo hace Samán. ¿Será por menos compromisos?

Seguimos con el camarada Samán.

Hubo más de dos millones de los nuestros que no se movilizaron, que están descontentos. Yo digo que la corriente radical debe capitalizar ese descontento hacia adentro, o sea, no permitir que esta gente, que no se movilizó, se vaya a la derecha (…) La derecha es la muerte, es el fascismo, es el racismo, es el retroceso, es el entregar el país, entregar el petróleo, es la esclavitud…”

Esto implica, además de evaluar a los dirigentes actuales, en todos los niveles, sin excepción y sin amiguismos, que “unos dirigentes comprometidos con el proceso y con el Presidente, sin intereses regionales y locales,” evalúen el comportamiento de los militantes en las comunidades. Más de uno es un chavista “echón” porque le han dado un crédito, una casa, una beca, etc., y se lo estruja a sus vecinos.

Camaradas, esto que viene es súper arrecho y no haré comentarios. Sólo que hay que hacer una hiper investigación y que la onda llegue a todos los organismos del estado.

¿Un Indepabis blandengue?

Samán asegura que el Indepabis, luego de su salida como presidente de esa institución, “no inspecciona las panaderías”, porque, según él, hubo un acuerdo de no agresión entre el Ministerio de Comercio y la Federación Venezolana de Industriales de la Panificación y Afines (Fevipan).

“Para que ellos no fueran a huelgas y para que no se pararan el Indepabis acordó hacerse el loco con el aumento indebido del pan. Entonces, prohibieron a los fiscales que inspeccionaran las panaderías y que las cerraran. Que me lleven a la Fiscalía y me juzguen por lo que estoy diciendo, pero es la verdad.

“Cuando los fiscales del Indepabis hacían una inspección, el panadero llamaba al de Fevipan, el de Fevipan llamaba a la viceministra (para el Comercio Exterior), Carlina Pacheco, y ella llamaba a la presidenta del Indepabis (Valentina Dos Querales Wolkow) para llamarle la atención de que se le estaba haciendo un acto a un panadero, y entonces tenían que deshacer eso…”

Bueno, camaradas, ¿qué decir…?  Hay que aplicar las “R” que jode. 

¡Patria, “R” que jode y Venceremos!

edopasev@hotmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 4379 veces.



Eduardo Palacios Sevillano

Ingeniero Civil. Escritor y caricaturista. Productor radial y locutor. Miembro de la directiva de la Orquesta Sinfónica del Estado Anzoátegui. Miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Bolivariana del Edo. Anzoátegui. Coordinador de la Red de Historia, Memoria y Patrimonio de Anzoátegui.

 edopasev@hotmail.com

Visite el perfil de Eduardo Palacios Sevillano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Palacios Sevillano

Eduardo Palacios Sevillano

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a110532.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO