¡A Votar el 26!

Carta a un Camarada y Amigo

Que piensas tu, como si fueses por un momento, el mago Merlín, o el famoso Fierabrás del Quijote, un adivino con su bola de cristal, con un poco de análisis desde la distancia y en tierra tica, que ves, imaginariamente sobre lo que pueda ocurrir el 26.

Tu opinión es apreciada por tus amigos, en Venezuela, y la tomamos en cuenta, "por lo menos nosotros tus amigos". Que sabenos has caminado, preguntando e indagando como pocos estas tierras de Bolívar, con el deseo ferviente de empujar la carreta del proceso, de meter tu hombro donde hiciera falta. De aquí tu saber sobre este proceso

Mi opinión sobre el 26 en situs es preocupante. La maquinaria funciona a empujones y se siente oxidada y no con el entusiasmo de antaño, aunque esto es normal por el desgaste sufrido por el gobierno en diez años. El Proceso, ha hecho muchas cosas buenas, muchas, pero más se podían haber hecho, sin la eterna conspiración de la oposición y la quinta columna infiltrada en el gobierno. Pero hay está el dilema ser o no ser dice Hamlet, vencer o no vencer digo yo, lo que no se hizo genera aún discordias malestares en la masa votante, y sin duda también aquello que se hizo mal, o se estructuró en forma errónea. Lógicamente lo contrario ocurre con los aciertos del proceso, que son muchos, y que incentivan a votar.

¿Cuántos son los votantes reales? ¿

Los que votaran en las máquinas el 26?
¿Cuantos los que no votaran?
¿Cuantos ni fu ni fa?

Si analizamos este espectro en base a los resultados de las últimas elecciones, incluso incluidas las del PSUV para elegir nuestros candidatos a la AN. Nos daremos cuenta que las fuerzas de votantes de la oposición y del PSUV se encuentran creo yo bastante parejas, cosa que podría dar al traste con la intención de alcanzar las tres cuartas partes necesarias para que el gobierno pueda aprobar leyes como aplanadora.

¿Podría suceder esto?
¿Puede?
¿Sería beneficioso para el proceso?

Quizá sirva si así fuese
Para que muchos, se den cuenta de los errores y escuchen más a los de abajo y abran los ojos y las orejas y aprenda a ver y a escuchar al pueblo que vota.
Aunque esto sería doloroso, podría ser un mal necesario

Los no votantes es el fantasma a vencer
fantasma difícil de manejar
y el otro es el del pueblo indeciso el que cambia fácilmente de manera de pensar y se inclina con relativa flexibilidad a uno u otro lado del río.

Claro que este no es sino un análisis callejero, a lo tierrúo, para emplear una palabra popular, pero creo que tiene partes que pueden darnos la razón, si las sometemos a un fino y concienzudo análisis.

El fantasma de la abstención, los no votantes.
Los ni fu ni fa
La quinta columna dentro de el PSUV y del propio gobierno
Esos son los imponderables.
Imposibles de predecir y de medir ahora en un análisis cualquiera.
Esas respuestas las tendremos el 27
Crucemos los dedos por el bien de este proceso bolivariano.

¡Patria Socialista o Muerte!
Lo que no sabemos, es cuantos de verdad están dispuestos a morir por el socialismo y por la patria, y cuantos a votar el 26

Saludos Camaradas Hasta la Victoria Siempre
¡El 26 a votar! ¡Por la Juventud Revolucionaria del PSUV!



Requenave1@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1819 veces.



José Juan Requena

Soñador, escritor y poeta.

 requenave1@gmail.com      @Ripidio

Visite el perfil de José Juan Requena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Juan Requena

José Juan Requena

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a106897.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO