Juan Manuel Santos dinamita proceso de paz en Colombia y facilita los planes del imperio

Realmente, luego de la derrota imperial en la VII Cumbre de las Américas celebrada en Panamá, definitivamente el imperio contraataca con mayores fuerzas. Es como una fiera herida que se siente acorralada y eso lo hace mucho más peligroso.

Son muchas las cosas que tenemos que señalar y decir luego de finalizada este foro internacional, y en mis artículos anteriores he señalado algunas elementos que permiten inferir el contraataque imperial. Recibieron una derrota mediática de manera importante, pero el juego geopolítico y el proceso de acumulación, articulación y despliegue de fuerzas empieza.

Pero hay un acontecimiento, uno de los primeros suscitados post cumbre, nos pone triste y nos preocupa como bolivarianos y chavistas, porque es parte de la estrategia imperial, y tiene que ver con la decisión del Presidente Juan Manuel Santos, de levantar la suspensión de los bombardeos contra los campamentos de las FARC-EP.

De acuerdo a la nota publicada en el portal de Telesur, se señala lo siguiente:

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ordenó este miércoles levantar la suspensión de bombardeos a las FARC tras el choque en el Cauca que dejó 11 militares muertos, durante una declaración dada a la prensa desde la Base Aérea Marco Fidel Suárez, en Cali. "A los actores del infame hecho los vamos a perseguir. He ordenado a las Fuerzas Armadas levantar la orden de bombardeos hasta nueva orden. A ustedes comandantes les he ordenado todas las medidas necesarias para proteger a la población civil y a las tropas", sostuvo Santos. Asimismo, dijo que la decisión del cese el fuego bilateral sólo se dará como consecuencia de un acuerdo serio y definitivo que "sea verificable de resolución del conflicto". "Hechos de esta gravedad demuestran una vez más la necesidad de acelerar las negociaciones que pongan fin a este conflicto que sigue llenando de luto a las familias colombianas", enfatizó el Presidente. Santos extendió su “más profunda solidaridad a los parientes de los soldados que dieron su vida en defensa de la patria. El incidente fue producto de un ataque deliberado y viola la promesa de la tregua unilateral". El mandatario sostuvo: "Que les quede claro a las FARC que no me voy a dejar presionar por hechos infames como este para tomar una decisión de cese al fuego bilateral". FARC pide tregua bilateral Más temprano, el vocero de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC-EP), Pastor Alape, manifestó en nombre del grupo insurgente la preocupación por los hechos registrados en el departamento del Cauca, que cobraron la vida de 11 militares. “A todas luces los hechos tienen su causa en esa incoherencia de parte del Gobierno de estar ordenando operativos militares contra una guerrilla que está en tregua”, dijo a la prensa el comandante Pastor Alape en La Habana (Cuba). Hizo un llamado a la reflexión nacional, “si estamos avanzando en la construcción de un acuerdo de paz, es necesario que pare esta guerra”.

La nota completa la podemos leer a través del siguiente link: 
http://www.telesurtv.net/news/Santos-ordena-reactivar-bombardeos-contra-las-FARC-20150415-0047.html.

Para mí, este tipo de acciones, dinamitan, descarrilan y torpedean el proceso de paz en Colombia. Desde acá hago votos por la paz de Colombia, que sería igual a la paz de Venezuela, a la paz de Suramérica.

Pero, no podemos olvidar, lo que el fallecido senador republicano Bob Coverdale, a propósito de la implementación del Plan Colombia, señaló: “Para dominar a Venezuela, hay que dominar y controlar militar y territorialmente a Colombia”.

Si Santos, las FARC-EP y el ELN firman la paz en Colombia, las bases militares gringas no tendrían razón de ser en el territorio de nuestra hermana neogranadina. Por eso, no es a Santos ni a las FARC-EP las que conviene un conflicto que durante casi siete décadas desangra a nuestra vecina, sino a los gringos para poder intentar saquear, desde sus bases militares, los recursos y las riquezas que yacen en el territorio venezolano.

Creo que nos queda hacer un llamado a la sindéresis, a la serenidad, a la calma, y que vuelvan y retomen las mesas de negociación y diálogo, esperando derrotar a los perros de la guerra, y de los que pretenden usar al territorio colombiano como plataforma para agredir a la Patria Grande.

No olvidemos que Juan Manuel Santos, cuando era Ministro de Defensa del entonces Presidente Álvaro Uribe Vélez, expresó: “Me siento orgulloso de que Colombia pueda ser considerada el Israel de América”. Una amiga mía diría, “Santos es una guabina con champú”.

¡Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen!

¡No queremos guerra, queremos la paz en Colombia y en todo el mundo!

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y Venceremos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1917 veces.



Juan Martorano

Abogado, Activista por los Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas (RENTSOC).

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a206475.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO