¿Hillary Clinton, fidelista?

¿Por qué cree usted que la ex primera dama, ex senadora y ex secretaria de Estado, Hillary Clinton dejó de ser secretaria de Estado del gobierno de Barack Obama? Dejar así como así un pedazo de la torta del poder en los Estado Unidos, no es nada fácil. Salvo que se tengan poderosas razones. La esposa de Bill Clinton no tenía muchas razones. Sólo tenía una. La más poderosa de todas: ser candidata a la presidencia de su país por el  Partido Demócrata, en el 2016. En el momento de la renuncia al equipo de gobierno de Obama, mucha gente creyó que lo había hecho por diferencias políticas con Obama. Pero todo obedecía a una estrategia, milimétricamente estudiada, con el objetivo claro de llegar a la Casa Blanca, como la primera mujer en el rol de presidenta de la primera potencia militar del planeta.

2. Decisiones difíciles

La señora Clinton preparó con detenimiento y sabiduría el lanzamiento de su libro  Hard Choices (Decisiones Difíciles), en la Ciudad de Nueva York, tan solo días atrás. ¿Cuál es el contenido del libro? Según los expertos en materia comunicacional que han leído el libro, el mismo contiene una serie de opiniones de tipo políticos, que apuntan hacia un deslinde total del gobierno de Obama, por un lado, y por el otro,, su lanzamiento a la candidatura demócrata para la presidencia de EEUU, donde, tal vez, enfrentaría al republicano Jed Bush, quien tiene una base muy fuerte en el estado de Florida. Aunque todavía se está lejos de la fecha para la lucha en las primarias, sin embargo, la señora Clinton, picó adelante. Aprovechó muy bien su estadía en la Secretaría de Estado, relacionándose con jefes de estados tanto de Europa, como de los otros  continentes.

 El libro de la ex senadora, tiene un capítulo dirigido a América Latina. Y ese capítulo se refiere despectivamente contra nuestro Comandante Supremo, Hugo Chávez. Lo tilda de dictador autoengrandecido. Señora, dictadura las de ustedes. Donde manda el dinero y los halcones de la guerra. ¡Tremenda dictadura! ¿Usted no se ha dado cuenta?

3. La Clinton abogó por la suspensión del embargo a Cuba

Otra revelación del libro Decisiones difíciles es sobre Cuba. Ella afirma que exhortó a Barack Obama a que suspendiera el embargo a Cuba, ya que éste no había conseguido doblegar a los cubanos. Desde 1960 los Estados Unidos ha mantenido un embargo contra la isla con la esperanza de sacar a Castro del poder, pero sólo logró darle a alguien a quien culpar por los problemas de Cuba, escribió. Y añade: El bloqueo le ha dado a los líderes comunistas Fidel y Raúl Castro excusa para no poner en marcha reformas democráticas. ¿Qué pasó con el exhortó de la Clinton a Obama? Nada. Su petición, si es que la hizo, no fue oída como ella pensaba. O simplemente fue una jugarreta de la política interna de EEUU, y del Partido Demócrata. Por cierto, le han llovido muchas críticas a su libro, pues lo consideran sin sal. Es decir, falta de contenido y, por supuesto, nada interesante, a pesar de su alto coeficiente intelectual, el cual se ubica en  IQ 140. Un poco por sobre la de su marido. Lo que no ha impedido que  su esposo haya ganado unos 100 millones de dólares dando discursos, mientras que ella, tan sólo 5. Por cierto, Hillary Clinton, confesó a un periodista estadounidense que la pareja presidencial había salido de la Casa Blanca, quebrados. Es decir, tenían una deuda con la hipoteca de su casa. Y digo yo, tal vez debían el automóvil, la cocina, la nevera y el televisor.

4. Se equivocó al apoyar la guerra de Irak

Otra revelación del libro. La señora Clinton, dice, con mucha facilidad, que ella se equivocó al apoyar la guerra de Irak. Reconoce que fue un error haber votado  a favor de la guerra contra Irak. La ex primera dama asegura en su libro que su voto como senadora a favor del uso de la fuerza en Irak se había convertido en una carga pesada. Con cada carta que envío  a una familia de Nueva York, que ha perdido un hijo o hija, a un padre o madre, mi error se vuelve más doloroso, confiesa en Decisiones Difíciles. Me supongo que la señora Clinton no duerme en las noches, como producto de su remordimiento de conciencia. Tal vez por eso desea ser Presidenta de Estados Unidos, para resarcir los daños a una país que fue invadido y casi destruido por que al señor Barak Obama le dio la gana. Usted, señora no tiene moral para venir ahora con eso de una carga pesada en su conciencia. ¿Quién le va a creer? ¡Cosas veredes Sancho, que no son crederes!

¡Volveré!

Teófilo Santaella: periodista, egresado de la UCV. Militar en situación de retiro. Ex prisionero de la isla del Burro, en la década de los 60.

teofilo_santaella@yahoo.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1092 veces.



Teófilo Santaella

Periodista, egresado de la UCV. Militar en situación de retiro. Ex prisionero de la Isla del Burro, en la década de los 60.

 teofilo_santaella@yahoo.com

Visite el perfil de Teófilo Santaella para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Teófilo Santaella

Teófilo Santaella

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a189679.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO