Hugo Chávez con CELAC se inmortaliza en la Historia de los pueblos

El sueño de Bolívar, de los próceres latinoamericanos y del Caribe está en vías de transformarse en una realidad positiva y contundente. Desde aquel lejano congreso anfictiónico de Panamá, celebrado con el mismo objetivo y sueño de Bolívar, buscar la unión hispanoamericana de lo que antes fueron los virreinatos españoles.Celebrado en 1826 en el convento de San Francisco, hoy Palacio Bolívar.

Luego de 185 años postreros a ese evento, 33 Naciones, latinoamericanas y caribeñas, se unen en la ciudad dónde nació el Libertador de libertadores, Simón Bolívar, para concretar y dar feliz inicio a este sueño de nuestro libertador.

La unión e integración de los pueblos.

La CELAC a nacido en la cuna de Bolívar y llevada de la mano de nuestro presidente Hugo Chávez, a quien no puede negarse las cualidades de lidera y estratega de estos pueblos.

Treinta y tres naciones número primo y cabalístico, que quizá sea de buen augurio, ya que nos recuerda además la edad de Cristo al morir en la cruz por nuestra salvación.

Treinta y tres naciones exceptuando a Canadá y Estados Unidos entran a formar parte de la CELAC.

Treinta y tres naciones entre presidentes que pueden ser apóstoles o fariseos y de diversas ideologías la integran.

Deseamos que no se encuentre entre estos treinta y tres presidentes ningún Judas, tal como le pasó a Cristo con sus apóstoles.

Le deseamos gran éxito en todas sus iniciativas geopolíticas a la CELAC, y suerte a los timoneles de las naciones que la integran.

Este nuevo mecanismo de integración que se plantean los pueblos latinoamericanos y caribeños, como bien dice el presidente Correa: “ nace sin la tutela de Estados Unidos y Canadá”.

Como bien dijo nuestro presidente Chávez, “la CELAC, es el camino a la unidad”, y agrego; “avancemos sin vacilación porque vacilar es perdernos”

¡Unidad, unidad, unidad!, pidió el presidente Chávez.

Agregó, que la CELAC nace con un espíritu nuevo, como un arma de integración, política, económica y social.

Daniel Ortega agrego que: con el nacimiento de la CELAC muere la antigua doctrina Monroe de los Estados Unidos proclamada en 1823.

La CELAC hoy, es como una espina clavada en el pié del caminante Tío Samuel, que siempre ha considerado América Latina como su patio trasero.



Requenave1@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2667 veces.



José Juan Requena

Soñador, escritor y poeta.

 requenave1@gmail.com      @Ripidio

Visite el perfil de José Juan Requena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Juan Requena

José Juan Requena

Más artículos de este autor