Caballo de troya en la salud de el Tocuyo (Lara)

Se acaba de producir la errada designación de un profesor de la UCLA, fanático opositor a todo lo que provenga del gobierno revolucionario, como Jefe del Municipio Sanitario de Morán y Subdirector del Hospital de El Tocuyo. El Ministro de Salud actual, el gobernador Henry Falcón, el Director de Salud de Lara y/o el Alcalde del Municipio Morán (El Tocuyo). Deben saber que ese es un sujeto dañino para el proceso revolucionario y bajo ningún concepto se justifica tal designación. Para nosotros es un error y para él una inmoralidad aceptarlo, excepto para luego tener mas argumentos para atacar al gobierno bolivariano, al ser usado como caballo de Troya, o como quinta columna. Bastantes enemigos tenemos afuera para incorporarlos nosotros mismos.

El colectivo de profesores bolivarianos de la UCLA considera que para designar a un funcionario en un cargo de confianza se debe averiguar un mínimo quien LO EJERCERÁ. Ustedes saben que en la UCLA hay un profesor declarado enemigo del gobierno, (Héctor Nuñez) de todo lo que huela a chavismo y un crítico fanatizado de la revolución. Pues bien, a este profesor se le está designando en un cargo del cual saldrá dentro de poco renunciando y criticando con mayor fervor al gobierno expresando que en salud es un desastre, como ya lo ha expresado en otras oportunidades. No sabemos si técnicamente es bueno o malo. Lo que consta es que es un enemigo del proceso y bastante daño hace desde la universidad como para premiarlo con un cargo de tanta significación. De todos es sabido que es este un profesor aliado de lo que fue la Coordinadora Democrática y la ahora denominada Mesa Democrática, siempre arropándose en una supuesta independencia. !POR FAVOR¡ Dónde está la coherencia del gobierno y de la revolución.

Una profesora camarada, ante ese desaguisado de la burocracia larense, expresó lo siguiente:

“ No entiendo cómo es que se nombra en un cargo de confianza a un abierto opositor de las políticas de salud del gobierno, y más aún cómo es que el Prof. que tanto adversa las políticas de salud del gobierno acepta (esto es lo que más me asombra, que el Prof. haya aceptado; porque el gobierno es experto en poner en cargos a abiertos enemigos del proceso y en darles prebendas mil millonarias a muchos traidores, que a veces se disfrazan, pero otras no). El problema no es la capacidad para el cargo y la preparación, sino que se requiere un mínimo de comunión con las políticas del Estado (esto no quiere decir que no puedan ser opositores, pero en todo caso deben ser opositores que apoyen las políticas de salud). Será que podrían trabajar en el hospital los médicos egresados del programa de formación que tanto adversa el Prof de marras, al que dedicó tantos calificativos negativos?”

Otra compatriota reflexionó en los siguientes términos: “Un declarado enemigo del proceso: ¿Cómo puede dirigir un hospital en el cual realizan prácticas y cursan sus estudios los participantes de la Misión Sucre y del Programa de Medicina Comunitaria?

¿Cómo tratará a los estudiantes de Medicina Integral Comunitaria, cuando en sus escritos y en las sesiones del Consejo Universitario califica de fraude académico dichos estudios?

¿ Cómo será la relación con los Consejos Comunales?. Una cosa es el derecho al trabajo que todo ciudadano tiene independientemente de su posición política y otra es designar en un cargo directivo, al cual le corresponde definir y aplicar políticas de salud bajo los nuevos paradigmas de este proceso de cambios a una persona que ha demostrado y se jacta de estar en contra de todo lo que el gobierno haga.

¿No hay en el Estado Lara otro médico que pueda ejercer tales funciones?

Habría que hurgar en las razones por las cuales el susodicho aceptó el referido cargo, seguro que al término de su "gestión" saldrá a descalificar al hospital y a la misma Dirección de Salud, ya que es un genuino representante de lo más reaccionario que hay en la Universidad”.

Se anexa el punto aprobado en el Consejo Universitario de la UCLA donde el sujeto en cuestión solicita un PERMISO REMUNERADO para dedicarse a las funciones designadas por el “gobierno revolucionario”. Paradojas, contradicciones (¿tráfico de influencias o amiguismo?) e incoherencias de los gerentes bolivarianos.

CONSEJO UNIVERSITARIO

SESION Nº 1967

ORDINARIA

FECHA: 22-07-2009

5. Solicitud de PERMISO REMUNERADO, desde el 15-07-2009 al 15-12-2009, para el Prof. HÉCTOR ALLÁN NÚÑEZ SOTELO, C.I. 7.404.186, docente adscrito al Departamento de Medicina Preventiva y Social del Decanato de Ciencias de la Salud, para ejercer funciones como Jefe del Municipio Sanitario N° 3, y Sub-Director del Hospital Tipo I “Egidio Montesinos”, en el Municipio Morán del Estado Lara. El Prof. Núñez mantendrá su carga académica durante el período del permiso.

La presente solicitud cuenta con el aval del Consejo de Decanato Extraordinario N° 019-2009 del 15-07-09. Tramitación realizada por el Decanato de Ciencias de la Salud. (DCsS: 321-2009 del 15-07-09).


cecilperez@ucla.edu.ve


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2594 veces.



Cécil Gerardo Pérez


Visite el perfil de Cécil Gerardo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: