La cuarta flota

Cynthia Machado Zuloaga está feliz porque “allí cerca está la Cuarta Flota que viene a salvarnos del comunismo”. Así dice.

El Centro San Ignacio está lleno de gente que entra a las tiendas y sale con un montón de bolsas en las manos. La crisis económica que vive el país tiene a la gente corriendo. Hay por allí una agencia de viajes donde la cola de gente sale del local y se pierde detrás de una pared. Todo el mundo está comprando pasajes, se dice que nunca como antes el venezolano había viajado tanto.

- Esta gente merece un país mejor –dice Cynthia- Un país con mejores servicios. Que le lleven los boletos aéreos a sus casas, que no tengan que hacer esas colas aberrantes, en mi familia nunca hemos hecho colas porque conocemos muy bien la importancia del tiempo, en cambio al venezolano le encanta una cola. Tenemos que salir de este, tu Presidente, para que el país vuelva a ser feliz.

El mesonero se acerca con la botellita de agua Evian y el café negro. Cynthia se mueve sexualmente en su silla para provocarlo. La minifalda que tiene puesta puede matar de un infarto al hombre más sano del mundo. Su pelo se mueve con la brisa y se lleva las manos a la cabeza para tratar de controlarlo. Está sentada y parece que estuviera desfilando en una pasarela.

El mesonero coloca la botellita de agua al frente de Cynthia y suspira, el café negro casi me lo tira encima.

- Nuestra esperanza es la Cuarta Flota- sigue diciendo Cynthia-. Después de cincuenta y ocho años paralizada, ahora nuestro Presidente George Bush la pone en marcha para salvar las democracias de América Latina, o como dice tu Presidente, de Nuestra América. Eso se llama querer a nuestros países. Mandar la Cuarta Flota para vigilarnos. Para que los dictadores de turno sepan que hay un gobierno democrático que nos cuida. Yo estoy proponiendo que la gente de la oposición salga en una gran marcha pidiendo que entre a nuestro mar la Cuarta Flota. Tenemos que hacerlo porque esas elecciones del 23 de noviembre están perdidas. Esos candidatos nuestros representan el pasado.

Se lleva la botellita de agua a la boca y es un espectáculo verla tomar directamente de la botella. Se pone de pie para seguir tomando agua y su cuerpo parece un afiche haciendo publicidad de agua Evian.

- Sólo la Cuarta Flota salva, amigo. Lo demás es creer en pajaritos embarazados. Este país no se compone desde adentro, y mucho menos con Henry Ramos Allup, Manuel Rosales y Omar Barboza, este país se compone desde afuera, es decir, con la ayuda de nuestros hermanos de Estados Unidos.

Suena su celular y mete sus manos en la cartera Luis Vuiton que tiene en la mesa, y saca el último modelo en celulares, atiende y escucha y luego me dice: “Te dejo, amigo, tengo que ir a una reunión para ver cómo aceleramos la llegada de la Cuarta Flota”.

robertomalaver@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2461 veces.



Roberto Malaver

Periodista y escritor. Niega ser humorista, a pesar de algunas evidencias que indican lo contrario. Co-moderador del popular programa "Los Robertos", al cual insisten en llamar "Como Ustedes Pueden Ver". Co-editor del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". "Co-algo" de muchos otros proyectos porque le gusta jugar en equipo.

 robertomalaver@gmail.com      @robertomalaver

Visite el perfil de Roberto Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: