Memorias de un escuálido en decadencia

Vida

¡Qué peo tenemos nosotros con la muerte! Cada vez que nos enteramos que un chavista está enfermo, salimos a escribir pendejadas por twitter y a desear que se muera y que lo entierren hondo. Nosotros no podemos continuar con esa vaina porque eso demuestra que no queremos a nadie, ni siquiera al país. Así que dejemos esa pendejada, todos somos humanos y eso es suficiente. Los chavistas en eso nos están dando medio palo. Ellos no están deseando que nadie de nosotros, la gente decente de la oposición, se muera. Allí está, por ejemplo, se murió hace poco el Ministro de Relaciones Interiores de Carlos Andrés Pérez, Alejandro Izaguirre, y los  chavistas no dijeron ni pío, y ahora se murió Hilarión Cardozo, y los chavistas nada, ni un carajo. Ah, pero nosotros, no joda, pasamos todos los días por la funeraria preguntando si se murió un chavista para tirar cohetes.

Es tiempo de que Embajada Radonski, nuestro candidato, a pesar de todo lo malo y mediocre que es, tiene que salir y decir que esos compañeros de la oposición que están drenando su odio por allí en las redes sociales, se dejen de  esa pendejada y se pongan a trabajar por el país y por la candidatura, porque les digo una vaina, para defender la candidatura de Embajada Radonski hay que echarle bolas, porque allí no hay nada donde apoyarse, puro fascismo y más nada. Pero es nuestro candidato, aunque nos duela a muchos.

Esta semana habló el dictador y dijo que tenía que operarse nuevamente porque le descubrieron una lección de dos centímetros donde le hicieron las dos operaciones anteriores, y ¿qué hicimos nosotros? Pusimos una fiesta del carajo, como que nosotros nunca nos vamos a morir, sino que nos vamos a quedar para semilla. Qué pendejada tan grande. Hasta los que se dicen cristianos se ponen a escribir bolserías en el twitter, y así llevamos todas las de perder. Nada nos cuesta ser decentes y desearle vida, mucha vida, a toda la gente, porque, de paso, por eso queremos gobernar este país, para que la gente tenga vida, mucha vida, y nada de muerte... pero coño, nosotros tenemos el odio a flor de piel, basta con un run-run que nos diga que anoche el dictador durmió mal, para que nosotros digamos: “Ya está listo, de mañana no pasa”

Así que dejémonos de vainas y vamos a comportarnos como la gente, eso que estamos haciendo es típico de animales y así no llegamos a donde queremos llegar, al poder, aunque con Embajada Radonski la cosa se nos pone dura, muy dura.

- Ódiame por piedad, yo te lo pido.- Me canta Margot.

robertomalaver@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3852 veces.



Roberto Malaver

Periodista y escritor. Niega ser humorista, a pesar de algunas evidencias que indican lo contrario. Co-moderador del popular programa "Los Robertos", al cual insisten en llamar "Como Ustedes Pueden Ver". Co-editor del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". "Co-algo" de muchos otros proyectos porque le gusta jugar en equipo.

 robertomalaver@gmail.com      @robertomalaver

Visite el perfil de Roberto Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: