La CIA titiritero de la MUDA

Sin oposición seria, ni posibilidad de que se forme, sin preguntas de nadie ni necesidad de respuestas, se puede desplegar toda mentira, combinación y maniobra.
La CIA titiritero del oposicionismo ha demostrado saber de todo esto mucho más que los componentes de la, (MUDa o MUS) y los grupos “políticos” que la componen. Creo que, lo mismo que estos partiduchos, sus “dirigentes políticos” están vendados y narcotizados por su medio social. Deben creer sus costumbres tan infalibles y universales como la gravitación. Es comprensible; no podemos imaginar una escena completa, por breve que sea, en la que hombres y cosas anden y se apoyen en los techos, y hasta imaginar al antípoda nos es dificilísimo. Creemos que estos ejemplos sirven para explicarse la falsa idea de la oposición sobre el socialismo y Chávez.

La burguesía carece en absoluto de facultades para imaginar prácticamente el socialismo. Le sucede igual que a la iglesia católica que carece también, de capacidad para idear lo que sucede del lado del pueblo. El hecho de que un obispo conozca de socialismo, directa o indirectamente, es poco frecuente en estos prelados; cierto que es posible. Más posible que lo contrario: más posible que el conocimiento de lo venezolano por el gobierno gringo. Al fin, somos aún algunos millones los que hemos conocido las persecuciones de la iglesia católica, también del imperialismo y del puntofijismo; y también por grande que haya sido la saña demoledora, sobre vive tanta historia en costumbres y lenguaje que salta la oposición entre estas realidades y la tormenta de la propaganda, provocando espasmos en la inerte facultad crítica. Pero, ¿qué gringo, inglés, francés o alemán viaja de veras por la profunda Venezuela, y cuenta su viaje?, y ¿qué podrá su relato contra la impenetrabilidad de los medios de comunicación del imperialismo?... Cierto, existen otras fuentes de información: los mismos venezolanos que salieron del país por casos de corrupción. Presentimos, su shock psíquico…, y sus traiciones. Es natural la precaución del Gobierno revolucionario; la conspiración, el golpismo, el asesinato agazapado tras toda esquina. Deben ser muchos los Mezerhanes y los Zuluaga… Y nosotros enemigos del imperialismo, hermanos de su pueblo por la historia y los sufrimientos. ¿Qué poder hay sobre la tierra que consiga cosas semejantes? Nos indignamos de pronto contra nosotros mismos. Sobre la vergüenza flota un sentimiento quizá más fuerte: ¿les tenemos odio?

La mentalidad de la burguesía carece de dimensión adecuada. Le es imposible concebir lo que es mayor que su propio entendimiento. Y siendo así, y reconociéndoles inteligencia, bien demostrada en otras ciencias, que su inteligencia carece de dimensión, que el socialismo tiene una más que su intelecto. Que no crean, sí; acaso, la dimensión de que carecen sea esa, la de creer… Ellos ya no creen; el soporte universal de su fe era Dios, y se les rompió hace ya mucho tiempo. Ahora ya no creen en Dios, sólo creen en el dólar y, por consecuencia, en nada. Y como no creen, es imposible que crean a nadie capaz de creer… Parece que han llegado a no creer ni en sí mismos. Y nosotros; nosotros creemos en el socialismo, en la lucha por la existencia y le atribuimos un fin y un término: la destrucción de las clases adversarias, la destrucción del imperialismo y la burguesía.

Para mitigar las fricciones sociales el imperialismo se ve obligado a mantener a la MUD, a los medios de comunicación comerciales, a un sector de intelectuales pequeñoburgueses, y a un pequeño grupo de la burocracia sindical, Cuanto mayores son las prebendas, más ardiente es su antichavismo. Los únicos grupos que pueden mantener el comedero particular son los que pudieron acumular en el pasado vastas riquezas gracias a la explotación del erario público y al saqueo de los dineros del pueblo.

Cada uno de los grupos que se agrupan en la MUD, por un lado, viven de los subsidios de la CIA, se someten a sus órdenes; sobreviven y se mantienen por la fuerza de la inercia y no por el vigor de sus ideas. La única organización de estas características con un pasado “revolucionario más serio”, el partido acción democrática, hasta la fecha se demostró incapaz de revisar valientemente su política centrista, que fue una de las razones principales de su colapso. Los restantes miembros del grupo son todavía menos capaces de ejercer la crítica y la autocrítica. Toda esa empresa esta imbuida de un espíritu de diletantismo senil.
¡Raza cobarde, y cobarde con la más desastrosa cobardía, con la cobardía moral que tiembla y se arredra de encarar la suprema defensa de la Patria!

¡Gringos Go Home!
¡Libertad para los cinco héroes de la Humanidad!
Hasta la Victoria Siempre y Patria Socialista.
¡Venceremos!


manueltaibo1936@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1569 veces.



Manuel Taibo


Visite el perfil de Manuel Taibo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a136811.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO