¡Qué alguien me explique esta locura!

Les hicieron creer que no hacía falta una nueva constitución; que la
elaborada por el puntofijismo era una maravilla; que se trataba de una
estrategia de Chávez para perpetuarse en el poder; que lo que le convenía
al país era votar en contra de la nueva constitución: Convocaron a
desconocer lo que dieron por llamar “la mal nacida” y luego la hicieron
suya: Más tarde se autoproclamron defensores de esa constitución y
calificaron al gobierno de ser el violador de ella… pero siguieron
creyendo en ellos.

En un desprecio total por sus vidas, los convocaron a una marcha y le
cambiaron la ruta para simular una confrontación y “cazarlos como
conejos” con francotiradores. Los hechos quedaron demostrados con la
confesión de Otto Neustald (corresponsal de CNN), con los vídeos donde se
ensayaba el anuncio de las muertes, antes de que se produjera la primera;
con las investigaciones policiales y con un trabajo periodístico de
primera, plasmado en un documental… pero siguieron creyendo en ellos.

Les dijeron que defendían a PDVSA y al país y para ello convocaron a un
paro que luego transformaron en sabotaje petrolero; le causaron pérdidas
económicas al país superiores a las reservas internacionales de las que
se disponían para ese momento; provocaron la quiebra de centenares de
empresas; generaron una recesión económica terrible; ocasionaron que
veinte mil trabajadores de PDVSA abandonaran sus puestos de trabajos
perdiendo sus empleos; provocaron decenas de muertos que no pudieron
llegar a un hospital por falta de combustible. Luego se exilaron para
evadir su responsabilidad y dejaron a todos sus seguidores como “pajarito
en grama”… pero siguieron creyendo en ellos.

Les hicieron creer que el CNE era una guarida de malandros cuyo único
objetivo era irrespetar la voluntad popular y garantizar la continuidad
de Chávez en el poder; que las “captahuellas” violaban el secreto del
voto. Hicieron una campaña contra la institución a nivel nacional
internacional que hizo un daño irreparable al país. Los indujeron a no
participar en unas elecciones parlamentarias, para luego con su cara muy
lavada decir: “nos equivocamos”… pero siguieron creyendo en ellos.

Les impusieron un analfabeto funcional como candidato presidencial y les
hicieron creer que sus “profundos conocimientos y su intelectualidad” era
lo que el país necesitaba; les lanzaron asesinos convictos como
candidatos a diputados; promovieron como candidatos al parlamento a
hombres de quienes antes habían dicho que eran enemigos de la patria,
asesinos y ladrones (Ismael García, Pablo Medina, etc.)… pero siguieron
creyendo en ellos.

Solicitamos que alguien nos explique esta vaina, pues no entendemos la
lógica. Para cualquier ciudadano del mundo estos hechos habrían sido más que
suficientes para dejar de respaldar o creer en políticos de tan baja
calaña, pero para los escuálidos venezolanos todo ello es motivo para
amar, creer y apoyar, cada vez con más pasión, a los responsables… Que
alguien nos explique esta locura.

arellanoa@pdvsa.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2334 veces.



Alexis Arellano


Visite el perfil de Alexis Arellano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alexis Arellano

Alexis Arellano

Más artículos de este autor