España, la pandemia y la tribu

Que España es una sociedad compuesta más de tribus que propiamente una sociedad homogénea lo dicen varias cosas. La tribu es un agrupación asociación social y política propia de pueblos primitivos e integrada por un conjunto de personas que comparten un origen, una lengua, unas costumbres y unas creencias y que obedecen a un mismo jefe, sea religioso, caciquil, político o mafioso. Pueblo primitivo es a su vez un concepto convencional. Un pueblo primitivo africano o asiático lo es respecto a la civilización concentrada en otros continentes, pero tribus puede haber en sociedades amplias respecto a otras mucho más evolucionadas. En cuanto hay algo en el mundo que concita fácilmente a sociedades cercanas incluso guerras que terminaron siendo catárticas aunque sólo fuese por el esfuerzo de sus pobaciones respectivas en una reconciliación prolongada, España, que no ha participado más que en luchas intestinas al fin y al cabo tribales, se desmarca y alardea de su sentido diferencial.

La OMS no recomienda la mascarilla, Suecia la desaconseja y países como el Reino Unido y Bélgica se están planteando hacer lo mismo. España la sigue ha pciendo obligatoria, con ese cortejo de efectos sociales que supone la exigencia de los establecimientos y el reproche o la violencia de viandantes a quienes no la llevan o la llevan a medias. El Hipermercado y otros aceptan de uno en uno o un número límitado de personas, pero una vez dentro, lo mismo que en cafeterías, cervecerías y restaurantes, la distancia entre las personas es imposible mantenerse a rajatabla. Incluso en la tarea de mirar productos dos personas pueden darse de bruces... ¿Tiene sentido esa forzada manera de comoortarse cuando siendo un virus "inédito" y probablemente facturado con intenciones por descubrir, nada o muy poco se sabe de su comportamiento en el organismo, y nada razonable se puede esperar de vacunas que nunca se han logrado con garantías contra la gripe común y más bien las ofrecidas han causado más estragos que prevención?

El Colegio de Biólogos de Euzkadi no se corta un pelo a la hora de emitir un infirme demoledor que deja en ridículo a un equipo gubernamental de expertos cuyos componentes desconocemos. El decano llega a afirmar que los países que han impuesto un confinamiento más estricto, como han sido Bélgica, España y Reino Unido, han tenido una tasa mayor de mortalidad, frente a países con un confinamiento más flexible, e incluso sin confinamiento. También afirma que los países "donde se da la mayor vacunación de la gripe en personas mayores de 65 años, como Bélgica, España y Reino Unido, son los de mayor tasa de mortalidad por 100.000 habitantes de Europa". Etxebarria, el decano, carga duramente contra el uso obligatorio de las mascarillas en espacios públicos. Tras mostrar las desventajas de esta medida, el decano se pregunta: "¿Cuál es la razón para que el estado español sea el único país de Europa que obligue al uso de las mascarillas en espacios exteriores cuando a OMS no lo establece como obligación?" y "el uso de la mascarilla genera miedo y sospecha de que todos seamos armas biológicas andantes con lo que ello conlleva un problema de socialización importante", añade el biólogo.

En suma España, siempre diferente, siempre fuera del juego que practican los países avanzados más preocupados en conseguir viviendas autosuficientes por la energía solar, o más interesadas en sanear océanos, ríos, lagunas y montes que en discutir sobre asuntos triviales, como el sexo de los ángeles, el tema favorito de los Concilios al que dedicaron siglos de inconmensurable estupidez...



Esta nota ha sido leída aproximadamente 573 veces.



Jaime Richart

Antropólogo y jurista.

 richart.jaime@gmail.com      @jjaimerichart

Visite el perfil de Jaime Richart para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jaime Richart

Jaime Richart

Más artículos de este autor


Notas relacionadas