Libia: asesinatos masivos comprobados

Cada guerra tiene un efecto pedagógico sobre las poblaciones: las educa en la aceptación de las bombas como el medio más eficaz para resolver los conflictos.  Y conflictos va a haber muchos en los próximos años.   (José Luis Gordillo).

 



Ha tenido que ser el ejército de la OTAN precisamente el que proveyera la última semana, por segunda vez, de hechos fehacientes que prueban que se está produciendo la muerte de decenas y decenas de libios, la anunciada matanza masiva en Libia. Primero fue en el bombardeo de Trípoli denunciado por El Vaticano, con más de 40 víctimas y luego hace unos días, cerca de Benghazi cuando un nuevo bombardeo con "fuego amigo" sumó por lo menos otras 50 víctimas. 

La laxa interpretación de la resolución 1973 de la ONU que permitiría (y eso era ya una lectura fraudulenta de la misma)  bombardear a Gaddafi solo llegado el caso de impedir un presunto e inminente ataque a "la población civil" de Benghazi, solo podría haber entrado en función, realmente, ahora, después de estos bombardeos de la OTAN.

La matanza masiva que se avecinaba, en Benghazi antes de los bombardeos de la OTAN pudo haberse dado o no, pero no se dió, no por lo menos de parte de Gaddafi: y en cambio como se ha confirmado esta semana, es la campaña de bombardeamiento humanitario de la OTAN la que está produciendo la masacre masiva de libios. En este caso la matanza de civiles (y de "rebeldes") si ha sido profusamente comprobada, testificada, fotografiada.

La UE y los EEUU han agregado a su haber casi cien muertos en solo dos asesinatos masivos de libios producidos por sus bombas inteligentes.  Si los expeditos ejércitos del aire de las grandes potencias, se hubieran contenido un poco hasta que el sanguinario Gaddafi produjera, según todos los intencionados pronósticos occidentales, al menos diez muertos reales y comprobables (en aquel momento previo al inicio de los bombardeos de la OTAN en Benghazi),  entonces si, al desencadenar su matanza frente a aquellos diez muertos hipotéticos, que no se dieron, la respuesta de la OTAN hubiera sido una matanza en respuesta a una matanza real, y no una reacción frente a una suposición interesada, a una matanza inminente rumoreada, rumiada y dada por hecha por parte de medios adictos, antes que se produjera .

Como tantas otras verdades globales a las que estamos acostumbrados a creer en los momentos decisivos, nunca existió. Hoy según esta resta macabra la OTAN se hubiera ahorrado 90 muertos. 

La matanza masiva que se avecinaba, se auguraba, y se dió por cierta, según la tradicional trama de rumores difundidos por la maquinaria de guerra sicológica de Occidente, podría haberse dado o no, pero no se dió.  No por lo menos de parte de Gaddafi.

Noventa personas vivas más tendrían a su favor los socios de la OTAN, con su contención.

Si la OTAN asegura ahora, como declaró ayer su secretario general que "no hay solución militar a la crisis en Libia" yo por mi parte aseguro que Gaddafi antes de que la OTAN se lanzara a sus oleadas de sometimiento humanitario declaró por todos los medios a su alcance que había ordenado un alto del fuego de sus tropas en la lucha contra los rebeldes de Benghazi, y que solicitaba urgentemente observadores internacionales independientes para que fueran a Libia a comprobar en el terreno que su ejército  no pretendía seguir esta guerra. Es un hecho conocido, aunque no demasiado tenido en cuenta. 

Y ahora con estas declaración de Rasmussen, la oferta previa de alto del fuego y presencia de observadores internacionales por parte de Gaddafi, previa a estos asesinatos masivos de parte de la OTAN, previa a la guerra civil ahora enquistada en Libia, tendría que volver a valorarse retrospectivamente, y pensar ¿por qué realmente no se implementó un análisis y una exploración más profundos de esa propuesta? O sea ¿por qué no hubo ninguna potencia realmente merecedora de este nombre, ningún grupo regional lo suficientemente poderoso que moviera un dedo para que aquella pequeña ventana de oportunidad de la paz se hubiera utilizado al máximo de posibilidades? Para no volver ahora, después de tanto uranio empobrecido y tantas matanzas masivas de civiles, de parte de la culta Europa, y su aliado Obama a decir , sin un rubor en la cara, que "no hay solución militar a la crisis en Libia"

¿50? ¿70? raids diarios de bombardeamientos humanitarios.  Una guerra civil abierta instalada en un nuevo país extranjero, donde no la habia previamente, como en Irak o Afganistán. Otra guerra civil enquistada para ahora retroceder elegantemente a un segundo plano y decir "La OTAN considera que no hay solución militar a la crisis en Libia"

Con seguridad Gaddafi hubiera estado, en ese momento, antes de la masacre de la exclusión diplomática, más abierto para aceptar una supervisión internacional de las operaciones militares entre el ejército y la insurgencia, para empezar. 

Mucho más permeable seguramente que ahora, cuando se ha hecho patente que el ejército "rebelde" no puede avanzar ni sostenerse, ni siquiera contando con sus Aliados que bombardean a voleo dentro de la zona de "exclusión" aérea. Ahora que es notorio incluso para Occidente que este Consejo para la transición no garantiza ninguna transparencia, ya que está todo en la sombra. No se sabe quienes son las dos terceras partes de quienes lo constituyen, y el resto, no menos sombrío, está compuesto masivamente por figuras golpistas que revistaban con Gaddafi hasta febrero, o fueron traídas de apuro de Virginia, de las cercanías del Pentágono.

Ahora que es evidente que la guerra no fue corta, limpia y fácil, como tal vez alguien les prometió, Los Aliados muestran sus fisuras y se ve que emprendieron esta guerra sin acuerdos ni planes de contingencia. Vamos, que están frente a otra guerra interminable, otra carga en profundidad que se agrega a sus economías en crisis. Y ningún rédito inmediato ni en petróleo, ni en ganancias electorales. Chapuza de fondos buitres incompetentes. 

marcosavila1984@gmail.com

http://marcosavilaenblog.blogspot.com/



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4112 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema Revolución en Países Árabes e Intervención Imperialista en Libia

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Revolución en Países Árabes e Intervención Imperialista en Libia