Náusea patria

El primer decepcionado por las “pruebas” de Colombia ante la OEA fue el presidente electo de ese país, Juan Manuel Santos. Su paisano, Luis Alfonso Hoyos, mientras más hablaba, más cavaba su propio apellido. Invirtió una hora, 45 minutos y dos jarrones de agua para no decir nada y, además, decirlo con aspavientos. Los embajadores presentes sufrían la incómoda sensación de que les estaban tomando el pelo.

Durante una semana el agónico gobierno de Álvaro Uribe anunció, con amplio apoyo mediático, que tenía “pruebas contundentes” sobre la presencia de las guerrillas de las Farc y el ELN en territorio venezolano. Se trataba de un caliche pero Estados Unidos le dio su aval, la oposición venezolana levitó y la OEA le ofreció el escenario de su Consejo Permanente. El jueves 22 de julio el gobierno de Hugo Chávez recibiría la estocada que sellaría su derrota en las elecciones parlamentarias de septiembre, vea.

Llegó el ansiado “Día D” y la anunciada montaña de pruebas abortó un ratón. Mientras Hoyos horadaba más su apellido, los diplomáticos no podían ocultar su cara de pena propia y ajena. El ridículo al que había sido sometida la OEA era continental y, gracias a los medios, global. Durante casi dos horas la derecha internacional estuvo en ascuas, a la espera de que Hoyos presentara algo más que unas fotos y mapas bajados de google. Empero, el tiempo pasaba, mientras la exposición de Hoyos se hacía más hueca.

Todo fue montado para atacar, difamar y vilipendiar a un país y su gobierno. El presidente Chávez respondió como debía hacerlo. La parapolítica colombiana y la paradiplomacia de Álvaro Uribe no pudieron inventar un “falso positivo” con Venezuela. El gobierno bolivariano no se lo iba a permitir. Estados Unidos pedirá cuentas del mandado que le encomendó al todavía presidente de Colombia. En su descargo, éste podrá decir que lo intentó.

Esta acción contra Venezuela en el Consejo Permanente de la OEA, se imbrica con una serie de ataques de la derecha internacional. Olvídense de las “puras coincidencias”. Desde Chile, senadores pinochetistas aprobaron un acuerdo contra nuestro país. Igual lo habían hecho unos 50 diputados de los más de 700 que integran el Parlamento Europeo. La víspera del patético show en la OEA, representantes republicanos le pidieron a la señora Clinton estudiar la posibilidad de aplicar a Venezuela la Carta Democrática del organismo. El mismo día, Human Rights Watch, ONG financiada por el Departamento de Estado y enemiga jurada de nuestro país, lanzó su enésimo comunicado contra el gobierno bolivariano. En ese marco construido y calculado, Uribe presentaría sus “contundentes pruebas”. El auditorio no se esperaba el fraude diplomático que presenciarían.

Colombia no necesitaba enviar sus canales de televisión a Venezuela. Hay medios venezolanos que le hacen el trabajo con mayor esmero. El odio antichavista olvida casi dos siglos de despojos territoriales, incursiones navales en el golfo de Venezuela y ambiciones sobre nuestras áreas marinas y submarinas a las que la oligarquía colombiana no renuncia, esté quien esté en Miraflores. Ver y oír algunos canales venezolanos el 22 de julio, provocaba náusea patria.

La MUD tuvo una oportunidad excepcional para quedarse muda. Su instinto anichavista la traicionó. Emitió un comunicado deplorable, misérrimo, mediocre. Política y conceptualmente, Venezuela tiene una pobre oposición. Tanto, que su remitido hace menos hueco a Hoyos.



P.S: “Monseñor Ubaldo Santana, presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana,
aseguró que está documentada la presencia de guerrilleros en el país” (El Nacional, 24-10-2010, primera página). Ubaldo Santana no presentó uno solo de los documentos que alude. Esta CEV, también, provoca náusea patria.


earlejh@hotmail.com







Esta nota ha sido leída aproximadamente 3103 veces.



Earle Herrera

Profesor de Comunicación Social en la UCV y diputado a la Asamblea Nacional por el PSUV. Destacado como cuentista y poeta. Galardonado en cuatro ocasiones con el Premio Nacional de Periodismo, así como el Premio Municipal de Literatura del Distrito Federal (mención Poesía) y el Premio Conac de Narrativa. Conductor del programa de TV "El Kisoco Veráz".

 earlejh@hotmail.com

Visite el perfil de Earle Herrera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Earle Herrera

Earle Herrera

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Internacionales


Revise artículos similares en la sección:
Venezuela en el Exterior


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad