Frente Unido, China, 1924 -1927 y el Polo Patriótico, Venezuela 2008

Debemos reconocer que Mao Zedong entró en los “anales” de la Historia por haber alcanzado el triunfo militar sobre el partido nacionalista chino, dirigido por Jiang Jieshi (Chiang Kaishek), a finales de 1949 e instalar el Gobierno de la República Popular China que le devolvió la dignidad al pueblo chino después de, casi exactamente, 100 años de dominación imperial por las 14 Potencias y la adhesión al “imperialismo capitalista” por parte de Chiang Kaishek quien había traicionado los postulados socio-políticos y económicos de Sun Yatsen.

El triunfo del partido de los trabajadores de China (zhongguo gong changdang), como realmente se llama el partido comunista chino (PCCh), fue producto de un proceso político-militar que comenzó con la fundación del PCCh en la última semana del mes de julio de 1921. El proceso consta de cuatro (4) etapas históricas fundamentales: el Frente Unido (1924-1927); la etapa de las Tres (3) R (retroceder, restructurar, refugiar); el Segundo Fente Anti-japonés (1937-1945); y la cuarta etapa, la Guerra Civil (1946-1949). Nos abocaremos al análisis de la formación y práxis del Frente Unido.

En noviembre de 1917 (según el calendario que se use), triunfa la Revolución Bolchevique en la Rusia post-zarista. Kerenski deja el poder en manos de los soviets dirigidos por Vladimir Ilich Lenin. Es el gobierno de los trabajadores y campesinos. Esa característica de ser el gobierno de los trabajadores y campesinos impactó en la intelectualidad china (debemos acotar que los trabjajadores chinos era asalariados en las fábricas de los imperialistas europeos, norteamericano y japonés y la población china de 450 millones de habitantes en un 90% era campesina o de origen campesino).

Se produjo una conjunción de factores políticos que permitieron la fundación del PCCh; la preeminencia política de Sun Yatsen (Sun Dixiang) y la presencia de asesores soviéticos tanto militares como políticos como Mihail Borodín, un judio ruso que había estado preso en las cárceles del Gran Bretaña por contribuir en la organización del movimiento marxista internacional. En este marco histórico, Joseph Stalin logró convencer, a través de su hombre en China, Borodín, a dichos factores políticos para que formaran un frente nacionalista en el cual se incorporaría la burguesía nacionalista, básicamente, militante anti-imperialista. Esta burguesía se diferenciaba de la burguesía pro-imperialista, los llamados “compradores”, por que rechazaban los Tratados Desiguales firmados tanto durante el Imperio Manchú como por los gobiernos posteriores a la declaración de la República de China en 1911; ella, la burguesía nacionalista, promovía políticas independentistas y nacionalistas tanto en la política como en la economía. La propuesta era la formación del Frente Unido para alcanzar la revolución democrática-burguesa. Consideraba que la situación objetiva que se vivía en China para la década de los años 20, era la de alcanzar un frente unido nacional que lograra desplazar del poder político a los “entreguistas” de Beijing y Shanghai y desarrollar las fuerzas productivas y las relaciones sociales de producción de carácter nacional.

El PCCh, estrictamente, de carácter tradicional-marxista se negaba a una relación frentista con los nacionalistas del Partido Nacionalista Chino (GMD) dirigido por Sun Yatsen a quienes consideraba “explotadores de las clases trabajadoras y campesinas”. Mihail Borodin logró imponerle a la dirigencia del PCCh, la “disciplina” de la Tercera Internacional (Comintern) y éstos aceptaron la formación del Frente referido.

Sun Yatsen, influido por la propaganda mediática de los imperialistas, era reacio a alcanzar ningún tipo de acuerdo con el PCCh por aquello de la “libertad de la empresa privada” a menos que aceptarán que los cuadros del PCCh que se incorporaran al partido nacionalista para la formación del Fente, lo hicieran previo rechazo de su inscripción como miembros del PCCh. Exigió que asesores rusos soviéticos formaran al ejército nacionalista fundando una escuela militar bajo el nombre de Whampoa y que la misma fuera dirigida por Chiang Kaishek quien había vivido en la Rusia Soviética por espacio de seis (6) meses y estaba casado con una rusa. Y la tercera exigencia era que los Tres Principios (Nacionalismo, Democracia y Bienestar del Pueblo) fueran la base ideológica del Frente y se declarara, públicamente, que China no se encontraba en una situación política ni económica como para implantar el “comunismo”. Esta exigencia venía de la “burguesia nacionalista”.

Entre 1924 a 1926, se desarrolla una relación dialéctica entre los principales miembros políticos dentro de GMD al cual lo conformaban, fundamentalmente, dos grupos ideológicamente diferentes: los “tradicionalistas-conservadores” y los “demócratas de izquierda” (en términos modernos y occidentales). Al mismo tiempo, se fundó la Academia Militar de Whampoa dirigida por Chiang Kaishek y como Comisario Político, Zhou Enlai, miembro del PCCh. Mientras esa relación dialéctica se desarrollaba con todas sus contradicicones de clase, los cuadros del PCCh comezaron a realizar “proselitismo” entre el campesinado y ciertos sectores laborales. Famosa fue la Huelga de los Estibadores y Marineros de Hongkong auspiciada por el PCCh.

La Historia juega su propio juego. Muere Sun Yatsen en Beijing (12 de marzo de 1925) y asume el control del GMD, del sector militar y del Gobierno de Cantón, Chiang Kaishek. Su objetico político-personalista era lanzar la “Expedición al Norte”, es decir, consideraba que el ejército nacionalista (Fuerzas Revolucionarias Nacionalistas) estaba preparado para comenzar la conquista territorial del territorio al sur del rio Yangtze. Presiona a los asesores rusos que ceden ante sus demandas y se inicia la “Expedición al Norte”. Chiang Kaishek se benefició del trabajo político de los cuadros del PCCh en los medios rurales y, prácticamente, no encontró la oposición militar que esperaba.

Los cuadros comunistas chinos ilusionados por los triunfos, no se percataron de la labor política que debían mantener en aquellos sectores campesinos que “iban dejando atrás”. El PCCh no giró instrucciones a su militancia, sobre la base de las relaciones que se habían desarrollado entre Chiang Kaishek y el PCCh previas al inicio de la “Expedición al Norte” cometiendo el grave error de entregarle al partido nacionalista chino su trabajo político realizado con mística, tesón y realismo político.

La Expedición llegó a Nanjing y Chiang instaló una nueva sede del gobierno nacionlista dejando en Cantón aquellos ministerios que no eran de importancia para aquel momento militar. Rectivó sus antiguas relaciones con las “mafias verde y blanca” de Shanghai y le tendieron una trampa a los trabajdores miembros del partido comunista que resultó en la muerte de mas de 10 mil cuadros del PCCh en dos (2) dias de persecusiones por la acción de los miembros de las mencionadas mafias (12 y 13 de abril, 1927). Ese día finalizó el Frente Unido.

La reactivación del Polo Patriótico se da en circunstancias muy diferentes a las descritas más arriba. La situación objetiva de la “revolución bolivariana” es radicalmente diferente. La Revolución está y detenta el Poder Político del Ejecutivo y del Legislativo; dos importantes poderes del nuevo Estado venezolano. Se ha alcanzado a poner en práxis, políticas sociales que, efectivamente, han beneficiado a toda la sociedad venezolana, los revolucionarios y los opositores. Se han establecido bases fundamentales al nuevo diseño de las relaciones sociales de producción; no así, del modo de producción que sigue siendo, fundamentalmente, capitalista. La superestructura ha tenido importantes avances en el marco de una combinación de principios y práxis del capitalismo social y propuestas de socialismo blanquista.

El desarrollo de la revolución tiene varios puntos a ejecutar: la incorporación de un nuevo partido político que represente las ideas que se quieren poner en práctica del llamado “socialismo del siglo XXI”. No es solamente la fundación de un nuevo partido revolucionario socialista sino de un partido diferente a lo tradicional-histórico tanto aquí como allende.

Reconocer el momentum que está en evolución en lo que se refiere al desarrollo de las fuerzas productivas de carácter capitalista y buscar las fórmulas que nos permitan una incorporación de dichas fuerzas en los esquemas socialistas que se quieren alcanzar.

Analizar las contradicciones entre la burguesía nacionalista y la burguesía “adaptada” a la “globalización” que ha sido tan seriamente criticada por el Vaticano en la persona del Papa Benedicto XVI. Si no entendemos que la burguesía pro-imperialista está íntimamente ligada a factores muy importantes de la Iglesia conservadora y anti-comunista que ni siquiera reconoce, públicamente, que existen profundas diferencias entre “comunismo” y “socialismo” y que dentro del “socialismo” se han manifestado, históricamente, diferentes práxis y que en Venezuela se está llevando a cabo un proceso “socialista” autóctono, caeremos en errores teóricos y prácticos que nos llevarán a retrodecer en los logros alcanzados; por ejemplo, la pérdida de gobernaciones y alcaldías a favor de esa derecha neo-conservadora que no va a tener “amnistía” con los revolucionarios ni con el Gobierno Bolivariano.

El 2-D nos dio varias lecciones altamente analizadas; pero vayamos a analizar dónde se ganó y dónde se perdió. El mapa electoral a favor de la “revolución bolivariana” nos dice que los “Estados-provincias” rurales fueron favorables a la Reforma; mientras que en las zonas urbanas, la derrota fue evidente, independientemente, de los márgenes diferenciales entre ambas opciones. Ello nos dice que la “revolución bolivariana” está fuerte y, probable, sólida en el campo; ello no obsta para que el trabajo político e ideológico continue realizandose, profundizándose y alimentándose en su práxis cotidiana.

La pregunta ¿por qué se perdió en las zonas urbanas? ¿Ello significa que existen dos, repetimos, dos revoluciones diferentes en sus práxis? Es evidente que el aparato del Gobieno dedicado a la ideología no supo conocer cuales son las variables político-ideológicas que giran alrededor de los componentes sociales en las zonas urbanas.


delpozo14@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 6498 veces.



Miguel Angel del Pozo


Visite el perfil de Miguel Ángel Del Pozo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Miguel Ángel Del Pozo

Miguel Ángel Del Pozo

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a48997.htmlCd0NV CAC = Y co = US