Me preocupa el mundo misantrópico de la anti-politica

Muchos procuramos acercarnos a la verdad, unos mas otros menos, de todas manera sin la verdad no podemos vivir, si nos apreciamos sabemos que ella existe, es una realidad, es parte de ella, a veces la evadimos, la tenemos cerca, otras veces nos alejamos, a lo mejor por conveniencia, pero tarde o temprano tenemos que enfrentarla, de frente, es lo que faltado al discurso socialista oficial, hablamos de socialismo, pero cosa es, como se construye, sobre todo si tenemos presente el norte, la justicia social, la equidad económica, la solidaridad social, para que sirve tal discurso, tal sembradio de conciencia, sino colocamos la piedra fundamental, no hay libertad. Si no colocamos los cimientos económicos del nuevo socialismo el gobierno chavista nada puede exigir electoralmente a la población, no puede aspirar a un mundo político, ciudadano y humanizado, su política se hace ineficaz, por mas prebenda que ofrezca, por mas bono a conveniencia.

Me explico; para construir el bienestar social, tenemos que partir del fundamento de la economía, el trabajo, no podemos continuar con políticas retributivas del ingreso petrolero con fines políticos, no creo que el 33% de la población sea el mas débil, hoy son la mayoría social, hasta los grupos de las capas medias están afectados por la crisis económicas y política, quiere decir que su dignidad está afectada, lesionada, su nivel de bienestar. Con políticas retributivas apenas es un pálido ejemplo de solidaridad, los precios del mercado devoran los bonos, el salario, estamos en realidad enriqueciendo ese 33% de la población que se beneficia, comerciantes, banqueros, empresarios, incluso guardias fronterizos y policías todos capitalistas o enriquecidos a costa del pueblo trabajador, a ellos el mundo de la descomposición social no les interesa, se creen que están a salvo de este mundo, veamos ese mundo deshumanizado por la sociedad capitalista moderna:

"… entre los cuales se encuentran los malandros, los delincuentes, los mentirosos, los ladrones, los estafadores, los engañosos, los manipuladores, los tramposos, los vivos, los corruptos, los que le echan siempre la culpa a otros, … los que ocultan la verdad, los que no enfrentan sus responsabilidades hacia el resto de la sociedad y la naturaleza, los cobardes, los hipócritas, los oportunistas, los aprovechadores, los egoístas, los individualistas, los inconscientes …… los que tienen (versus los que no tienen, cosas), lo que guardan, los que acumulan, los que ahorran porque pueden, los que tienen títulos y diplomas universitarios, los que se creen, los que creen o viven en la prosperidad, los prepotentes, los que se creen mejores que los demás, los "cultos," …… los racistas, los xenófobas, los ignorantes que se creen fantásticos, los sádicos, los torturadores, los que les gusta el "buen vivir," (…..), los machistas, los desalmados, los sin corazón, los sin empatía o compasión, los que viven a costilla del inocente, los abusadores, los que pasan días y meses hablando paja en República Dominicana …."

Hay que ser insensible para desentenderse de este mundo amoral, de la antipolitica, sus causas, y consecuencias, todo porque fuimos insensibles, no asumimos nuestra responsabilidad social, no podemos humanamente declarar, "Realmente no me importa un carrizo lo que les ocurra al otro 66.6% de la población …". Es como decir no soy de este mundo, no pertenezco a este mundo, no podemos actuar en consecuencia, tenemos ética y moral, interés por la política, la ética y la politica son inseparables, ya el Libertador, S. Bolívar lo advertía, el intereses por los asuntos social, por el sufrimiento de las criaturas oprimidas, por los asuntos públicos, los asuntos sociales, por la ciencia de las relaciones sociales del poder. Hablando del poder, de esa capacidad de hacer, de transformar, ese mundo de "la antipolitica", bien decía un filosofo antiguo "Nada de lo humano me es ajeno", Marx lo recordaba, sencillamente porque la política es un acto humano, el preocuparse por los otros, y no solo por un 33% de la población.

Terminamos acercándonos a la verdad, no porque seamos el dueño de ella, pero advertir que "….no me importa un carrizo si esas personas que forman parte del 66.6% son chavistas u opositores, curas o criminales, bonitos o feos, ricos o pobres, cada categoría de seres humanos en este mundo occidental capitalista tiene su proporción respectiva de 66.6% y de 33.3% en proporciones diferentes", no puede ser un argumento verdadero, es extremo. Haberlo dicho asi, es una falsedad, nos preocupa todos, total todos estamos en la misma nave, por tanto interesa como podemos convivir, como resolver nuestros problemas, nuestros asuntos políticos comunes.

Al final, ¿Quien puede decidir los destinos del país, Venezuela?, para el señor de la antipolitica, el señor Heck, descubre que debe ser "La mayoría de las personas capaces de cumplir con estos "requisitos" son personas que operan empresas, instituciones, grandes proyectos, etc., son personas de acción, no son habladores de paja como Maduro y su entorno. Son personas efectivas, capaces, serias, responsables, dedicadas…". Vale decir que el líder debe ser un empresario, un capitalista, personas que "operan grandes proyectos". Veamos a manera de ejemplo, el señor Trump es un empresario, a el no le interesa los inmigrantes, tampoco le interesa el sufrimiento de los palestinos, menos el que padece el pueblo venezolano con el bloqueo comercial y financiero, pero es efectivo, sus decisiones son efectivas, bloquea a Rusia, impide participar a los discapacitados en los juegos paralimpicos, se las ingenia para sostener nuevas medidas de sanciones contra Iran, los capitalistas, empresarios, son en verdad efectivos a la hora de gobernar, no les tiembla el pulso.

Los antipoliticos son por naturaleza antisociales, de actuar a imagen y semejanza de ese mundo de la antipolitica, actúan como "malandros, delincuentes, mentirosos, ladrones, estafadores, engañosos, manipuladores, tramposos, vivos, corruptos, los que le echan siempre la culpa a otros, … los que ocultan la verdad, individualistas, xenófobos, racistas, machistas, explotadores, violentos, declaran guerras, viven de la muerte, ….", pero sobre todo, los antipoliticos son personas aisladas socialmente, se hacen con el tiempo misantrópicos, antihumanos, quienes no asumen partido político en la sociedad, por la clase trabajadora.

Fuente consultada:

,-Heck, Oscar "Cuáles son mis intenciones" Aporrea, 30/01/2018

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 832 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a258689.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO