La OBE sepulturera del fascismo

Las desviaciones de conducta se combaten con la formación y educación a temprana edad, para que su cura no resulte traumática y por el contrario sirva para la consolidación de las bases éticas, morales e ideológicas, que permitan permear a los grupos sociales, contra la penetración de mensajes extraños.

La preventiva es la mejor acción frente a cualquier amenaza, ya sea física, patológica o ideológica. Creemos que los jóvenes ministros Víctor Clark y Héctor Rodríguez, de la juventud y de educación, respectivamente, están dando en el clavo, con la orientación que están ofreciendo a la juventud, que hoy día hace vida en la educación media y secundaria del país, porque quienes egresan ahora de los liceos y escuelas técnicas, son los futuros pobladores del espacio universitario y si llegan allí con conciencia y claros sobre la soberanía, amor a la patria y el país que queremos y necesitamos, seguramente son muy pocas las posibilidades que las universidades, como ha ocurrido con las casas de estudios tradicionales, sigan siendo tomadas por grupos apátridas y facinerosos que solo piensan en sus apetencias personales y por eso se colocan al servicio del mejor postor, como mercaderes de la patria y de su soberanía.

Es un acierto sin precedentes esta política de estado , puesta en práctica por el gobierno revolucionario del presidente Nicolás Maduro Moros, frente a la amenaza de la derecha venezolana que de manera inescrupulosa con el apoyo de la CIA, el Mossad y demás agencias criminales del espionaje internacional, viene captando jóvenes estudiantes para utilizarlos como carne de cañón, en una guerra fratricida a la que está apostando que estalle en Venezuela, en la cual por supuesto , los carcamales que la aúpan no van a participar como soldados sino como mercaderes y lame mendrugos, que le puedan dar los invasores, una vez propiciada la intervención extranjera en nuestra patria.

Fue edificante presenciar ese programa televisivo, donde más de mil voceros de los diversos centros de educación media del país se reunieron con el presidente Maduro, para discutir sus puntos de vista sobre la educación que quieren y necesita el país, para encarar los retos del nuevo milenio.

La OBE, no pudo tener mejor momento para nacer. Nace como una organización con músculo, de lucha, batalla y victoria, porque ciertamente las muchachas y muchachos que vimos allí, nos dieron señales de liderazgo, nos dijeron que atrás quedaron las generaciones bobas a las cuales siguen engañando con espejitos. La OBE nace como una robusta organización con claridad ideológica, haciendo gala de ese legado que nos dejó el Comandante Eterno de la Revolución Bolivariana, Hugo Rafael Chávez Frías, que aun cuando físicamente no está presente ha resucitado en los millones que en el mundo luchamos por salvar el planeta y con él, la vida que alberga.

Lo mejor de todo, es que la reencarnación del Comandante Chávez, es permanente y evolutiva, puesto que en cada joven de estos que insurgen al calor de la revolución, es un Chávez, cargado de sueños y de energías, como aquel que un dia salió de su Sabaneta natal, con el morral colgado a la espalda, lleno de ambiciones patrias y lo compartió con esa juventud que ingresaba a la casa de los sueños azules, dando origen al MBR 200,movimiento que desembocaría en aquel 4F de 1992, que partió la historia en dos. Esta reencarnación, garantiza que la revolución bolivariana, se profundizará y se radicalizará hasta alcanzar la cristalización de la utopía, la sociedad socialista, cimentada sobre la igualdad, la solidaridad, la ética, la educación y la ciencia para la producción socialista de bienes destinados a satisfacer las necesidades del colectivo y no para explotarlo, convirtiendo ese producto en mercancia. Una sociedad nueva, donde el ser esté por encima del tener. La sociedad socialista antiimperialista, con democracia participativa y protagónica, con el Estado Comunal, como marco, libre de alcabalas, de burocracia y de violencia, que florecerá sobre las bases sólidas del bolivarianismo que construirá esta nueva generación, donde no tendrán cabida los vendepatria, ni criminales, que actualmente tratan de llevarnos a una guerra civil, que no lo van a lograr, porque quince años de revolución han bastado para avivar la fragua en la calle que ha templado nuestra conciencia. Por eso sin temor a equivocarnos decimos aquí, que la OBE es la sepulturera del fascismo.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1335 veces.



Cástor Díaz

Periodista CNP 2414

 cd2620@gmail.com

Visite el perfil de Cástor Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: