El Congreso Nacional de Formación y Gestión Socialista y las 3R al Cuadrado

Avanzar hacia la Gestión Socialista del Estado, la Economía y las Empresas en el proceso de las 3R al cuadrado: Revisión, Rectificación y Reimpulso 

El Presidente Chávez ha planteado de nuevo la necesidad de tener una visión autocrítica de lo que hacemos en todos los espacios de poder en el Estado y de realizar a fondo una Revisión, Rectificación y Reimpulso (las 3R) a la gestión del Gobierno Bolivariano en todos sus aspectos. 

Debemos tener en cuenta que el Presidente se refirió a esto por primera vez después de la derrota temporal sufrida en 2007 con la votación por la reforma constitucional. Algo está fallando, porque no logramos dar respuesta en forma oportuna y eficiente a muchos problemas y necesidades del pueblo y tenemos que tomar conciencia de ello.  

Hemos obtenido importantes logros, pero también tenemos fallas que debemos superar con la mayor rapidez posible, porque estamos enfrentando un ataque sostenido y creciente de las fuerzas del imperialismo y de la oligarquía en todos los terrenos, que tiende a perfilarse cada vez más en el plano militar.  

Por ahora se suspende la entrega de 7  bases militares de Colombia a Estados Unidos, como resultado de que la Corte Constitucional de este país declaró inexistente el acuerdo firmado por el presidente Uribe con Obama, y a la actividad diplomática del Presidente Chávez, con el restablecimiento de las relaciones diplomáticas y comerciales entre los dos países con nuevas bases de respeto mutuo, por lo cual el Presidente Santos no presentará esta propuesta al Congreso de la República.  

Pero  las bases estratégicas de Estados Unidos en Palmerola,  Honduras, su nueva base en Costa Rica con  42 barcos de guerra entre ellos portaviones y la  presencia de su IV flota naval en El Caribe; más la acción estratégica del paramilitarismo colombiano que ha penetrado hasta los barrios de Caracas en alianza con terroristas contra revolucionarios venezolanos; los ataques mediáticos acusando a Venezuela de ser un narco-Estado y a su presidente de ser un dictador; actos de sabotaje y ataques persistentes de la oposición contrarrevolucionaria; problemas de burocratismo y corrupción;  y riesgo de que el país sea sometido en el corto o mediano plazo a un bloqueo como el que han aplicado a Cuba durante medio siglo. 

Debemos comprender que la soberanía nacional está en peligro y con ella la perspectiva socialista de nuestra patria. Esto nos obliga a actuar con mayor responsabilidad que nunca y a aprender rápidamente a gobernar  con el Poder Popular en todos los niveles, aplicando valores y criterios socialistas. 

Debemos actuar con prontitud para identificar de manera sincera lo que hemos hecho mal y porqué;  a determinar sus causas, a establecer la manera de corregirlo y a convertir las decisiones que tomemos en ejecuciones eficientes a costos razonables. Buenas soluciones a los menores costos posibles, generando a su vez, y esto es lo más importante, relaciones sociales de igualdad, equidad, solidaridad y justicia social. En otras palabras, soluciones coherentes con las siete líneas estratégicas del Plan Nacional Simón Bolívar 2007-2013. 

En los 10 años de gobierno revolucionario transcurridos hasta ahora, hemos avanzado de manera importante en la recuperación de la soberanía nacional y en el uso de los ingresos provenientes del petróleo para el desarrollo económico y social, lo que se ha reflejado en la reducción de la pobreza, en el acceso del pueblo a los alimentos, a los servicios de salud, a la educación en todos sus niveles. 

Avanzamos también en la recuperación por parte del Estado de algunas industrias estratégicas como son SIDOR, y las empresas cementeras; y estamos construyendo muchas empresas manufactureras, con apoyo de los países aliados, aunque hay que decirlo, con bastante lentitud y a costos que es necesario evaluar en detalle.   

Necesidad de lograr la articulación entre los entes del Estado y el poder popular. 

Tenemos dificultades en la articulación del Estado, de sus ministerios e instituciones, para construir las cadenas y redes socio-productivas con orientación socialista, que nos permitan romper con el control hegemónico de los monopolios capitalistas y con la reproducción metabólica del capital. 

Muchos cuadros directivos del Estado, en ministerios, institutos y empresas, siguen actuando de manera desarticulada, con actitudes y comportamientos individualistas, como administrando un feudo o una hacienda personal. No hacen un esfuerzo por gobernar con el pueblo y para el pueblo. El comportamiento de cada persona con responsabilidades en la gestión pública, en primer lugar los directores, debe ser evaluado por sus resultados económicos y sociales; y por el tipo de relaciones sociales capitalistas que mantiene, o por las nuevas, con orientación socialista que genera.  

Entre las comunidades y los trabajadores tenemos otro tanto: algunos avanzan, se organizan en Consejos Comunales, pero tienen mucha dificultad para avanzar en la construcción de la economía comunal con orientación socialista en coordinación con el Estado. Hay aún mucha desarticulación, desunión, egoísmo y falta de participación en las soluciones concretas de su propia problemática.  

Y en general, no logramos aún desde la dirección del Estado y los Ministerios, incorporar a las comunidades y a los trabajadores organizados, en la elaboración de las políticas públicas y en los planes de desarrollo, ni en su ejecución y control. ¿Hasta qué punto nuestros ministerios son verdaderamente Ministerios del Poder Popular?  

En verdad, aún no avanzamos en la creación de relaciones socialistas de producción, distribución, intercambio y consumo; ni en la generación inducida de nuevos patrones de consumo sustentables, ni en la creación de hábitos de vida saludables. 

El Presidente nos ha dicho con frecuencia que nos preguntemos: ¿Cuánto de socialismo hay en lo que hacemos? ¿Cuáles son las manifestaciones concretas de que avanzamos  en la construcción del socialismo? Y ¿cómo lo medimos? 

Ha insistido en la necesidad de convertir en realidad el precepto constitucional de: “Democracia protagónica y participativa”, para lo cual se aprobó la Ley de Consejos Comunales y se estimuló su constitución en todo el país, creando las condiciones jurídicas y sociales para que empezaran a funcionar, a hacer sus diagnósticos y a planificar; a recibir recursos del Estado y a elaborar y ejecutar los proyectos por ellos elaborados. A tomar decisiones para mejorar sus condiciones de vida. 

En el año 2006, en la campaña presidencial, se planteó que quien votara por el Presidente Chávez, estaba votando por el socialismo. Y el pueblo reeligió al Presidente Chávez. Entonces, es claro que avanzar en la construcción del socialismo resume nuestro compromiso con el pueblo. 

¿En qué consiste la gestión socialista del Estado, la Economía y las Empresas? 

Hemos nacido y vivido en el capitalismo, y hemos heredado un Estado, formado durante 500 años de colonialismo y capitalismo, para dominar y explotar al pueblo. Allí  fuimos formados y no sabemos con precisión cómo actuar de una manera diferente a aquella en que nos formaron y entrenaron nuestros mayores en las escuelas, universidades e instituciones.  

Sí sabemos que, solo con la participación activa del pueblo y en especial de los trabajadores en las decisiones fundamentales lograremos una gestión eficiente, que además los incorpore masivamente en su cumplimiento. Así lograremos superar todos los riesgos y desafíos que afronta nuestro país.  
 
 

Conceptos fundamentales contenidos en la propuesta de modelo de gestión socialista 

El modelo económico de transición al socialismo 

En el proceso de transición del capitalismo al socialismo, el Modelo de Desarrollo debe integrar de manera sistémica:

  • Sus objetivos esenciales
  • Los tipos de propiedad que permite y/o, que fomenta el Estado de manera preferencial para alcanzarlos; y
  • El modelo de gestión de la economía nacional, regional y local;  así como el de las empresas, cadenas y redes productivas.
  • Las relaciones internacionales, políticas, sociales, económicas y de defensa que sirven para lograrlos. 
 

La construcción consciente del socialismo requiere una planificación científica, centralizada, desconcentrada, democrática y participativa.  En ella deben participar de abajo arriba y de arriba abajo, las regiones y las localidades, vinculando  en todos los niveles  a los voceros(as) del Poder Popular, que se concreta en Consejos Comunales y Consejos de Trabajadores(as) de fábricas y empresas;  campesinos, mineros, pescadores y en general pequeños productores organizados en redes de productores(as) libres asociados. De igual manera los Consejos de Estudiantes(as).  

Todos deben tener voceros en la Comisión Central de Planificación dirigida por el Presidente de la República y en sus capítulos regionales. Se debe promover en todo el país, el debate, y luego su aprobación, por parte de la Asamblea Nacional,  del proyecto de Ley Orgánica del Trabajo, que incluye los Consejos Socialistas de Trabajadores, parte integrante del Modelo de Gestión Socialista. Estos  deben participar activamente en la construcción del socialismo, de manera complementaria con los sindicatos revolucionarios. 

Los objetivos del modelo de desarrollo económico y de gestión socialista

En términos generales el modelo debe ser útil y debe ser apropiado por el pueblo y los trabajadores organizados,  como instrumento para alcanzar los siguientes objetivos: 

  • Afianzar la soberanía nacional, desarrollar las fuerzas productivas de la sociedad para avanzar hacia la satisfacción de las necesidades prioritarias y estratégicas, materiales y espirituales, de la población y del gobierno nacional, en primer lugar las que permitan elevar la calidad de vida, y asegurar el acceso al trabajo, alimentación, salud, educación y cultura, y vivienda. Y ante todo, la dignidad y la libertad.
  •  Establecer relaciones socialistas de producción basadas en principios de igualdad,  equidad, justicia social y solidaridad. Avanzar hacia la eliminación de la explotación de unos seres humanos por otros en cualquiera de sus formas, por tanto, hacia la liquidación progresiva de sus causas y soportes principales: la alienación, la división social del trabajo y la propiedad privada de los medios de producción.  
  • Superar de manera progresiva la división social del trabajo, especialmente la que existe entre el trabajo intelectual y material.
  •  Superar la alienación que el sistema de explotación capitalista ha impuesto al trabajo, a los trabajadores(as)  y al conjunto de la población, por medio de  su participación creciente en la planeación y  control de la economía en sus diferentes escalas: nacional, regional, local, de empresa y cadena productiva,  y en la distribución de los excedentes. También con la realización de nuevas formas de intercambio como el trueque y con la creación de Comunas Socialistas.  
  • Formar el nuevo ser y la cultura socialistas en el proceso mismo de formación de la economía socialista.
  •  Lograr la equidad de género en el trabajo, con igualdad real de oportunidades para hombres y mujeres, creando apoyos y compensaciones para superar las desigualdades surgidas de la condición fisiológica de la mujer y de sus responsabilidades como madre.  
  1. Proteger y conservar la naturaleza, realizar procesos productivos no contaminantes, o cada vez menos contaminantes y propiciar el desarrollo socialista integral y sustentable.
  •  Crear las condiciones adecuadas para proporcionar al pueblo de la República Bolivariana de Venezuela la mayor suma de estabilidad política y social, y de felicidad posible.  
  • Proporcionar solidaridad en sus más diversas formas y manifestaciones a los pueblos y países de América Latina y del mundo, que la necesiten.
  •  Crear un nuevo orden económico y político internacional, basado en los  derechos humanos, derecho de las naciones a la autodeterminación, el respeto a la soberanía nacional, a sus valores culturales, étnicos, políticos y espirituales; en la igualdad, la equidad y la solidaridad entre pueblos y países del mundo, así como en la complementariedad económica y cultural entre los mismos.  

Contrucción colectiva del modelo de gestión socialista

Desde hace ya cuatro años, desde los primeros meses del año 2007, un grupo significativo de trabajadores, voceros de comunidades y estudiantes, con importantes niveles de conciencia socialista, y con el apoyo de unas pocas instituciones públicas dirigidas por revolucionarios, iniciaron un proceso orientado a construir un Modelo de Gestión Socialista para Venezuela en el siglo XXI. 

Con este propósito realizaron durante los años 2007 y 2008, tres seminarios nacionales y varios de tipo regional, en los que han participado más de 2.000 personas- 

El Congreso Nacional de Formación y Gestión Socialista 

La Comisión Nacional Preparatoria, designada democráticamente en el III Seminario Nacional,  pretendía realizar el Primer Congreso Nacional de Formación y Gestión Socialista en noviembre del año 2009,  pero después de hacer una consulta en las regiones, decidió aplazarlo para no desviar la atención y la actividad principal del Congreso del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), que era de vital importancia y de mayor urgencia. Durante el presente año 2010 no se convocó, -quizás equívocamente-, porque la tarea más urgente era la preparación y realización de las elecciones parlamentarias. Pero ahora, después de los resultados electorales del 26 de Septiembre y de que el Presidente Chávez ha llamado a realizar con urgencia las 3R al cuadrado, (Revisión, Rectificación y Reimpulso), la preparación y realización de este Congreso se convierte para los trabajadores en la Tarea Principal.  La Comisión Nacional Preparatoria debe reunirse con urgencia para convocar el Congreso en Diciembre de este año o en los primeros meses de 2011. 

La Comisión Preparatoria ha orientado, que el Congreso debe entenderse, no como un evento de uno o dos días, sino como un proceso de desarrollo de la conciencia social y de construcción de Poder Popular por medio de la praxis revolucionaria, para lo cual se realizarán seminarios sobre el tema de la gestión socialista en todos los Estados del país, para luego avanzar en la realización de seminarios por instituciones, empresas, parroquias, etc. Las conclusiones de este gran proceso de reflexión y análisis, serán llevadas al Congreso Nacional para producir una propuesta de Modelo de Gestión Socialista, socialmente legitimada, para ser entregada al Presidente Chávez y a la Asamblea Nacional, para su revisión y posterior transformación en Ley de la República.  

Esta Ley deberá  ser coherente en todos los aspectos, con la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, con el Plan Nacional Simón Bolívar 2007-2013,  con la Ley Orgánica del Trabajo, que incluye lo referente a los Consejos de Trabajadoras y Trabajadores, que  está actualmente en debate en la Asamblea Nacional y que será sancionada probablemente dentro de los próximos 2 meses.   

Por tanto, hacemos un llamado a todos los cuadros revolucionarios, trabajadores  y militantes del PSUV, a Ministros, Gobernadores, Alcaldes, y camaradas con responsabilidades de dirección en entidades públicas y empresas, a apoyar, por todos los medios posibles, la difusión y el estudio de los documentos básicos del Congreso; a realizar los seminarios preparatorios: estadales y por institución y ámbitos laborales o territoriales y del mismo Congreso Nacional; y a inducir y facilitar la participación en ellos, de los trabajadores de su ámbito de competencia.  

Durante los años 2009 y 2010 se realizaron con éxito varios seminarios  regionales sobre gestión socialista, entre ellos:  en Caracas, en el Teatro Teresa Carreño, el día sábado 19 de septiembre de 2009 y en Punto Fijo, Falcón, en la sede de VETELCA, en el mes de Octubre de 2010. 

Los seminarios preparatorios del congreso tienen como objetivos generales:  

  • Difundir, discutir y enriquecer la propuesta de Modelo de Gestión Socialista elaborada como resultado de tres seminarios nacionales y varios regionales, realizados durante los años 2007 y 2008, con el propósito de perfeccionarlo y legitimarlo socialmente para presentarlo al Presidente Chávez y a la Asamblea Nacional y convertirlo en ley de la República.
  •  Organizar Consejos de Trabajadores y Trabajadoras en todos los centros laborales y articularlos con Consejos Comunales, Consejos de productores de materias primas e insumos, y Consejos de estudiantes, todos integrantes del Poder Popular naciente.  
  • En general, orientar y promover la construcción de Poder Popular articulado con el Estado, con lo que se crean condiciones favorables para su transformación revolucionaria, y para contribuir a la realización  del Plan Nacional Simón Bolívar 2007-2013, con sus siete lineamientos estratégicos, y avanzar en la construcción del socialismo en Venezuela, en el marco del ALBA y UNASUR.
 

Seminarios similares se llevarán a cabo en los 22 estados restantes del país. Posteriormente, los participantes en los mismos, se encargarán de organizar y realizar seminarios en los centros laborales: fábricas, empresas e instituciones públicas; en centros de formación como universidades e instituciones educativas y en los lugares de vivienda por parroquias o municipios.  
 

Los documentos básicos del seminario 

Cinco documentos, que sirven de base para el debate en los seminarios, han sido difundidos por Internet y  fueron publicados en un cuadernillo por el Ministerio de Información y Comunicación (MINCI), y ahora lo serán por la Alcaldía de Caracas y su Imprenta Municipal al servicio de la revolución y en apoyo a las 3R,  en cantidades suficientes para su distribución en nuevos seminario en Caracas y para preparar los seminarios en los centros laborales y en los barrios. Estos documentos son los siguientes: a) La Gestión Socialista de la Economía y las Empresas (Conclusiones del III Seminario Nacional de Formación y Gestión Socialista, Valencia, octubre de 2008). b) Conclusiones del Primer Encuentro Nacional de Consejos Socialistas de Trabajadoras y Trabajadores de Venezuela (realizado en la UBV el 27 de junio de 2009 con auspicio de la Comisión de Desarrollo Social de la Asamblea Nacional). c) La Fábrica como Aldea Universitaria. d) La Unión del Estudio y el Trabajo (Movimiento por la Unión del Estudio y el Trabajo, MUESTRA). e) Hacia la Construcción del Programa de la Clase Trabajadora (Propuesta del Primer Encuentro de Trabajadores y Trabajadoras del PSUV). 

rafaenciso2055@yahoo.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2195 veces.



Rafael Enciso P.

Economista Investigador

 saberytrabajo1955@gmail.com

Visite el perfil de Rafael Enciso para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a111517.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO