¿Elecciones paritarias en la universidad venezolana?

    El ministro del Poder Popular para la Educación Universitaria, Yehyson Guzmán, compareció a la entrevista del noticiario estelar de VTV hoy en la noche, 14 de julio de 2014; y pensé mientras oía sus argumentos que, aunque las comparaciones son odiosas, si este joven extiende la consulta nacional sobre la calidad educativa al subsistema de educación universitaria, se desataría una onda expansiva de reflexividad como está pasando en la Educación Básica y Bachillerato, ¿será descabellado pensar eso?

En ese contexto de discusión acerca del estado del arte de la educación universitaria en Venezuela, se podría discutir el asunto de las elecciones paritarias en la universidad nuestra, que es decir, en las autónomas y las experimentales tradicionales; pero como yo siempre he dicho, para disgusto de algunos amigos míos, ¿por qué no realizan elecciones con voto uno a uno en las universidades de nuevo tipo? Las tecnológicas territoriales, la UNEFA o la UBV u otras que hace tanto fueron intervenidas. ¿Qué no tienen un largo camino andado y no han madurado su proceso social e institucional?

En la Universidad Nacional Experimental del Yaracuy, que es cosa que ya casi nadie recuerda, y no sé si será oportuno traerla a cuenta o no; sustituyeron así, por decreto al cuerpo gerencial y hasta a su Rector fundador, a quien, por cierto ya se le estaba venciendo su período. ¿Diferencias en el enfoque de las dimensiones filosóficas bajo las cuales conducían esa institución, no cónsona con el Plan de la Patria en cuanto a su teleología o fines, contenidos a enseñar y perspectiva de ser humano a formar?

Pero no llamaron a elecciones uno por uno, jamás, todo fue por decreto, ¿por qué? Recuerdo haber leído a un viceministro, ¿cómo era que se llamaba, Reinoso? Quien espetó que ahí no harían elecciones. Porque el MPPEU no quería, o algo así. A la asamblea ahí reunida para decirlo coloquialmente, no le pararon, ¿Qué no era expresión del poder popular? Uh, creo que sí, se debió oír sus planteamientos.

Había campaña presidencial y la comunidad universitaria no se mostraba muy proclive en sus preferencias hacia la Revolución Bolivariana, pero esa de imponer nuevas autoridades dizque fue una decisión estratégica, si mal no recuerdo haber leído u oído.  Gran estima se ganó en su gestión el Rector fundador de la UNEY, un intelectual de mucha valía que no se merecía esa salida intempestiva. Ahora esa universidad, ¿posee un perfil propio o es otra más? Con perdón. ¿Quién debe respetar la autonomía de las casas de estudio? ¿No es el Estado? Y dejar que éstas se den su propia forma de gobierno, planes y programas, en consonancia con los planes de desarrollo del país, eso sí. Porque no pueden ser, como dice, tuteladas caprichosamente o pretender ser “un Estado dentro del Estado, debe haber sinergia entre los dos entes sociales.

La autonomía universitaria, precisamente, fue otro de los temas tratados en la mencionada entrevista al ministro Guzmán y, sorprendentemente, argumentó que reconoce esta prerrogativa a todas las instituciones del ramo, porque así lo establece la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela; y en cuanto a las elecciones universitarias señaló que había obligación de acogerse a lo dispuesto en la Ley Orgánica de Educación, artículo 34, numeral 8, si mal no recuerdo.

Pero no soltó prenda con respecto a cómo se implementarían los procesos eleccionarios en aquellas universidades cuyas autoridades tienen, desde hace rato, sus períodos vencidos; de allí que los adecos y copeyanos tendrán otra oportunidad para continuar con sus gestiones.

En todo caso, como el compañero presidente Maduro está en un proceso de reestructuración en muchas cosas del Gobierno Bolivariano, creemos que en el sector de la educación universitaria también exigen una mirada atenta, (y hasta un sacudón), porque la otra vez hablando con un investigador de gran experiencia hizo un recuento de la historia de las universidades en América Latina y el Caribe y ninguna tiene ese mecanismo de elecciones paritarias; ni en Cuba, pues. En la UNAM es un comité técnico que decide quiénes son las autoridades universitarias y así por el estilo. ¿La república civil es equivalente a la convivencia en el campus universitario, como en aquellas experiencias de las repúblicas escolares?

Los tres o cuatro especialistas universitarios que puedan leer esto, tal vez pudieran darnos algunos aportes, digo, no sé. Porque no se trata de que yo esté de acuerdo o no con el voto uno a uno, sino abrir la discusión; aunque según dicen las disposiciones legales no se discuten sino que se acatan, y si la Ley Orgánica de Educación (agosto, 2009) dice que en las universidades debe hacerse1x1, pues… ¿por qué no les han puesto fecha?.

 Por cierto, nos llamó la atención que el ministro Guzmán señaló que en las reuniones que ha tenido con miembros de todas las universidades, incluso las privadas, ha sido bien recibido cuando ha tenido que hablar de otros puntos de la agenda de las políticas públicas en educación, claro. Por ejemplo, que no gradúen desempleados sino aquellos profesionales que requiera el desarrollo del país…

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1417 veces.



Luís Saavedra

Docente, Trabajador popular.

 luissaavedra2004@yahoo.es

Visite el perfil de Luis B. Saavedra M. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis B. Saavedra M.

Luis B. Saavedra M.

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a191584.htmlCd0NV CAC = Y co = US