Salsa de tomate "Pampero": el primer producto de empresas Polar que supera el millón por ciento de incremento en 20 meses

De seguro, alguien permitió esto, alguien se hizo el loco, alguien no cumplió sus funciones de control y defensa de los derechos socioeconómicos del venezolano en los últimos 20 meses, alguien es aliado de las EMPRESAS POLAR, S.A. dentro del Gobierno revolucionario. Porque no tiene explicación lógica, razonable o sensata que esto esté ocurriendo en una "Revolución".

Que un monopolio haya alcanzado incrementar los precios de uno de sus productos en UN MILLÓN CIENTO DIECISEIS MIL QUINIENTOS SESENTA Y SIETE POR CIENTO (1.116.567%) en 20 meses, eso no tiene perdón de Dios ni de la justicia terrenal.

No hay teoría económica que explique esto. Sobre todo, cuando se dice que se tiene el control de los precios. No hay perdón administrativo que valga cuando un funcionario encargado de velar por los intereses del consumidor, valga decir del ciudadano trabajador, ama de casa, pensionado o jubilado, haya permitido que se alcance una manipulación de los precios a cifras astronómicas en tan poco tiempo.

No hay razón lógica, dialéctica o histórica que justifique tamaña omisión gubernamental. Las cifras así lo revelan:

En enero de 2017, una salsa de tomate marca "Ketchup Pampero" de 400 gramos, que produce las EMPRESAS POLAR, S.A., costaba MIL DOSCIENTOS BOLÍVARES FUERTES (BsF. 1.200) o UNA CÉNTESIMA DE BOLÍVAR SOBERANO (BsS. 0,01). Pasados 20 meses, al 21 de agosto de 2018, el gobierno acordó con los empresarios privados, en el marco de la Ley Constitucional de Precios Acordados, entre ellos el monopolio de las EMPRESAS POLAR, que la salsa de tomate de 400 gramos, un producto de consumo masivo y priorizado, se fijara en 36 bolívares soberanos, valga decir, 3.600.000 bolívares fuertes. Esto se puede corroborar por medio de la Gaceta Oficial N° 6.397 extraordinaria.

No obstante, por razones desconocidas por la opinión pública nacional, diez días después de aprobada esa gaceta, el día 31 de agosto de 2018, se publica la Gaceta Oficial N° 6.401 Extraordinaria donde se modifican los precios de siete de los 25 rubros previamente acordados, entre ellos el precio de la salsa de tomate. Ahora, el pueblo pasaría a pagar por una botella de 400 gramos: CIENTO CATORCE BOLÍVARES SOBERANOS (BsS. 114,00), un incremento de 217 por ciento de una sola vez, algo "irregular" y "sospechoso" en el análisis de datos económicos.

Ese nuevo precio "acordado" representaba, hasta esa fecha, un incremento acumulado de 949.900% si se compara con su precio de enero de 2017, hace apenas 20 meses atrás. (VER CUADRO ANEXO)

Pero, a pesar de esa subida de precios "acordada", 20 días después de esa modificación de precios, las EMPRESAS POLAR, S.A., han vendido (con factura legal) la salsa de tomate Ketchup Pampero en CIENTO TREINTA Y CUATRO BOLÍVARES SOBERANOS (BsS. 134,00), valga decir, TRECE MILLONES CIATROCIENTOS MIL de los bolívares de antes (BsF. 13.400.000). Este último precio facturado por este monopolio representa una variación de UN MILLÓN CIENTO DIECISEIS MIL QUINIENTOS SESENTA Y SIETE POR CIENTO (1.116.567%) si se compara con el precio de venta de enero de 2017.

Como vemos, no sólo han irrespetado los acuerdos alcanzados hace pocos días atrás, sino que se han burlado de la autoridad gubernamental, a pesar que el Gobierno les pagará su nómina completa, les otorgó créditos para reactivar sus líneas de producción, les liberó el tipo de cambio, les disminuyó los aranceles de importación, entre otras medidas de protección al empresario en el marco del Programa de Reactivación, Crecimiento y Prosperidad Económica que arrancó el pasado 20 de agosto de 2018.

Con base en lo anterior, las EMPRESAS POLAR, S.A. están cumpliendo el mandato dado por los gánsteres económicos del Fondo Monetario Internacional, que la hiperinflación en Venezuela supere el millón por ciento anualizado para finales de este año 2018, algo que exige que el Ministerio Público se avoque a realizar las investigaciones penales por las conductas desplegadas y los delitos económicos que este conglomerado empresarial viene cometiendo en el país en los últimos 20 meses. Incluso, a los funcionarios que han permitido tan grande atrocidad u omisión económica.

Son delitos consagrados en el Código Penal venezolano, delitos perseguibles de oficio, que merecen pena corporal y cuya acción para su enjuiciamiento nunca prescriben.

¡Hay que detener al ladrón ya!

Correo: agiussepe@gmail.com

ANEXO:

CUADRO 1. MANIPULACIÓN DE PRECIOS DE ALIMENTOS Y BEBIDAS DE EMPRESAS POLAR

(ENERO 2017 al 19 SEPTIEMBRE 2018)

CUADRO 3. TENDENCIA DE LA CAPACIDAD DE COMPRA SALARIO MÍNIMO INTEGRAL




Esta nota ha sido leída aproximadamente 2797 veces.



Andrés Giussepe

Doctor en Gerencia, Especialista en Política y Comercio Petrolero Internacional y Economista de la Universidad Central de Venezuela. Secretario Nacional del Movimiento Profesionales de Venezuela.

 agiussepe@gmail.com

Visite el perfil de Andrés Giussepe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Andrés Giussepe

Andrés Giussepe

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /economia/a269558.htmlCd0NV CAC = Y co = US