El II Congreso Venezolano de Agroecología 2016, hacia la consolidación de un tejido social por una agricultura sustentable

Con más de 500 congresistas provenientes de todo el país así como representantes de Colombia, Brasil y Honduras se celebró del II CONGRESO VENEZOLANO DE AGROECOLOGIA, en los espacios del Instituto de Altos Estudios de la Salud "Arnoldo Gabaldón" de la ciudad de Maracay del 26 al 28 de octubre del 2016. Este evento en su segunda edición fue organizado por la Vía Campesina Internacional, la Sociedad Científica Latinoamericana de Agroecología (SOCLA) Capitulo Venezuela, la Secretaría Agrícola de la Gobernación del Estado Aragua, la Alcaldía de Girardot así como el auspicio del Instituto de Altos Estudios de la Salud (IAES), el Ministerio de Agricultura Urbana, La Corporación venezolana de Cacao, Hidrocentro, la Secretaría de Cultura del estado Aragua, el Instituto Nacional de Nutrición, la Red de Agro ecólogos del Estado Aragua (REDADA) y el Frente Nacional Campesino Ezequiel Zamora.

Desde lo académico se socializaron 178 trabajos de investigaciones (entre ponencias orales y poster), vinculados a 12 ejes temáticos, de diversas instituciones que trabajan el tema agroalimentario, como el Instituto Nacional de Investigaciones Agrícolas (INIA), el Instituto Nacional de Salud Agrícola Integral (INSAI), Instituto de Estudios Avanzados (IDEA) así como Universidades del país, UCV, UDO, ULA, UBV, LUZ y otros tantos centros de formación e investigación que hacen vida en el país.

Además de 31 actividades entre conversatorios, foros, cursos, talleres, actividades culturales, encuentros que permitieron abrir simultáneamente diversos espacios de interés para el amplio grupo de convocados fuera de la programación estructural del congreso. Así mismo vale la pena destacar la participación activa de colectivos, cooperativas, asociaciones y demás movimientos sociales agrícolas que compartieron temáticas claves como la tenencia de la tierra, semillas, la producción agroecológica, la organización y las relaciones con las instituciones, entre otras.

El Congreso, estuvo estructurado por conferencias centrales donde participaron connotados investigadores y practicantes de la agroecología tanto del país como de América Latina como los compañeros del Movimiento Sin Tierra del Brasil (MST) quienes desarrollan tanto dentro como fuera de Venezuela proyectos estratégicos en el tema agroalimentario en el marco del Alba, seguido de la Presidenta del Sociedad Científica Latinoamericana de Agroecología (SOCLA), la Dra. Clara Nicholls quien abordo la temática de transición agroecología y la resiliencia de los agroecosistemas, seguido por una ponencia del Dr. Miguel Mora, Decano de la Escuela Socialista de Agrícola Tropical (ESAT) del INIA, quien compartió un análisis de la situación agrícola del país y las posibilidades reales de transitar hacia otro modelo, para cerrar con la participación de la investigadora y trabajadora rural Trinidad Peña quien expuso la experiencia de transición en una región rural del Estado Aragua, cuna de la revolución verde en el Estado Aragua.

Después, le siguieron cuatro Simposios temáticos, "Agricultura urbana o sistemas alimentarios locales?"; "Institucionalidad y movimientos sociales en el marco de la agroecología"; "Educación y formación agroecológica en Venezuela" y finalmente "Transición agroecológica, biotecnologías y saberes campesinos" para lo cual se contó con un panel del primera línea entre connotados investigadores nacionales e internacionales, autoridades de instituciones de investigación como de universidades, así como líderes de movimientos sociales agroecológicos, quienes visibilizaron diversas posturas referentes a los temas abordados.

En simultáneo, los espacios abiertos consintieron el encuentro para el intercambio con los stands institucionales, exposiciones, trueques de semillas, degustaciones, entre otras actividades.

Por último, cierra el congreso con una actividad que conto con autoridades regionales y nacionales, entre estas la Ministra de Agricultura Urbana Lorena Freitez, quien se comprometió en apoyar directamente el Plan Nacional Agroecológico, que fue una de las banderas de la actividad.

Otro saldo organizativo fue la creación de la Asociación Venezolana de Agroecólog@s (AVA) que se suma a SOCLA, y quien además proyectó un plan de actividades y acciones para lo que queda de año y 2017. La misma tendrá entre sus objetivos generar una plataforma de encuentros entre investigadores, productores y consumidores (redes) a través de ejes transversales (investigación, formación, promoción y socialización) que permitan la articulación orgánica entre diversos actores de las dinámicas agroalimentarias del país y en proyección también entre otras naciones. Siendo propuesta para el próximo Congreso 2018 el oriente del país, estado Sucre, siendo responsable la UDO postgrado en Soberanía Alimentaria así como movimientos agroecológicos que hacen vida en la región.

Para cerrar se hizo lectura de la DECLARACION DEL II CONGRESO VENEZOLANO DE AGROECOLOGIA 20, por Enma Ortega, representante de la Secretaria Agraria del estado Aragua y de las luchas campesinas de la región:

"Declaración del II Congreso Venezolano de Agroecología,

realizado en Maracay, del 26 al 28 de Octubre del 2016.

Se aspira alcanzar la garantía de permanencia trangeneracional con carácter de seguridad de Estado como un asunto estratégico de la Nación. En el marco de la agroecología, esta garantía incorpora la relación sostenible de los sujetos transformadores con la naturaleza, para su disfrute por generaciones futuras

Demandamos que los espacios territoriales constituidos declarados por el pueblo legislador como tierras sembradas y a sembrar, se reconozca al pueblo como custodios de los mismos. Esta dimensión tiene que tener carácter vinculante en los planes del ordenamiento territorial del Estado y asumir prioridad de uso para la producción agroalimentaria, por lo tanto es imperativo derogar la Ley del Orgánica para la Ordenación del Territorio de 1983 que le da valor de cambio a la tierra y garantizar que este concepto quede plasmado en la nueva ley.

La seguridad como un asunto de orden militar, requiere de la implementación de las agro-OLP con la unión cívico-militar.

Demandamos que el control directo de los medios de producción estén en manos del pueblo que produce para el pueblo: Esto implica una reflexión del Estado que favorezca la transformación de lo publico en popular. Como lo estableció Chávez, "para acabar con la pobreza hay que darle el poder a los pueblos"; para darle cumplimiento a esto proponemos lo siguiente:

Desarrollar procesos de promoción y consolidación para el reconocimiento y conservación de las semillas criollas y autóctonas que producen las familias campesinas, indígenas y afrodescendientes.

Promover y consolidar los Consejos de Resguardo y protección de las semillas locales, campesinas, indígenas y afrodescendientes.

Generar mecanismos con carácter popular para la producción, almacenamiento, distribución e intercambio de las semillas locales, campesinas, indígenas y afrodescendientes.

Desarrollar sistemas de producción agroecológica en el ámbito local y comunal que reconozca la bioterritorialidad.

Reimpulsar la producción de semilla campesina y variedades agroindustriales en los Valles del Tucutunemo bajo un enfoque agroecológico.

Propiciar la autonomía campesina y transformación agraria con producción agroecológica entendido como un proceso de recampesinizacion.

Generación de conocimiento e innovación, formación, acompañamiento técnico en función de las necesidades reales de las familias a nivel local y territorializadas.

Generar espacios de encuentros permanentes para la construcción colectiva de procesos que nos permitan transitar a la transformación de la relación y los modos de producción. Estas reflexiones nos permitirían superar el pensamiento colonial, capitalista y eurocéntrico incorporado en la institucionalidad venezolana.

Revertir los procesos de naturalización de la mujer y feminización de la naturaleza basados en la lógica de la explotación y abuso tanto de la naturaleza como de la mujer, categorías establecidas desde lo patriarcal institucionalizadas en el estado liberal burgués.

Demandar políticas propias y específicas para el fortalecimiento de las actividades y acciones de los jóvenes en las comunidades campesinas, pesqueras, indígenas y afrodescendientes en pro de sus mejoras integrales, como una estrategia para el logro de un relevo generacional consolidado.

En la coyuntura política actual nos pronunciamos por la defensa del proceso revolucionario expresado en el artículo 326 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en la que compete el principio de la corresponsabilidad del Estado y la sociedad civil en los ámbitos económico, político, social, cultural, geográfico, ambiental y militar.

"AUTONOMIA CAMPESINA Y TRANSFORMACION AGRARIA…"

"FUSIL Y ESCARDILLA"

Maracay, 02 de Noviembre del 2016

domeneolga@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 741 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales



Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas

US Y ab = '0' /desalambrar/a237546.htmlC0https://NON-VE CAC = .