Caso Carlos Lanz y otras lecturas con Luis Brito García

Por todo lo que he leído hasta ahora y creo que no ha sido todo, el caso Carlos Lanz nos vació el alma. Nos dejó sin aire en los pulmones y la consciencia toda maltrecha.

Después de haber leído el artículo de Luis Brito García (LBG), intento hacer mi lectura del caso, considerando, que ya es un poco difícil tener una lectura particular. Una primera lectura, me lleva a estimar, que Carlos Lanz, no podrá ser todo lo que se dice de él, pero indiscutiblemente fue un tipo con dos bolas bien puesta, si tal como lo dice LBG, fue capaz (y lo creo) de decirle a sus captores: "Si me van a matar, mátenme de pie". https://www.aporrea.org/ddhh/a314010.html

Otra lectura, no me permite comprender mucho, la habilidad que Carlos Lanz pudo desarrollar como especialista en esto de inteligencia y guerras nuevas. No pudo calcular o intuir, que estaba viviendo en un nido de alacranes y terminó dejando este mundo por no darse cuenta de eso. En esta lectura, coincido con Marea Socialista y mi amigo Eligio Damas. https://www.aporrea.org/ddhh/n375086.html y https://www.aporrea.org/ddhh/a314007.html

Otra lectura, me permite observar el nivel de miseria que este caso reúne con sus muy vistosos y espectaculares detalles. Permite observar en una pantalla gigante (en vivo y en directo), cómo la "justicia" explica las situaciones y calcula milimétricamente algunos asuntos. En otros; los venezolanos no tenemos derecho a tener una explicación.

Veamos los que nos dijo LBG en un artículo reciente, que estuvo o está colgado en Aporrea:

"Examinemos a los presuntos victimarios. A principios de año señalábamos con inquietud cómo funcionarios electos con votos socialistas resultaron ser delincuentes sin más finalidad que obtener cargos que les facilitaran latrocinios. (…) En el entorno cercano a Carlos Lanz operó uno de estos procesos. Es desalentador cómo alrededor de un hombre íntegro, idealista, noble hasta el extremo de arriesgar incontables veces su vida por sus ideas, pudo formarse un entorno de corruptela, lavado de capitales y sicariato. https://www.aporrea.org/ddhh/a314010.html

Permítanme, que haga una extensión a esta cita de Luis Brito García: "Revisemos el modus operandi. Tanto los instigadores del asesinato como los narcotraficantes y prevaricadores descubiertos el año anterior lograron sus objetivos criminales haciéndose pasar por bolivarianos (…) Los delincuentes han descubierto que la mejor forma de destruir a Venezuela es hacerse pasar por sus defensores. Ni un voto les ha ganado predicar desde la derecha la fragmentación del territorio venezolano; la entrega de los recursos naturales, económicos, comunicacionales estratégicos y turísticos a transnacionales que no pagarán impuestos, la desaplicación de las irreversibles conquistas laborales, sociales y sindicales de los trabajadores, el sometimiento de nuestros asuntos de orden público interno a tribunales extranjeros, la privatización de ríos, lagos y lagunas. Buscar esos objetivos contrarios al socialismo mediante el golpe de Estado sólo les reportó 37 efímeras horas de poder precario. Fingir bolivarianismo es la coartada para cometer delitos que hubieran despertado la fulminante ira de Bolívar y de Chávez"

Todo fue bien calculado por la "justicia", que nada tienen de ciega. Sus ojos están muy espabilados (bien abiertos), aunque la vemos con un trapo sobre sus ojos. El cálculo, llevó a sembrar la idea, que la izquierda terminó siendo responsable del asesinato de Carlos Lanz. Hubo tiempo y la calma debida para que la "justicia" se sacudiera el problema y el asesinato terminara en el pipote de la izquierda. Con retraso, pero con precisión y efectividad, se tiró la bola que los autores intelectuales están en una izquierda y la otra "izquierda", salió completamente ilesa y sin un pellizco.

En este caso, la justicia tardó, pero mató o intentó matar a dos pájaros con una piedra. La "justicia" se vio como severa, recta y ciega, pero cuando uno considera los hechos recientes, se da cuenta del culipandeo. ¿Cómo quedó el secuestro de trabajadores que estuvieron años presos y nadie se disculpó por eso, después que se demostró su inocencia? ¿Cuántos venezolanos murieron, cuando tenían la esperanza de vivir, porque CITGO y una fundación perteneciente a esta empresa venezolana, no pudo ofrecer lo que ya había aprobado porque a Guaidó le dio la gana? El secuestro de CITGO, los inconvenientes que eso generó (con sus muertes) aún tardan y esperan por una conferencia prensa donde nos den señales. Aún no hay sospechosos.

LBG con este artículo, encandila porque nos permite ver este hecho, no como la conducta perversa de unos trotskistas, sino más bien como un hecho más de unos alacranes. Más que develar este sórdido caso; la "justicia" procuró darle una puñalada a la izquierda. Ya nos olvidamos del caso de los diputados narcotraficantes y en este caso, por decisión de la justicia; la responsable es la izquierda.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1500 veces.



Evaristo Marcano Marín


Visite el perfil de Evaristo Marcano Marín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: