Aventis

La izquierda escondida en una democracia espuria

El Estado Bolivariano de Venezuela, debe planificar un programa acertado de intervención para regir sus poderes de acertación, como se reflejan en el orden jurídico, ya que viene cayendo en violaciones de La Constitución y, un constante ultraje a la familia venezolana por desconocer los regidores del acto y hecho punitivo, las reglamentaciones, como normas de acceso legal, anexos de la misma Constitución que le dan carácter de fuerza. Muchas, de estas experiencias se fuesen evitado, sí las autoridades competentes fuesen actuadas con acertivez hacia hombres y mujeres de ambos bandos políticos que dañan la vigencia de leyes que normatizan al mismo Estado.

No es cuestión de valentía o silencio. Es que, existen intereses de torcerle el destino a Venezuela, la cual es provocada por el mismo ejecutivo nacional y promovida por cuerpos policiales y colectivos, a cambio de una bolsa de comida, no es asunto de conciencia e ideología.

Sinceramente, no hay nada de izquierdistas. Quienes rigen el proceso revolucionario en el país revolotean todo, para sumar lecturas y finanzas a su favor, olvidando a un pueblo que confía en ellos, pero, también gime por necesidades particulares que van más allá de sus posiciones ideológicas.

Se posesionaron de pensamientos de izquierda para fines exclusivamente polémicos y educativos, que, solo sirven para defender la cultura socialista cubana, pero no, la venezolana. Porque, somos y reflejamos otra caracterización política.

En efecto, quienes aman la revolución izquierdista cubana y ejercen funciones en el ejecutivo nacional bolivariano, expresan su amor y querencia por el capital y su democratización. Faltan los anexionistas, que se desesperan por desviar la atención en posiciones de avanzada y provocan marchas seguidas para confundir y empujar a la contrarrevolución a una esquina ideológica, explicando su desesperación actual porque no tiene programas básicos para frenar la propaganda telemática y electrónica del gobierno, sinceramente no tienen un ápice de izquierdista en su estructura de acción pública.

Es necesario, salir de las sombras con una base de análisis político e ideológico, las teorías revolucionarias no avanzan en Venezuela, porque caen en manos corruptas y por esto, Fidel Castro Ruz y Ernesto Guevara De La Serna le dieron la espalda, desde un principio. Ellos supieron que EEUU está muy cerca de sus costas y plataforma continental y, les proporciona ayuda en dólares y euros provenientes de España, como de asistencia farmacéutica, debido a los dos barcos que llegan períodicamente o mensualmente a sus muelles de la Misión Baptista, Jimmy Carter y el petróleo venezolano. Aproximadamente, fui invitado a predicar el evangelio en una de éstas misiones o Asambleas a un costo de 330 dólares mensuales, comida y albergue pago y 20 veinte dólares adicionales sí trabajaba arduamente en una zona popular. Era y soy el candidato perfecto, protestante y de raíz progresista, pero no quise tal responsabilidad, como evadí trabajar en el Diario Le Monde o Sur de Málaga como corresponsal, solo por un motivo, nunca distorsionare la realidad del país.

A los cubanos, le agradezco mucho, fui preparado por ellos en los años 69- 76 en muchas facetas del quehacer humano y tres norteamericanos de La Alianza para el Progreso.

La actitud de los socialistas en América Latina es determinante para el proceso social que se avecina, pero, es una apología abierta, mantenida por las fuentes políticas estadounidenses. Critican aquí al imperio, pero, residen en el imperio adquiriendo grandes mansiones con dinero proveniente, ahora del Arco Minero y Guayana.

Sin duda, ahora hay un enfoque distinto dentro de la revolución, la ideología contrarrevolucionaria gana adeptos en el movimiento socialista y, se constituye en un desafío a la cultura socialista cubana. Raúl Castro, sabe que tarde o temprano se debe desenmascarar ésta farsa y Nicolás Maduro Moros debe aclarar el choque de ideas entre el Legado de Chávez y su equipo asesor, perteneciente a la izquierda cristiana de COPEI, donde se busca una orientación dictatorial de nivel racial y colonialista que, viene siendo condenado por los verdaderos izquierdistas bolivarianos,

Chávez, siempre quiso plantear la tesis de una democracia socialista abierta, basada en el Tercer Camino de Douglas Bravo. Evitar lo que vemos, una democracia espuria, una mascarada que basa su existencia en la segregación de su propia población étnica, tomando en cuenta su raíz. Hay que acabar con el remedo de ideologías totalitarias, debemos partir del concepto de ciudadanía que nos dio Chávez y Carlos Andrés, cuando en un acto normativo, nacionalizó el petróleo bajo conseja del Comandante Fidel Castro Ruz, quién fue amigo de Hugo y CAP. Debemos, poner fin a la invasión de territorios venezolanos protocolizados por el Ejecutivo y, que daña a los hogares venezolanos, es una lástima el fallecimiento de Castro, porque, precisamente, él hablo de la independización del Estado Bolivariano de Venezuela del yugo norteamericano y sionista en un proyecto de quince a veinte años y un nivel transitorio de ocho años. Todavía no se ha nacionalizado la banca, deben quedar solo cuatro bancos, Bicentenario, Venezuela 100% Banco y el Mercantil, por acuerdo de Los Cisneros con Chávez, CAP y el gobierno cubano. Los demás, deben fusionarse a éstos. Eso, está escrito en los programas originales de Chávez y en internet, sí no lo han desaparecido.

Desde 1948, es que comienza esta gran lucha por Norteamérica.

Tenemos, los territorios ocupados por paramilitares colombianos y facciones de grupos de derecha e izquierda con prontuarios policiales y, precisamente en espacio gobernados por militares, léase Apure, Vargas, Carabobo, Táchira. Pero, donde ejercen funciones administrativas los civiles, hay paz y desarrollo agroalimentario.

Maduro, nos quiere tratar a los izquierdistas, como una raza inferior y, se quiere erigir como un líder con vara de hierro, se compara con el presidente de Turquía, peor que Saddam y el presidente de Damasco y Corea del Note.

El tiempo de Chávez, quedo atrás. La presencia fortuita de Ramiro Valdés Menéndez en La Orchilla, constituye una expresión de intervención directa de un gobierno extranjero en asuntos internos del país, contraviniendo las argumentaciones de la Organización de Estados Americanos y Naciones Unidas, sabemos las violaciones de nuestra Constitución, desean imponer en nuestro país una especie de apartheid, cuyos colectivos, en su mayoría con delitos menores y graves, sometan al pueblo en su conjunto.

Esto, es de conocimiento público y existe un decreto que no se puede estar utilizando la figura de nuestro comandante en campañas mediáticas. Nos encontramos ante una democracia ficticia, cuyas argumentaciones deben ser sancionadas por los organismos mundiales que, atienden a las sociedades complejas por asuntos y negociados políticos.

Claro, hay otras situaciones que no he tocado. El imperialismo y el sionismo, manejan el sistema financiero mundial y actúan al unísono con el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, siendo el Banco del Vaticano su mejor proveedor en divisas, porque bulas papales, todo el territorio europeo y parte de Latinoamérica, donde estuvieron los españoles y portugueses colonizando junto a la Cruz elevada de Cristo, esas tierras le pertenecen al Vaticano.

Lamentablemente, Nicolás Maduro esta caído, es cuestión de días por no reunirse con la academia de izquierda venezolana conformada por filósofos, escritores, periodistas y economistas. Más allá, está la represión de la Guardia Nacional y Policía Nacional Bolivariana, un cuerpo que se opuso al comandante Chávez a su llegada al Palacio de Miraflores, lo bloqueó en Los Chaguaramos- Santa Mónica junto al Sebin y ahora asesina al pueblo venezolano, hay muchas dudas.

Y no es terrorismo. Chávez se alejó de la Guardia Nacional Bolivariana porque fue el cuerpo de seguridad que obstaculizó su acción política en la toma del poder para derrotar a Carlos Andrés Pérez, ahora es utilizada como cuerpo represivo para amedrentar y violentar la vida de los hogares venezolanos, hemos visto por videos, como funcionarios de ese cuerpo les disparan directamente a las casas, sin importarles sí hay niños en el interior de las casas. Son fascistas. El mejor ejercicio del Socialismo, es el Socialismo y poco Nicolás ha aplicado esos principios y lo que ha traído en su maleta, es hambre, miseria y un hilo de destrucción de reputaciones.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 876 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /ddhh/a244516.htmlCd0NV CAC = Y co = US