Cáscara Amarga 509

Golpe feroz cesarvallejoiano

El golpe feroz cesarvallejoiano viene del poema de Cesar Vallejo: "Hay golpes en la vida tan fuertes…" Y, toda teoría ha de estar vinculada y cargada de matemática, vinculada y cargada del golpe feroz, ha de haber demostración argumentación razonamiento, ha de haber verdades dadas y verdades encontradas, ha de haber proposiciones dadas y proposiciones encontradas, ha de haber juicios dados y juicios encontrados, ha de haber punto crucial decisivo ha de haber golpe feroz cesarvallejoiano en el límite límbico contornado de los casos correlativos contradictorios caliginosos, que han de encontrarse que han de tocarse en una perogrullada primera vez de Perogrullo, en el medio maleoiano profundo, ahí, en el límite límbico contornado del equilibrio dinámico dialéctico difuso, en el cuartel convite cívico mílite, en donde ha de darse el golpe feroz cesarvallejoiano, en que se han de sustituir los entes definidos por sus definiciones, engastadas las definiciones con el golpe feroz hacia niveles superiores de nuevas conceptualidades definitivas sintéticas. Agora ahora hogaño, la estética ética espiritual y el entendimiento, la filosofía de las 4E de Maleo, en un solo cuero, la matemática y la poesía juntas haciendo vida, y, la teoría de los cosos correlativos límite contradictorios caliginosos, con el golpe feroz cesarvallejoiano, ahí, en el punto crucial decisivo, en el medio maleoiano profundo, en la perogrullada primera vez de Perogrullo, la filosofía de las 4E, dando explicación al mundo, en el golpe feroz cesarvallejoiano. Continente que contiene la capacidad de entendimiento entre aspectos armónicos límbico antagónicos ambiguos, la capacidad sintética de expresar el entendimiento, la capacidad de valorar entre valores jerarquizados y valores polarizados, entre las virtudes teologales y las virtudes cardinales, y, la capacidad moral de ubicación, la filosofía de las 4E de Maleo, eterna noria notoria, cíclica espiralina sinusoidal, de cambio acción transformación armonía simultánea contradictoria, quiasmo río heraclitoiano de plurales palabras pareadas paradójicas, mílite cuartel convite cívico castrense continental hacia niveles superiores transformadores de nuevas conceptualidades definitorias sintéticas de la eterna noria notoria desde el golpe feroz cesarvallejoiano.

Con digresión y sin digresión, lo matemático hasta en la sopa, lo filosófico hasta el hervor, la geometría y el álgebra, los opuestos, y, entre los opuestos armónicos simultáneos el punto crucial decisivo, el punto inflexivo topológico borroso, para la tendencia y para la transcendencia, y, es ahí, en el límite límbico contornado, mílite cuartel convite cívico castrense de los casos correlativos contradictorios caliginosos en donde ha de aparecer el golpe feroz cesarvallejoiano hacia niveles superiores conceptuales definitorios sintéticos, como si fuera de la tesis y la antítesis, como si fuera del consciente y del inconsciente, como si fuera del exceso y del defecto, como si fuera de la exclusión y de la inclusión. El punto inflexivo topológico borroso, ya no es solo y sólo para la tendencia, lo es también para la trascendencia. El punto inflexivo topológico borroso, ha de verse en la línea curva lemniscata bernoulliana, ha de verse en la línea curva de la parábola cúbica picassoiana. A mas y a más, el punto inflexivo topológico borroso, es de equilibrio dinámico dialéctico difuso. A mas y a más, el punto inflexivo topológico borroso, ha de ser de equilibrio de complementariedad de armonía, tanto como entre la onda y la partícula de Niels Bohr, tanto como entre el universo expansivo einsteiniano de luz curvada y el universo contractivo maleoiano de luz tragada. A mas y a más, el punto inflexivo topológico borroso, ha de ser de equilibrio de armonía y de simultaneidad contradictoria, ha de ser mílite cuartel convite cívico castrense de los casos correlativos contradictorios caliginosos en donde ha de aparecer el golpe feroz cesarvallejoiano hacia niveles superiores conceptuales definitorios sintéticos, lo matemático hasta en la sopa, lo filosófico hasta el hervor, la geometría y el álgebra, los opuestos, y, entre los opuestos armónicos simultáneos el punto crucial decisivo, el punto inflexivo topológico borroso, para la tendencia y para la transcendencia, y, es ahí, en el límite límbico contornado, mílite cuartel convite cívico castrense de los casos correlativos contradictorios caliginosos en donde ha de aparecer el golpe feroz cesarvallejoiano.

Con divagancia y sin divagancia, el golpe feroz cesarvallejoiano viene del poema de Cesar Vallejo: "Hay golpes en la vida tan fuertes…" Y, toda teoría ha de estar vinculada y cargada de matemática, ha de haber demostración argumentación razonamiento, ha de haber verdades dadas y verdades encontradas, ha de haber proposiciones dadas y proposiciones encontradas, ha de haber juicios dados y juicios encontrados, ha de haber conocimientos dados y conocimientos encontrados. Hegel decía que no hay tesis en su lógica en que no ha de estar Heráclito. Hegel, aprovechaba los ratos de ocio creativo y margullía en el quiasmo río heraclitoiano, al igual que Marx, y, las leyes de la dialéctica nacieron del río de Éfeso. Buda, gustaba de estar en medio de lo límbico contornado de los casos correlativos límite contradictorios caliginosos, y a Buda, gustábale el nado en el río efesoíta, entre dos aguas en el límite límbico contornado. Buda, jamás de los jamases fue extremista exclusivo aristotélico. Buda entre el yin y el yang. Buda en la sombría penumbra whitmaniana. Buda en la complementariedad marchante contradictoria antoniomachadoiana. Buda en la complementariedad onda partícula nielsbohriana. Buda entre lo visible y lo invisible de la fe hebrea sanpabloiana. Buda entre lo justo y lo injusto, entre lo humano y lo divino del Derecho Romano. Buda, entre la lengua y el habla de Ferdinand Saussure. Buda entre el ser y el noser de los Vedas. Buda entre el algo y la nada de Maleo. Buda en el teorema de Pitágoras. Buda entre el teorema directo y el teorema indirecto de Sócrates. Buda entre el exceso y el defecto de Aristóteles. Buda entre el consciente y el inconsciente de Cirigliano y Villaverde. Buda entre el tercio excluso y el tercio incluso de Maleo. Buda entre la razón y la sinrazón del Quijote. Buda entre el entendimiento y la estética ética espiritual de la filosofía de las 4E de Maleo. Buda entre el universo expansivo einsteiniano de luz curvada y el universo contractivo maleoiano de luz tragada. Buda entre el campo electromagnético de Einstein y el campo gravitatorio de Newton. Buda entre la teoría de la relatividad especial de Einstein y la teoría de la relatividad general de Einstein. Buda en el hoy es siempre todavía de Antonio Machado, y, el doctor Einstein no lo sabía. Buda siempre en el golpe. Buda en somos Edipo y de un eterno modo la larga y triple bestia somos todo lo que hemos sido y todo lo que seremos de Jorge Luis Borges. Pese a que Aristóteles era extremista, Buda siempre en el capirotazo cuartel central. Buda en el convite cívico castrense. Buda en el siempre golpe feroz cesarvallejoiano. Toda la borrosidad se funda en Buda. Toda la borrosidad se funda en el golpe feroz cesarvallejoiano.

Si el golpe feroz cesarvallejoiano viene del poema de Cesar Vallejo: "Hay golpes en la vida tan fuertes…" Entonces sea dicho que golpe feroz cesarvallejoiano no estaba en Aristóteles que era extremista. Ergo vergo sea dicho que golpe feroz cesarvallejoiano estaba en Buda siempre estaba en el capirotazo cuartel central. Ergo vergo sea dicho que el golpe feroz cesarvallejoiano estaba en Buda en el convite cívico castrense. Ergo vergo sea dicho que Buda estaba siempre en el golpe feroz cesarvallejoiano.






 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 609 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: