El Libertador Simón Bolívar… ¡si comió mangos! (V) Final

La meneada de mata que hace el General Juan Vicente Gómez para que cayeran los Mangos que estaban bajitos en 1913 trajo como consecuencia una desgracia muy grande para los protagonistas de aquella preparada subversión y por ello Delgado-Chalbaud pagó 14 años de cárcel y al salir en libertad sale de Venezuela y regresa comandando la invasión del buque para transportar pasajeros llamado el Falke y entra a puerto venezolano de Cumaná el 11 de agosto de 1929 en donde muere en un enfrentamiento con el general Emilio Fernández, y Linares Alcántara tuvo que esperar la muerte de Gómez para regresar del exilio. De manera que el Mango entra en el acontecer político venezolano en aquella época como un argot de peligrosa advertencia. Bueno, pero el nombre de Mango también es usado en Venezuela para manifestar cosas dulces y amorosas, tal como la frase dicha por un enamorado a alguna linda muchacha "Eres más dulce que un Mango" y otras frases dirigidas a la mujer pero no tan delicadas como "Mi amor, estás más buena que un Mango" o simplemente "Mi amor, estás como un Mango" De manera que también el nombre de esta deliciosa fruta se usa para expresar la admiración que un hombre siente por la mujer que le agrada y le causa gran impacto de exaltación.

La propagación del Mango en épocas pasadas solo fue por semilla, sin embargo hoy está muy difundido hacerlo por injerto, ya que con ello el agricultor puede escoger un patrón, semilla sembrada de una variedad de Mango que se sabe es resistente a enfermedades u otros problemas fitosanitarios, y en él cuando la planta está pequeña se procede a efectuar el injerto de alguna otra planta que se sabe reviste las cualidades en la fruta que el agricultor desea. Existe variados modos de injertar, sin embargo los expertos prefieren el de hacer un pequeño corte y tomar las yemas de las puntas de las ramas jóvenes y entonces haciendo un corte en forma de T en el tallo de la planta patrón, abriendo un poco la corteza e introduciendo el pequeño esqueje que contiene algo de madera y la yema de la planta a trasplantar. El injerto tiene que protegerse para que el peque sea efectivo por lo que hay amarrarse ambas partes con una bandita de goma. Pasadas unas 3 o 4 semanas del injerto, éste se examina y si todo se hizo adecuadamente el agricultor verá como la yema ha comenzado a crecer y tras otros procedimientos y cuidos agrícolas se va logrando la planta crezca sana y robusta. Venezuela es considerada la segunda zona productora de Mangos de América del Sur; superada únicamente por Brasil. Ya hemos dicho que es incompresible que en este siglo XXI, de tanta tecnología, solo podamos disfrutar del dulce y extraordinario sabor del Mango solo en un trimestre del año y no como debiera ser, disfrutarlo durante todo el año; si se aplicara un simple proceso de industrialización

Bien, ahora la explicación que todos esperamos, porqué se está seguro de que el Libertador Simón Bolívar si comió el Mango. La II batalla, asedio y toma de Angostura tiene lugar desde comienzo del año de 1917 pero es el 17 de julio cuando los españoles abandonan esa zona definitivamente y entonces los patriotas declaran en la ciudad de Angostura la constitución de la tercera República. Bolívar que había regresado de su periplo por las islas del Caribe, Haití y Jamaica, en busca de ayuda para su proyecto revolucionario independentista, se establece en la Ciudad de Angostura, hoy Ciudad Bolívar, ya asentado en esa ciudad, declarada capital de Venezuela, envía por su pareja sentimental, María Josefa Machado, y se radican allí. Bolívar, en sus labores como Presidente de Venezuela, convoca a un grupo de ciudadanos para que formen parte del Poder Legislativo Nacional, y es el 15 de febrero de 1819 cuando se procede a instalarlo, siendo allí que nuestro sin igual hombre revolucionario y formador de naciones pronuncia su célebre DISCURSO DE ANGOSTURA. Después a escaso de un poco más de 3 meses, Bolívar emprende otra campaña bélica, ahora ir a la Nueva Granada, hoy Colombia, partiendo el 27 de mayo con el propósito de darle la independencia a esa tierra, y es el 22 de junio de este mismo año de 1819 cuando comienza el ascenso, famoso y prodigioso, PASO DE LOS ANDES, ello por la parte donde se localiza el Páramo de Pisba, y una vez realizada esta proeza de titanes, ocurre la batalla de Pantano de Vargas el 25 de julio de 1819, y unos días después Bolívar da la batalla de Boyacá el 7 de agosto, sellando con esta victoria la independencia de la Nueva Granada; un tiempo después Bolívar regresa a la Ciudad de Angostura. De manera que, si Bolívar pasó 2 años viviendo en el lugar donde se introdujo el árbol de Mango, que para aquella época ya tenía 22 años de haber llegado a la zona, es meramente imposible que durante el tiempo de vivir Bolívar en esa región no comiera de esta exquisita y maravillosa fruta que es el Mango. Es por tal racionamiento por la cual se puede asegurar, sin la más mínima duda de equivocación, que: El Libertador Simón Bolívar… ¡si comió Mangos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1212 veces.



José M. Ameliach N.


Visite el perfil de José M. Ameliach N. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José M. Ameliach N.

José M. Ameliach N.

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /cultura/a247160.htmlCd0NV CAC = Y co = US