Las marramuncias y el gran negocio del café…

La cosecha anual para este año 2023 se estiman en un millón cuatrocientos mil quintales de café, cultivadas en una superficie de doscientas mil hectáreas, continuando con la tendencia de los bajos rendimientos, el promedio nacional  es de siete quintales por hectárea cultivadas en los viejos cafetales  por  unas sesenta mil familias caficultoras, actualmente se mantienen  los mismos registros oficiales  de producción del censo agrícola del 2008,  la cosecha pasada del  año 2022  los precios  alcanzaron un franja entre  220 y 260  dólares el quintal, precios  que estimularon  la incorporación de nuevos inversionistas quienes adquirieron fincas y sembraron unas cinco mil hectáreas de nuevos  cafetales, los costos por hectárea para los cafés de fundación  son de cinco mil dólares para cuatro mil plantas por hectáreas   y la esperara de cuatro años para el primer graneo de sus cosechas, para estimar los rendimientos por hectárea, un quintal equivale a cien libras  aproximadamente 46 kilogramos que contiene el  café pergamino verde, la almendra de los cafetos  el auténtico tesoro  de los  suelos de pie de monte de las cordilleras venezolanas.

El caficultor tiene que esperar  un año para cosechar sus viejos cafetales, estos son atendidos con el esmero de un legado recibido en la enseñanza del fogón familiar, es la cultura centenaria de la caficultura venezolana , la cultura agrícola de la excelencia en obtener las mejores bellotas de sus cultivares, actividad realizada de forma artesanal en el cuidado de los cafetales  y en la  recolección seleccionando manualmente los frutos maduros , los procesos  de la cosecha en el  despulpado, secado, trillados y selección son realizados con modestos equipos y maquinarias que requieren combustibles, hasta obtener el anhelado  café pergamino verde, que son colocados en sacos de fibras naturales del peso comercial de un quintal. 

 Los caficultores son los agricultores más humildes de la agricultura nacional, es la agricultura familiar en subsistencia, corresponde  al estrato social de la mayor pobreza según los indicadores de los registros de la FAO , es una cultura agrícola  de resistencia para superar las adversidades, el caficultor  entrelaza en un mismo territorio de la unidad producción,  el mutuo apoyo entre el conuco y los cultivares de cafetales, practica agronómica donde  están fundidos la sobrevivencia y la esperanza , todos los años tiene la ilusión en  obtener la mejor  cosecha de café, que los precios cubran los costos de producción ,el costo de producción promedio es de 207 dólares el quintal cifra acordada  en una reunión celebrada en julio del 2023  donde las regiones cafetaleras presentaron los análisis debidamente sustentados ante  la Corporación del Venezolana del café . 

La cosecha del café se inicia cada año en el mes de septiembre , lo más lamentable sin un precio digno, el café venezolano es un auténtico tesoro por el reconocimiento de sus cualidades organoléptica donde expiden fragancias, aromas y sabores únicos que identifican mundialmente, los cafés venezolanos son altamente cotizados en el mercado internacional, su fama trasciende con el reconocimiento obtenido en la primera feria universal realizada en París en 1878, donde Venezuela recibió el reconocimiento del mejor café del mundo , los caficultores venezolanos son reconocidos tradicionalmente por cosechar cafés exquisitos 

La vieja práctica de comercialización, procesamiento y exportación del café siempre ha estado  anclada sobre los sectores políticos que ocupan la conducción del gobierno de turno, junto a los sectores económicos siempre han definido las políticas cafetaleras, determinan la fijación de precios miserables de las cosechas, con el objetivo de apropiarse de la rentabilidad de las cosechas del café  como materia prima, exprimiendo el esfuerzo del trabajo de los caficultores dejándolos en la mayor pobreza.

En el siglo XIX durante las últimas décadas  los gobernantes del Liberalismo Amarillo en la   presidencia de Guzmán Blanco  conformó un modelo oligopólico para manejo de la  economía de la república sustentada en la exportación del café, la  actividad económica del café estaba   bajo el control  absoluto de los funcionarios del  gobierno, las bases de apoyo político gubernamental  eran   los caudillos regionales los denominados generales de montonera, caudillos militares  quienes ostentaban  las licencias de comercialización  del café en las regiones , establecieron una sociedad con las casas comerciales de exportación  de los países  europeos quienes habían recibido las licencias de exportación ,esta actividad económica leonina consistía en una red de comercialización de compras a bajos precios de los altos volúmenes de café , la comercialización orientado hacia  la  exportación de las grandes naciones consumidores, Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia España ,las ganancias eran repartidas entre la estructura militar gubernamental y la empresas trasnacionales , los volúmenes eran de diez millones de quintales , Venezuela ocupaba el tercer lugar mundial de producción de café  que salían  por las  aduanas de Maracaibo , Puerto Cabello y la Guaira.

Nuevamente surge el formato perverso comercial y de exportación del café implementado por el Liberalismo Amarillo ,  son las viejas prácticas de las marramuncias o marramucias  de quienes ejercen el poder político y gubernamental, para el apropiarse del esfuerzo del trabajo de los caficultores, exprimirlos dejarlos en ruina sin ninguna rentabilidad de las cosechas ,bajos precios que no cubren los costos de producción , es parte de la gestión pública del gobierno nacional del Presidente Nicolás Maduro, establecer las bases operativas entre la burocracia gubernamental  y los nuevos oligopolios creados de empresarios de torrefactoras quienes son los únicos que tienen las licencias de exportación del café y repartirse las altas ganancias de la rentabilidad del café  

El ministerio de  agricultura y tierras publica resoluciones en  gacetas oficiales como las del 25 de septiembre del 2023 numero 42.721, donde fijan los precios anclados al  mercado internacional, desconociendo los altos costos dolarizados de producción nacional, los  contenidos están  sesgadas para beneficiar la empresas torrefactoras quienes determinan la calificación del café, desconocen las propuestas de los costos de producción consignada por los caficultores  a consideración de la propia corporación venezolana de café.

Con  premeditación y alevosía obvian en el  contenido de la resolución   o mediante una providencia administrativa el acuerdo de carácter obligatorio suscrito entre los caficultores y al torrefactoras, donde fijaron los precios acordados de  los diferentes tipos de café en 180, 170 y 160 dólares el quintal y los precios de los café de primera es mutuo acuerdo, este hecho impide la propia aplicación de la resoluciones administrativas ministeriales , impiden la aplicación del  comercio justo y colocan a las caficultores en minusvalía ante  los comerciantes inescrupulosos quienes desconocieron de hecho  los acuerdos y fijaron unilateralmente precios en  130 dólares el quintal, robándoles a los caficultores la cantidad de setenta millones  de dólares que les corresponden del trabajo de un año de espera de las  cosechas del millón cuatrocientos mil quintales .

Las familias que cultivan el mejor café del mundo en una acto  honorabilidad acordaron fijar precios por debajo de los costos de producción, quedándose sin rentabilidad en sus cosechas , bajo el entendido de la baja demanda nacional del café por los bajos salarios de la población venezolana, esta acción solidaria del compromiso social ,la  palabra digna de los caficultores  realizada en el propio despecho ministerial fue despreciada por las autoridades  del ministerio de agricultura y tierras en complicidad con los empresarios de las torrefactoras ,el ministro solo se quedó en su anuncio comunicacional donde dijo “” que habían  logrado los acuerdos de precios y ahora en adelante la población consumiría  cafe del bueno y a precio bajos,” nada de esto ocurrió los precios de comercialización del  café continua a diez dólares el kilogramo para el consumidor  y los caficultores continúan mas empobrecidos, robados y en ruina .

 La realidad de las familias caficultoras es que continúan en mayor pobreza, sin rentabilidad y con pérdidas económicas de su cosecha del 2023, el resultado de su trabajo del mejor café del mundo fue devorado por los marramuncieros inescrupulosos, para evidenciar este hecho realicemos un ejercicio matemático del procesamiento del café, las ganancias son enormes para los los dueños de las torrefactoras quienes retorna su capital y altas ganancias en un lapso de un mes de espera.

Al realizar un simple  un ejercicio matemático donde se detallan las altas ganancias que obtienen, actualmente al procesar  un quintal de café tiene un precio  de 130 dólares , para procesar un quintal de café de 46 kilos se obtienen  37 kilos de café  tostado  y molido ,el precio promedio es de un kilogramo de café empaquetado es diez dólares, al multiplicar por los 37 kilos que deja el quintal se obtiene un ingreso bruto de 370 dólares, al restar el precio de los 130 dólares del café como materia prima ,la  ganancia onerosa es de   240 dólares, 184% de ganancias brutas por cada quintal de café , una ganancia especulativa en un proceso de torrefacción y comercialización del café obtenido en un lapso de un mes .

 Con los acuerdos de exportación con  las repúblicas de  China, Irán , Turquía , en los meses venideros anunciaran los volumen de remanentes de café  que serán exportados , el gobierno anunciara como un hecho de trascendencia económica, la exportación de unos seiscientos mil quintales de café arábico , la realidad oculta es el mismo café que le fue arrebatado a los caficultores a precios miserables y que son exportados por empresarios del oligopolio que son los únicos que tienen las licencias de exportación,  les quedan las altas ganancias de los altos precios del mejor café del mundo , café de especialidad altamente cotizados, las inmensas ganancias serán depositadas en sus cuentas particulares en los bancos del exterior, jamás ingresaran al Tesoro  de la Nación  al Banco Central de Venezuela como es el deber ser de un gobierno comprometido con los agricultores, con la soberanía nacional ,retornan las marramuncias y el Liberalismo amarillo ….Viva Guzmán  Blanco .



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2085 veces.



Alirio Rangel Díaz

Ingeniero Agrícola. Agricultor

 aliriorangel1959@gmail.com

Visite el perfil de Alirio Rangel Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social


Revise artículos similares en la sección:
Economía