El silencio de los inocentes

O, los zapatos de Jorge.(Escándalo: Zapatos deportivos de Jorge Rodríguez cuestan 795 dólares) Recuerdo que cuando Jodie Foster, por fin logra transar con el doctor Hannibal Lecter alguna información acerca del cuadro mental de uno de sus pacientes, sospechoso de despellejar a sus víctimas, éste le informa que en el centro de su problema se encuentra la codicia, y luego le pregunta a la detective (que es Jodie Foster, pero que no recuerdo ahora su nombre) –"¿Qué es lo que codicia un individuo?" Ella intentando varias respuesta no da con la correcta, el continúa –"Lo que más se codicia es lo que tenemos siempre frente a los ojos" Ciertamente no sé si estas son las palabras que usa, tendría que volver a ver la película, pero esto es lo que dice: se codicia lo que tenemos siempre, todos los días, frente la vista.

La codicia es puesta aquí como la motivación de un hombre solitario y reprimido pero a la vez psicópata asesino, que lo lleva a realizar su sueño de cambiar de sexo vistiendo la piel de mujeres reales, de "carne y hueso" (ambos desechados, por supuesto). Debe tener alguna base científica esta conclusión del doctor Lecter, considerando que era a su vez otro asesino sicópata pero que solo se comía a sus víctimas, sin tanta complicación mental, implicaciones y simbolismos.

Parece mentira pero la codicia va tras el simbolismo de las cosas, no es natural en los animales. Los animales comen carne o son herbívoros, pero rara vez matan por matar. Hasta donde yo sé lo hacen por hambre, por espacios de caza o por sus hembras y sus crías; no codician. Esta es una cualidad humana ligada a símbolos de prestigio, fuerza, hombría, poder, y similares. Esto lo debería saber un dirigente socialista, que quiere cambiar los valores de una sociedad, la cual se mueve casi que de forma exclusiva por la codicia. Esto lo debería saber Jorge Rodríguez, que además, es psiquiatra, y poeta, de la variedad de Tarek William: burócratapoeta.

En su condición de político socialista no debería ser tan ostentoso. Como médico psiquiatra debería conocer las consecuencias de ostentar estos símbolos asociados al éxito individual, sobre todo dentro de una sociedad altamente desigual y alienada; las personas tienen como metas individuales alcanzar los mismos símbolos y por esto se matan, se venden, se prostituyen. Es la base de la delincuencia, de la corrupción moral (creo que no hay otra), él lo debería saber. Y como poeta no debería ser tan dandi, hace casi dos siglos que pasó de moda.

Aparte los zapatos de Jorge, los dirigentes más importantes del gobierno, todos son ostentosos. Algunos hasta se fotografían y publican sus "libertades" en Instagram o Facebook. Comiendo carne cuando casi nadie come carne, en conciertos en el extranjero, viajes. Pero la mayoría de ellos solo les basta con exhibir sus caravanas de camionetas y guardaespaldas, con sus relojes y (otra vez) sus zapatos, con sus trajes y guayaberas de seda o lino. Eso, todo eso incita al odio y la violencia.

Quizá si Maduro no se mostrara tan feliz en medio de tanta angustia y tristeza, quizá si fuera más humilde y respetuoso de la opinión de los que critican fallas, si todos los miembros de su gabinete fueran más humildes y amables y se vistieran con ropa de trabajo, los efectos de la crisis no serían tan duros, pero es que además de vivir mal nos hacen sentir más mal, nos humillan con su "echonería" de que ellos sí pueden y nosotros no.

Entonces uno se pregunta ¿No fue para acabar con este sentimiento que optamos por el socialismo? ¿Para acabar con las distinciones, para ser solidarios y justos, igualitarios, espiritualmente más sabios y estar por encima de simbolismos ridículos de estatus, prestigio, poder (en el sentido más fugaz de la palabra)? Creo que hasta ahí no entienden la dimensión del problema, es como estar en medio de una multitud que no los deja ver lo insignificantes que son. Lo único verdaderamente grande en la vida trasciende toda clase de vanidad y de éxito individual, y es la vida misma de la especie, la permanencia en el tiempo, la herencia de valores fundamentales, todo eso que los verdaderos poetas (no la especie de Jorge y Tarek) saben y lo pueden decir mejor que nosotros, que no lo somos.

Por razones nobles y magnánimas luchó Chávez; por ejemplo, ¿ahora por qué luchan estos señores? ¿Qué motiva a esta caterva de hedonistas, para que marquen sus diferencias con las demás personas que conformamos esta sociedad? ¿Por qué maduro se viste y habla de una formar cuando está frente a los banqueros y empresarios y de otra, casi que contraria, cuando está frente a gente humilde? ¿Por qué Aristóbulo usa ahora corbata?… ¿dónde quedó colgada su irreverencia?

Cada vez se suma otro "humilde revolucionario" al grupo de los ostentosos perfumados. Pero de la misma manera, otro venezolano amargado se suma a los que odian el poder, la política y al socialismo, este último mancillado y calumniado por ellos. Para desprestigiar la fuerza moral del socialismo, para acabar con todos los sacrificios hechos por Fidel, Che y Chávez bastaron cinco años, lo que tardó en crecer esta mala yerba.

 30/06/2018



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1069 veces.



Marcos Luna


Visite el perfil de Marcos Luna para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marcos Luna

Marcos Luna

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /contraloria/a265719.htmlCd0NV CAC = Y co = US