Organizaciones sociales argentinas respaldan Reforma Constitucional

Buenos Aires, 8 de noviembre de 2007 (PRENSA EMBAJADA).- Referentes de movimientos sociales y agrupaciones políticas argentinas acudieron este jueves a la sede de la Embajada de la República Bolivariana de Venezuela en la República Argentina a fin de entregar al embajador Arévalo Méndez Romero la Declaración en defensa de los procesos constitucionales de Bolivia, Ecuador y Venezuela, mediante la cual reivindican “el derecho inalienable de los pueblos a refundar mediante procesos constituyentes soberanos y nuevas constituciones de profundización democrática, sus naciones y sistemas de gobierno.

Los suscriptores exigen “el respeto absoluto al debate popular que lleva adelante el pueblo y el gobierno venezolanos para reformar su Constitución Bolivariana de 1999”, así como declaran su “defensa incondicional del Referéndum del 2 de diciembre y sus resultados, donde se votarán las reformas propuestas” al advertir que “este acto de verdadera democracia hoy se encuentra amenazado por las fuerzas oscuras de la reacción venezolana e internacional”.

El documento expone que “la herencia imperialista es una rémora desgraciada del retroceso que sobrevino a la gesta revolucionaria de la Independencia y al frustrado objetivo anfictiónico de hacer de América una sola patria” y reafirma que “desde hace algunos años esa herencia es desafiada por procesos de lucha y resistencia de nuestros pueblos en varios países, sobre todo de América del sur, con su epicentro e irradiación en la revolución bolivariana que el pueblo venezolano impulsa con su democracia participativa, protagónica y el proyecto de socialismo del siglo XXI”.

Los colectivos argentinos reconocen la determinación del pueblo y el gobierno de Venezuela para recuperar la soberanía sobre sus recursos naturales y la mejora del nivel de vida de los más desfavorecidos socioeconómicamente. Además el documento subraya que “también es evidente la tendencia a superar las instituciones excluyentes y reaccionarias de las democracias modeladas por el panamericanismo de Estados Unidos, como fue el caso del Pacto de Punto Fijo en Venezuela, donde su institucionalidad elitesca fue reemplazada por nuevas formas de organización social, económica y cultural, donde predominan la democracia participativa, protagónica y el poder popular a través de Consejos Comunales en la vía de construir un socialismo del siglo XXI”.

Por otro lado, los movimientos sociales y agrupaciones políticas argentinas reiteran su compromiso con la unión latinoamericana y caribeña, y en tal sentido manifiestan que el ALBA, Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América, así como los Tratados de Seguridad Energética y los Tratados de Comercio de los Pueblos, son “un nuevo camino al anti imperialismo que despunta como esperanza redentora de los pueblos de América latinoamericana y caribeña”.

“Es esta nueva realidad latinoamericana la que despierta la reacción desesperada de los tradicionales beneficiarios de la dominación imperialista y sus reaccionarios regímenes locales. Ellos despliegan toda clase de mentiras, deformaciones, infundios y trampas comunicacionales en sus redes de medios y agencias, cuyos monopolios de la información viven en guerra diaria contra la heroica transformación de los pueblos de nuestra América”, denuncian.

La Declaración concluye que los “procesos de reforma, resistencia y transformación de nuestras sociedades y naciones, representan la más estimulante fuente de inspiración y lucha para desarrollar en nuestros países procesos similares de cambios revolucionarios que nos permitan retomar el hilo histórico de la gesta independentista iniciada por nuestros próceres y libertadores”.


A continuación se transcribe el texto del documento y los adherentes:

Declaración en defensa de los procesos constitucionales de Bolivia, Ecuador y Venezuela

Los actuales procesos constituyentes y de reforma constitucional en las Repúblicas bolivarianas de Bolivia, Ecuador y Venezuela se encaminan al objetivo de completar la emancipación de nuestras naciones del dominio estadounidense y los paradigmas eurocéntricos. Esta herencia imperialista es una rémora desgraciada del retroceso que sobrevino a la gesta revolucionaria de la Independencia y al frustrado objetivo anfictiónico de hacer de América una sola patria. Se expresó en nuevas formas de dominio y explotación neocolonial que perduran. Desde hace algunos años esa herencia es desafiada por procesos de lucha y resistencia de nuestros pueblos en varios países, sobre todo de América del sur, con su epicentro e irradiación en la revolución bolivariana que el pueblo venezolano impulsa con su democracia participativa, protagónica y el proyecto de socialismo del siglo XXI.

Esta nueva realidad también ha permitido que América latina retome con vigor su rol activo en el escenario político internacional, recupere sus acervos culturales ancestrales expresados en el nuevo rol de los pueblos originarios, cuya máxima expresión es el gobierno del aymara Evo Morales en Bolivia.

El mundo observa que las clases históricamente sojuzgadas en nuestra América asumen como protagonistas de su propia historia, conformando un nuevo proceso liberador, con organizaciones políticas, movimientos sociales y gobiernos anti imperialistas, cuyos derroteros priorizan la solidaridad, la cooperación, la complementariedad, abrazando banderas de dignidad para proteger las conquistas populares frente a los embates de Washington. Uno de sus puntos centrales es la defensa de las conquistas de la revolución cubana.

En la perspectiva de completar la definitiva independencia, países como Venezuela, Bolivia y Ecuador vienen recuperando sus recursos naturales y el patrimonio nacional, y elevando el nivel de vida y seguridad de sus pueblos. Así mismo celebramos el esfuerzo que países hermanos llevan a cabo para mejorar el nivel de vida y enfrentar los resabios de las últimas dictaduras militares; también es evidente la tendencia a superar las instituciones excluyentes y reaccionarias de las democracias modeladas por el panamericanismo de Estados Unidos, como fue el caso del Pacto de Punto Fijo en Venezuela, donde su institucionalidad elitesca fue reemplazada por nuevas formas de organización social, económica y cultural, donde predominan la democracia participativa, protagónica y el poder popular a través de Consejos Comunales en la vía de construir un socialismo del siglo XXI.

El ALBA, Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América, conformado por Bolivia, Cuba, Nicaragua y Venezuela, es un instrumento central de esta estrategia de nueva independencia, así como los Tratados de Seguridad Energética y los Tratados de Comercio de los Pueblos son un nuevo camino al anti imperialismo que despunta como esperanza redentora de los pueblos de América latinoamericana y caribeña. Los nuevos procesos de integración regional son uno de los principios y motores que permite en los tiempos actuales la construcción de la gran nación latinoamericana, objeto y sujeto del curso y accionar de la liberación nacional y social.

Es esta nueva realidad latinoamericana la que despierta la reacción desesperada de los tradicionales beneficiarios de la dominación imperialista y sus reaccionarios regímenes locales. Ellos despliegan toda clase de mentiras, deformaciones, infundios y trampas comunicacionales en sus redes de medios y agencias, cuyos monopolios de la información viven en guerra diaria contra la heroica transformación de los pueblos de nuestra América.

Los movimientos sociales y agrupaciones políticas que suscribimos esta Declaración defendemos el derecho inalienable de los pueblos a refundar mediante procesos constituyentes soberanos y nuevas constituciones de profundización democrática, sus naciones y sistemas de gobierno, para liberarnos de los designios imperiales y del dominio de los centros hegemónicos del Norte y la construcción de la patria grande.

Exigimos el respeto absoluto al debate popular que lleva adelante el pueblo y el gobierno venezolanos para reformar su Constitución Bolivariana de 1999 y declaramos nuestra defensa incondicional del Referéndum del 2 de diciembre y sus resultados, donde se votarán las reformas propuestas. Este acto de verdadera democracia hoy se encuentra amenazado por las fuerzas oscuras de la reacción venezolana e internacional.

Con la misma fuerza saludamos y acompañamos a los presidentes Rafael Correa, de Ecuador por la aprobación, con abrumadora mayoría en elecciones ejemplares, de la nueva Asamblea Constituyente, y al compañero presidente Evo Morales, de Bolivia, en su valiente defensa del proceso constituyente que pretende ser vulnerado y suspendido por sus enemigos internos y externos, en franco desconocimiento de la voluntad mayoritaria de los oprimidos y demócratas del altiplano.

Tales procesos de reforma, resistencia y transformación de nuestras sociedades y naciones, representan la más estimulante fuente de inspiración y lucha para desarrollar en nuestros países procesos similares de cambios revolucionarios que nos permitan retomar el hilo histórico de la gesta independentista iniciada por nuestros próceres y libertadores.

Adhieren



1. ATE Nacional, Comité Directivo Nacional

2. Cooperativa Hotel Bauen Recuperado, Marcelo Ruarte

3. Federación Argentina de Cooperativas de Trabajadores Autogestionados, FACTA, Fabio Recino y José Avelli

4. Corriente Clasista y Combativa, Juan Carlos Alderete

5. Federación de Tierra y Vivienda, Jorge Mora, León Cristalli

6. Movimiento Campesino de Formosa, MOCAFOR, Marcelo Coria. Benigno López

7. Coordinación Latinoamericana de Movimientos Territoriales Urbanos, CLMTU, Lito Borillo

8. Central de Trabajadores Argentinos, CTA, Regional Moreno/Merlo, José Luis Viqueira

9. Diputado Nacional Claudio Lozano, Proyecto Sur

10. Pino Solanas, ex candidato a Presidente, Proyecto Sur

11. Luis Brunati, ex Diputado Nacional, Proyecto Sur,

12. Mario Mazzitelli, ex Diputado, Partido Socialista Autentico (PSA),

13. Universidad Nacional del Centro de la Provincia Unida, Jorge Reynoso

14. Secretaría de Relaciones Internacionales de la CTA, Adolfo Aguirre

15. Periodistas por la Verdad Argentina, ONG, María de los Ángeles Lista

16. Partido Comunista Revolucionario, Antonio Sofía, Lucila Edelman, Darío Lagos

17. Partido Comunista Argentino, Jorge Kreynnes

18. Frente Transversal Nacional y Popular, Oscar Laborde

19. Intersindical de Trabajadores Portuarios, Pancho Montiel, Sec. Gral.

20. Agrupación Felipe Vallese, Polo Social, Paola Bianco y Luis Lofeudo

21. Cooperativa de Vivienda COVILPI, Lucas Yañez

22. Asociación Internacional de Refugiados Solidaridad, Diego Rayme.

23. Movimiento Madres en Lucha- Argentina, Marta Gómez

24. Asamblea de Flores- CTA, Omar Chianelli

25. Movimiento de Unidad Popular, Federico Martelli

26. Movimiento 26 de Julio, Lily Galeano

27. Agrupación Solano Vive, Rodolfo "Turco" De Diago

28. Partido Nueva Alternativa, República Dominicana, José Espinal Marcelo

29. Asamblea de Pompeya, Julio "Chino" Tamae

30. Asoc. Civil Resplandor del Sur, Marta Herrera

31. Agrupación 20 de Diciembre, Jorge Nebbia.

32. Cuadernos para el encuentro en una nueva huella argentina, Eduardo.

33. Eduardo Lucita , Economistas de Izquierda (EDI)

34. Movimiento Peronista Autentico, José Rey, Rúben Famá, Guillermo Gallo Mendoza, Aníbalde los Santos, Marcelo Maldonado.

35. Agrupación Seamos Libres, Leonardo

36. Comedor Los Pibes, Nadia Martínez

37. Peronismo Militante

38. Organización Libres del Pueblo (OLP), Roberto Perdia

39. Círculo Bolivariano Argentino

40. Revista Internacional de Sicoanálisis en la Cultura, Alejandro Lucero

41. Agrupación General San Martín, Ricardo Portillo.

42. Agrupación José Antonio Mella.

43. Agrupación Rodolfo Wallsh.

44. Foro Argentino de la Deuda Externa, Manuel Campos Janeiro, Horacio Richiardelli

45. CUBa/MTR, Oscar Kuperman.

46. Corriente Estudiantil Antiimperialista CEPA, Martín Bustamante.

47. Movimiento de Unidad Secundaria MUS.

48. MODACUNA, Movimiento de Defensa Activa de la Cultura Nacional, Derli Prada

49. POR Posadista

50. MTR Santucho, Mesa Nacional

51. Analítica, organización social en la cultura, José Slimobich

52. Resumen Latinoamericano y Cátedras Bolivarianas, Carlos Aznárez,

53. Foro Patriótico y Popular, Virginia del Valle Martínez de Phillippeaux

54. LIBERPUEBLO (Asociación por las libertades del pueblo argentino)

55. PSUV-Batallón Argentino, Modesto Emilio Guerrero


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5801 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter