Las matemáticas de la oposición encriptada

I
“Los científico pretenden hacer posible lo imposible;
los políticos hacer imposible lo posible”
Bertrand Russell
Debo comenzar por recordar aquel proverbio que expresa, no ser posible pedirle peras al olmo, cuando viéndole las caras amargadas i cargadas de odio irracional a los supuestos “líderes” de la Coordinadora Democrática, i las frases que exponen con la mayor irresponsabilidad, a conciencia de saber que mienten, me lleva a la conclusión de reconocer que necesitan, primero, hablar correctamente el idioma materno español (no el castellano como deslizó con trampa en la Constitución Brewer Carías) i luego, preguntarme cual es el conocimiento científico que manejan, i si realmente conocen su lenguaje formal que son las matemáticas.

Lo del idioma, porque además de los disparates gramaticales comunes que cometen, no encuentro casi nunca sus rasgos lógicos i, naturalmente lo más llamativo del momento, cuando con una tozudez increíble siguen “chillando” fraude (como dice el presidente Chávez) lanzan esta “perla” que la notó Ernesto Villegas: “Se ha cometido un fraude tan descomunal i perfecto, que es imperceptible” por lo cual, si es precisamente así, lo de descomunal es inadmisible, pues lo descomunal es extraordinario, monstruoso (de grande) , mui distante de lo común i el fraude no se ve por ninguna parte; i lo imperceptible es sencillamente que no se puede percibir i percibir es recibir algo por los sentidos, o si vamos a lo filosófico i profundo del conocimiento kantiano (que debe ser “chino” para todos ellos) es “lo dado” en la sensibilidad del sujeto cognoscente. De modo entonces que, esos señores deben tener un sexto sentido, o un instrumento traído por los extraterrestres o elaborado secretamente por el Pentágono i suministrado por un departamento ultra secreto de la CIA, que debe llamarse algo sí como el “superpercibetrómetro laser” que percibe lo que no es perceptible. De este modo, la compañía norteamericana Starmatic que trajo las máquinas de votación i que le han sido solicitadas ya por unos 17 países entusiasmados con ellas, van a ver seriamente comprometido el negocio mundial de esa tecnología. Posiblemente haya sido que el llamado Matacuras, que colaboró para asesinar curas i monjas en El Salvador, tenía ya un rudimentario aparato de percibir, para que, percibiendo increíblemente el olor a curas i monjas, haberlos denunciados i localizados en sus escondites para asesinarlos. Nunca se sabe hasta donde puede llegar el ingenio i la inventiva humana.

Resuelto como se ve, tanto el problema idiomático del verbo percibir i al mismo tiempo contemplando lo que la ciencia i la tecnología pueden hacer para ampliar los sentidos del hombre, nos encontramos con que un grupo mui pequeño de seres especialmente dotados de inteligencia privilegiada i de conocimientos científicos no comunes −realmente descomunales− percibieron un megafraude tan perfecto i repetido, que les robó la victoria por más de dos millones de votos, porque las encuestas también habían sido fraude i todos los observadores posibles, desde la OEA, el Centro Carter i cientos de observadores más de todo el mundo, eran unos cretinos que no supieron, con apenas cinco sentidos, detectar el delito electoral. I para colmo, nadie se dio cuenta de los dólares que se repartían en las colas para votar, como a conciencia cristiana lo denunció el Cardenal Castillo Lara, gracias a una paloma invisible que revoloteaba los centros electorales i que, naturalmente era el Espíritu Santo. Además, cuanto dinero está produciendo PDVSA que de paso, este gobierno dictatorial, se dio el lujo de comprar a toda la prensa mundial, a todos los observadores i a todos los jefes de estado, para hacerlos cómplices de una votación que, aparentemente fue transparente i correcta, pero no tuvieron a mano el superpercibetrómetro láser para sumarse al chillido de los inteligentes miembros de la Coordinadora Democrática, cuando simplemente de ver sus caras, sus bigotes, sus lentes redondos, sus gorritas al revés i al derecho i sus facciones de próceres, es suficiente para saber que estamos en presencia de genios, algunos como Pompeyo o Caballero, con unas pelambres parecidas a las de Einstein. Mas, por humildad, disimulan su verdaderas capacidades i conocimientos.

Sin embargo, eso maravilloso no es todo. A ello hai que agregar los conocimientos de matemáticas que tienen estos genios. Aquí es donde está verdaderamente el fuerte de esa oposición que tiene “Ingenieros electrónicos” como Andrés Velásquez, aunque ha confesado íntimamente que se le ha olvidado hasta instalar un apagador de luz, pero recurre a otros más avanzados en conocimientos como Pompeyo, ya que le cree de buena fe que él es el futuro. I es que ellos manejan unas matemáticas, también ajenas a los mortales comunes. Por ejemplo creen que Joseph Fourier se equivocó al decir que “las matemáticas parecen constituir una facultad de la mente humana, destinada a compensar la brevedad de la vida y la imperfección de los sentidos”. Por eso, el hacer auditorías sólo con muestras representativas i aleatorias, es un disparate (posiblemente Manuel Caballero escriba la historia de las nuevas matemáticas) porque o recontamos todo o no hai auditoría, así la vida no nos alcance para contar. I la imperfección de los sentidos, ya hemos visto como quedó “coordinadoramente” demostrada. (Continuará)


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2896 veces.



Roberto Jiménez Maggiolo


Visite el perfil de Roberto Jiménez Maggiolo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a9493.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO