¿Cómo se sabe que le hacemos daño?

     Normalmente cuando las cosas que hacemos no afectan a los intereses de otros, estos pasan como si no hubiesen ocurrido o por el contrario,  son blanco de burla.  Pero cuando se encienden las alarmas y la alharaca se proyecta a todos los espacios y rincones donde el afectado tenga influencia, significa que se le está tocando el punto mas importante y sensible.

   Los titulares de prensa de los últimos días son muy explícitos: “Parlamento Europeo , condena a Venezuela( apenas 27 de más de 750 miembros)…, “ demandan por 5 millones de dólares a Chávez y  Citgo…,” Legisladores Estadounidenses, condenan antisemitismo en Venezuela (26 miembros de 435) …”,  “Venezuela, se ataca a los medios informativos” , “Presidente de Venezuela oferta teléfono Venezolano con nombre obsceno”… Todos los días. a toda hora, donde las oligarquías explotadoras internacionales tienen sus tentáculos, la exposición de una cadena interminable de mentiras, busca desesperadamente  crear un panorama de apariencia desoladora sobre la realidad Venezolana,  diferente a la verdad. ¿el objetivo?  Preparar el escenario con el cual poder justificar una arremetida por parte de las fuerzas diabólicas de la ultraderecha fascistas.   Éllos saben que una intervención directa en nuestra nación en las circunstancias actuales,  producirá una cantidad inmensa de muertes.  – éstas en si no les importa, vean Irak- pero necesitan una justificación propagandística, con la cual cubrirse las espaldas.  El problema para éllos,  es que  casi el 80% de la población de Venezuela, respalda el sistema político, social y económico,  que se está llevando a cabo.  Es de beneficio para las mayorías que antes eran marginadas,  y esas mayorías ya han demostrado que están dispuestas a defender lo que consideran suyo  cueste lo que cueste ( 13 DE ABRIL DEL 2002).

     Para nadie debe ser un secreto, que esas fuerzas reaccionarias y ambiciosas, están conformadas por el sionismo Judío y por el clan elitesco, mafioso, que controla las esferas de poder del vaticano nazista.  Son éllos los poseedores en propiedad, de los grandes monopolios económicos, que hasta utilizan la muerte como forma de negocio.  Son esos intereses los que se están tocando hoy en Venezuela. La reacción, tal como la de los perros rabiosos, que ven como irremediablemente pierden la presa;  es desesperada y mortal.

      No son las primeras, ni tampoco serán las ultimas  andanadas de ataque de esos enemigos acérrimos de los derechos populares.  Por el contrario cada día se perfeccionaran más en sus estrategia, e inventaran nuevos recursos propagandísticos.  Usaran todos los medios y métodos a su disposición, que son muchos  -si no recuerden la guerra fría -, pero terminaran  junto a sus serviles e infelices cómplices, apátridas nacionales;  estrellándose contra la voluntad de un pueblo que está decidido a ser libre.

      Hay algo cierto dentro de todo este panorama:  Venezuela no está sola en el mundo.  Por el contrario, cada día crece y crece más la solidaridad internacional de los pueblos, que entienden que esta lucha, es la única vía para vivir libres,  que el socialismo real; es la alternativa a un sistema capitalista avaro y depredador.  No debe temer, quien con su esfuerzo y trabajo honesto, ha logrado obtener posiciones económicas destacadas en la sociedad.  Pues su posesión será respetada y reconocida.  Pero los ladrones, los que explotando hasta la miseria a los trabajadores. Esos  que por medio de cargos públicos o por trafico de influencias, amasaron fortunas,  no pasaran. Son estos los desesperados enemigos de una sociedad justa y equitativa, con igualdad de oportunidad para todos y con derechos garantizados. Son los monopolios económicos transnacionales y sus riquezas habidas a la sombra del saqueo de naciones enteras, quienes financian planes y ataques contra lo inevitable “un nuevo orden mundial, con el ser humano como fundamento y fin” 

    En la medida que el proceso se profundice, en la medida que la justicia social avance, se irán redefiniendo posiciones y se alterará el cuadro político militante del proceso revolucionario.  Los aprovechadores desertaran, los engañados que comprendan la esencia de lo que se quiere, rectificaran y formaran filas  para la defensa del socialismo. Para eso, la guerra mediática debe ser enfrentada en el terreno que el enemigo ha escogido: La mente de las personas y por el rescate de la verdad.

javiermonagasmaita@yahoo.es                                          



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1778 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a77855.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO