La Administración Pública y las Misiones Socialistas

Las Misiones son una respuesta práctica frente a la ineficiencia y precariedad de unas instituciones públicas que todavía, después de 10 años en Revolución, poseen una estructura burocrática inoperante e incapaz de impulsar programas y políticas sociales, que buscan llegar a los más pobres, con resultados que deberían ser inmediatos o perentorios. Así como el Pueblo más necesitado es el Alfa y Omega de la Revolución Socialista de la República Bolivariana de Venezuela, así también la Misiones Socialistas deberían ser el Alfa y Omega de las necesidades del Pueblo.

El Comandante Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías, ha ratificado reiteradamente que a pesar de la crisis económica que vive el mundo actualmente, no habrá ningún recorte en el presupuesto fijado para las Misiones Socialistas que impulsa el Gobierno Revolucionario.

Una manera expedita y legal de mantener viable a las Misiones Socialistas es apoyándose en el presupuesto de la Administración Pública para apuntalar el funcionamiento y operatividad de las mismas. Esto es posible porque a diferencia de las cuentas presupuestarias correspondientes al año 2008, para 2009 los programas sociales deben contar con una asignación obligatoria, tras la modificación de la Ley Orgánica de la Administración Pública que otorgó a las misiones un estatus que las liga obligatoriamente a la estructura de la administración pública.

En efecto, con la puesta en vigencia del Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley Orgánica de la Administración Pública de fecha 15 de julio de 2008, las Misiones Socialistas ya cuentan con un piso institucional, el cual permitirá la creación de instancias administrativas, funciones y presupuesto para la ejecución de proyectos sociales para las población más necesitada de la acción del Estado.

Asimismo, el Presidente Hugo Rafael Chávez Frías decretó la creación del Fondo Social para la Captación y Disposición de los Recursos Excedentarios de los Entes de la Administración Pública Nacional de fecha 03 de junio de 2008, ley según la cual aquellos entes de la Administración Pública no relacionados con actividades de hidrocarburos tales como institutos públicos, fundaciones y asociaciones civiles, deberán destinar sus excedentes para proyectos de inversión social, los cuales buscan proveer recursos para la ejecución y desarrollo de programas y proyectos sociales.

Para hacer cumplir las leyes antes citadas, las distintas instancias de la administración pública centralizada y descentralizada están en la obligación de articulary coordinar con las distintas Misiones Socialistas, a fin de asignar los recursos necesarios para satisfacer necesidades no previstas por dichas Misiones en sus respectivos presupuestos ordinarios, para lograr el funcionamiento óptimo de las mismas.

Así por ejemplo, el Ministerio de Obras Públicas y Vivienda deberá detectar las necesidades de obras nuevas o de mejoras en la infraestructura de las distintas edificaciones de la Misión de Barrio Adentro y realizar los ajustes presupuestarios que correspondan, de acuerdo al ordenamiento legal vigente . Por su parte, CORPOELEC tendrá que hacer lo mismo para el caso del Suministro Eléctrico de Barrio Barrio Adentro, y así mismo debe proceder cada ente de la Administración Pública centralizada y descentralizada para cada una de las Misiones Socialistas, las cuales tendrán que articularse con estas instancias para el logro de ese objetivo fundamental para la Revolución Socialista y Bolivariana.

marcano_omar@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 7192 veces.



Omar Marcano

Trabajador jubilado del MPPCTII, Militante del PSUV, Ingeniero Eléctrico (USB, 1976)

 marcanoomarj@gmail.com      @pueblopatriota

Visite el perfil de Omar Marcano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: