Contra el poder

¿Seguid el ejemplo que Caracas dio?

Histórica la participación de los venezolanos y la maquinaria electoral del Partido Socialista Unido de Venezuela. La victoria del presidente Chávez pulverizó a la oposición y todos sus argumentos de dictadura. Seguramente la oposición se enfocará en las gobernaciones ganadas, sin embargo, algo sucede en el país que comienza a cambiar su geografía política, económica y social. Caracas ya no es la gran capital. Esta ciudad abarrotada de vehículos y oficinas gubernamentales desde donde se intenta gerenciar la provincia, está desconectándose de la realidad que se vive en otras regiones. Por ejemplo el Zulia, donde se evidencia que el chavismo, a pesar del valioso esfuerzo, no interpreta las expectativas de esa región. Los dirigentes del PSUV en dicha región necesitan un polo a tierra y mayor organización. En Caracas se evidencia que Diosdado no tenía el control político, como tampoco lo tuvo cuando se eligieron las autoridades del PSUV. Sin embargo la estrecha diferencia en los estados perdidos dibuja un rotundo fracaso de la oposición, por cuanto existe una base fuerte para reconstruir un proyecto político en dichas regiones y recuperar los espacios. Ahora bien, el país necesita mayor calidad en la revolución. No basta con las consignas y los discursos bonitos. El que haya ganado un personaje como Ledezma, sin duda alguna, uno de los más mediocres de la oposición, es una advertencia de que los caraqueños están cansados de la habladora de paja y exigen mejor gestión. Ahora es más importante ser y hacer, que tener y aparentar. Este despertar del venezolano, que también está descubriendo, aunque algunos se engañen, que desde la revolución se cometen muchos errores que ya no pueden disfrazarse o evadirse, hace más importante el que los nuevos gobernantes hayan sido candidatos elegidos en primarias del PSUV. No se trata de un simple proceso interno, sino de una reingeniería política que obliga mayor calidad en los cuadros, más trabajo en equipo y mejor conocimiento de la realidad en las regiones, que no son iguales en todo el país. Una diferencia de esta diversidad es que mientras en Caracas existe una evidente campaña sucia de los medios, en otras regiones del país los medios son más equilibrados. La basura, la inseguridad, el servicio eléctrico, el transporte público son problemas generalizados en casi todo el país, sin embargo, son realidades distintas y los políticos deben conocer esas realidades. Quizás siendo menos mediáticos, menos oradores y más operativos. Por eso Venezuela es la vanguardia de la política en los nuevos tiempos. No existe pueblo en Latinoamérica con mayor conciencia de lo que es una verdadera democracia participativa y protagónica.

En un paréntesis para tocar Bolívar, la oposición mintió descaradamente. Aplicó viejas estrategias políticas que demuestran lo anacrónico de sus análisis. Fue un pueblo adeco, quizás la era dorada de Acción Democrática se vivió más en Bolívar. Pero ya no lo es, aunque traten de negarlo dinosaurios políticos que siguen declarando en la prensa como si los bolivarenses hubiesen estado en coma los últimos 20 años. Me pregunto si en Caracas, la revolución está reflexionando para deslastrarse de tanto sesudo analista. Por ahora pongo en duda seguir el ejemplo que Caracas dio.

Davidjavier18@gmail.com
Davidjavier18@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2121 veces.



David Javier Medina


Visite el perfil de David Javier Medina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas