Cuento o razón

¿De dónde brota la felicidad?

El día amaneció con un manto nublado. El sol estaba escondido, como esperando su oportunidad de aparecer y seguir lanzando sus flechas envenenadas con fuego en sus puntas. Las aves que frecuentan el lugar, estaban calladas, y la Tacarigua de Margarita estaba envuelta con una capa de tranquilidad.

El periodista Juancho Marcano, regaba poco a poco las matas del jardín. Una tarea no tan fácil, pues son muchas las plantas y hay que ir con un tobo e ir echándole uno o dos potecitos de agua a cada matica de adorno que, a pesar del estío, se miraban frescas y todo por ese cuido que día a día les da el periodista, como regándola y cortándole las hojas secas o amarillentas.

El perro Pipo trataba de jugar con Rockyta, la hija del gato Rocky y Rockyta, los cuales partieron para el túnel donde está el arcoíris. Este hecho le dolió mucho a Juancho que hasta su pluma se entristeció y no pudo reseñar la muerte de los dos felinos, que alegraron y fueron muy queridos en casa. Pero ahora dejaron a Rockyta (nieta del periodista), que es tremenda y se le brinda mucho cuidado, pues gato en la calle, corre mucho peligro, el ejemplo está en lo que les pasó a los mencionados felinos.

En vista de que el peludo no le gustaba los arañazos de Rockyta, optó por acercarse a Juancho y cuando lo vio un poquito desocupado, le disparó el misil de una pregunta: ¿Juancho qué se celebró esta semana en este municipio Gómez?

El reportero observó a su perro y como pensando: este Pipo tiene que ver con todo, le manifestó: "Pipo, esta semana, se celebró aquí, específicamente, el 6 de mayo, la creación de la Tercera República en el templo de Santa Ana y eso fue un día como hoy, en el año 1816 y en donde se nombró a Simón Bolívar, como Jefe de todos los ejércitos de la República".

- Ah ok, entiendo Juancho, pero, por otra parte, quería comentarte que en la emisora comunitaria dijeron que "la felicidad no brota de la razón, sino de la imaginación". ¿Qué te parece?

- Bien, Pipo, y creo que esa frase la dijo alguien de apellido Kant, en verdad no recuerdo su nombre, porque la memoria a veces me falla.

- Así es Juancho, quien lo dijo fue ese hombre de apellido Kant, dijo el perro y se acercó al portón para hablar con su amigo peludo Yey.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1443 veces.



Emigdio Malaver

Margariteño. Economista y Comunicación Social. Ha colaborado con diferentes publicaciones venezolanas.

 emalaverg@gmail.com      @Malavermillo

Visite el perfil de Emigdio Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: