El socialismo de la nueva era de Xi Jinping

"El partido reescribe su pasado para preparar el futuro en torno a Xi Jinping. Vamos a asistir a una forma de ley de silencio aún más grande" sobre las horas oscuras de la historia, estima el sinólogo Jean-Pierre Cabestan, de la universidad bautista de Hong Kong.

"El socialismo chino ha entrado en una nueva era", afirma el comunicado. El "pensamiento" del hombre fuerte de Pekín "es la quintaesencia de la cultura y el alma chinas", continúa el texto, que llama "a todo el partido, todo el ejército y gente de todos los grupos étnicos, a unirse alrededor del Comité Central con el camarada Xi Jinping como su eje".

Y en 2013, el gobierno de Pekín encabezado por Xi, se propuso crear una "nueva ruta de la seda". Con los años, el proyecto se ha materializado lentamente, conocido bajo las siglas BRI por sus iniciales en inglés (Belt and Road Initiative). Con el proyecto, el gigante asiático se propone ganar peso mundial con el desarrollo de infraestructura de países de ingresos bajos y medios.

El plenario de este año allanó el camino para el XX congreso del PCC, en el que se espera que Xi asuma un tercer periodo al frente del gobierno, que lo convertirá en el líder más poderoso de China desde Mao Zedong.

El poder de Xi

Analistas consideran que la resolución ayudará a Xi a afianzar aún más su poder, al definir su visión sobre China antes del congreso del año próximo. "El partido reescribe su pasado para preparar el futuro en torno a Xi Jinping. Vamos a asistir a una forma de ley de silencio aún más grande" sobre las horas oscuras de la historia, estima el sinólogo Jean-Pierre Cabestan, de la universidad bautista de Hong Kong.

Xi Jinping, presidente de China. Foto: AFP

El periodo de Xi ha estado marcado por la guerra contra la corrupción, políticas represivas en las regiones de Xingjiang, Tíbet y Hong Kong, y un abordaje cada vez más asertivo de las relaciones internacionales.

También creó un culto a su liderazgo que aplastó la crítica, erradicó a sus rivales e introdujo su propia teoría política a estudiantes de escuela y colegio.

El gran proyecto de China

Desde el lanzamiento en 2013 de la Nueva Ruta de la Seda, China ha invertido más de 843.000 millones de dólares en la construcción de carreteras, puentes, puertos y hospitales en 163 países.

La idea del denominado "proyecto del siglo" es conectar a China con los cinco continentes. Hasta ahora, el comercio entre los países involucrados ha alcanzado los 6.000 billones de dólares gracias a las obras. En 2019, los contratos firmados relacionados con la iniciativa alcanzaron los 64.000 millones de dólares.

Nueva Ruta de la Seda China.Nueva Ruta de la Seda en China.

Las estimaciones son impresionantes. Por ejemplo, el Banco Mundial cree que la Nueva Ruta de la Seda fomentará el comercio mundial 9,7 por ciento, y el tiempo de transporte de mercancías bajará 12 por ciento. También calcula que 7,2 millones de personas saldrán de la pobreza extrema en el planeta. El Fondo Monetario Internacional y Naciones Unidas también parecen alineados detrás del proyecto.

Hay elementos clave, como el Corredor Económico China-Pakistán (CECP). Esta megaobra es clave geoestratégicamente, ya que cruzará Pakistán y permitirá reducir a la mitad el tiempo de transporte de mercancías hacia Europa, Oriente Medio y África. También recortará en 30 días el transporte marítimo de petróleo y gas natural.

Proyectos relacionados con la Nueva Ruta de la Seda China.Infraestructuras que hacen parte de la Nueva Ruta de la Seda en China.

Incluso, Pekín espera crear una Ruta de la Seda Polar. Con ello, espera acceder a recursos naturales aún sin explotar, además de desarrollar un corredor marítimo América del Norte y Europa. Con ello, Pekín reduciría a la mitad el tiempo en el que sus embarcaciones alcanzan el puerto de Rotterdam a través del Canal de Suez actualmente.

En todo caso, el ambicioso proyecto descansa en conseguir alianzas estratégicas en todo el mundo por medio de las inversiones e infraestructuras. La inversión le permite tener aliados diplomáticos, así como conseguir recursos naturales.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro destacó que: "asumimos a China como nuestro querido hermano mayor, de historia milenaria, grandeza en la cultura, los valores y espíritu, expresado en el gran desarrollo alcanzado en los últimos 40 años".

Maduro ponderó además el papel que juega China en el destino de la comunidad económica mundial, al tiempo que ponderó su relación de amistad con su homólogo Xi Jinping, "un gran líder, un gran hombre, formado para hacer el bien y conducir a China en paz". Al respecto, el embajador de la República Popular de China en Venezuela, Li Baorong, expresó que "la prosperidad y seguridad de todos los países podrá perdurar. China está dispuesta a trabajar con Venezuela y con todos los países amantes de la paz".



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1376 veces.



Antonio J. Rodríguez L.


Visite el perfil de Antonio J. Rodríguez L. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: