¡Chávez se nos fue!

El día que Chávez se nos fue

Cuántas historias cabrían en un libro si nos propusiera nos a seleccionar el momento cuando el Presidente Nicolás Maduro anunció la terrible noticia cuando Chávez se fue, cuando cambió de plano.

Nunca se me olvida la reacción de la gente en el sector donde vivía. El grito en su intensidad era muy parecido cuando se grita gool viendo un campeonato de Fútbol.

Quedé frío al momento porque no podía creerlo. Estaba acostado leyendo, escuchaba la radio. Las personas que conmigo estaban gritaron llorando abrazadas, mi reacción fue impávida. Por mi mente pasaron tantas cosas, era sentir un fin inminente del proceso revolucionario, hacia iría Venezuela.

Cuánta esperanza teníamos de que nuestro Comandante superaría el cáncer, pero esa tarde la verdad fue muy cruda. Los gritos me despertaron a la realidad: ¡Chávez! se iba y con él tantos años de formación, tantas luchas, tantas conversas, tantos alcances.

Nicolás era Vicepresidente y le tocó, como siempre ha sido su actitud madura ante el Pueblo, el decir la verdad. Chávez nos dejaba, él no quería, estaba aferrado a nuestros corazones, pedía en su agonía que no lo dejarán ir, pero era inevitable, su asesinato se consumaba.

Lloré a los días, aunque no fui al velorio a verlo en aquella solemne capilla ardiente donde el país se llenó de luto y el Pueblo en masa saldría a darle su último adiós.

Han pasado tantos años y es como si fuera ayer, era uno de los que abrigaba la esperanza de que lo tendríamos de vuelta, por eso la realidad golpeó mi cara.

Chávez se nos fue, cómo sea se llevó sus sueños libertarios, se llevó millones de corazones, sus angustias, sus preocupaciones de nuestro futuro, pero antes fue dejando directrices, advertencias y orientaciones por lo que vendría y no se equivocaría.

Pensé mucho en el futuro de la revolución, ya no sería lo mismo, él lo llenaba todo, de él dependía el proyectó aunque se multiplica en millones con esa declaración de amor desesperado: Tú eres Chávez. Se despedía de todos dejando en cada uno la gran responsabilidad de asegurar la Independencia de nuestro país.

¡Chávez se nos fue! Y con él los años de batalla, dejando en nuestros corazones un amor tan inmenso que aún hoy persiste y nos alienta a seguir en su legado. La revolución no caería, teníamos suficiente certeza de que ese ¡Tú eres Chávez! tomaría en millones consciencia, mientras en muchísimos traición que después nos pesaría.

No podía depender de un solo hombre el Proceso, pero era muy prematuro de que él no estuviera al frente llevando junto a nosotros las riendas de un proceso vilmente atacado.

Hoy le recordamos, le anhelamos, lo deseamos preguntándonos ¿Qué hiciera ante tantas deslealtad y corrupción dentro de sus filas?.

Chávez jamás morirá con la historia porqué él es la historia que se escribe con tanto sacrificios.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 748 veces.



Julio César Colmenares

Comunicador alternativo.

 juliocesar1221@gmail.com

Visite el perfil de Julio César Colmenares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Julio César Colmenares

Julio César Colmenares

Más artículos de este autor


Notas relacionadas