Ley antibloqueo, y 2da contraofensiva para el desbloqueo tecnológico (II)

Los últimos 4 o 5 años hemos mantenido una guerra de trincheras, el orden del día, soportar los ataques que han desatado los gringos contra nosotros, es el momento de pasar a la ofensiva.

Esta semana, el presidente Maduro ha iniciado una contraofensiva importantísima, de gran impacto en nuestra economía, la solicitud a la ANC para su aprobación del Proyecto de Ley Orgánica Antibloqueo. Ya leído el contenido de la misma, de acuerdo al borrador que anda por las redes sociales, creo es una herramienta importantísima para superar muchas de las restricciones que nos impone nuestro ordenamiento jurídico, para el normal desenvolvimiento de la economía. Solo quiero hacer un comentario a una de ellas, la Ley de Licitaciones y Contrataciones. Veamos:

La inestabilidad del bolívar, como consecuencia de las sanciones, se convirtió en un verdadero dolor de cabeza, para los funcionarios que tienen que lidiar y hacer cumplir los artículos que establece esta Ley. Es la moneda de uso legal y obligatorio en las contrataciones del estado. Esta obligatoriedad, era una condición que neutralizaban los procesos de licitación. Pero como es de obligatorio cumplimiento, se convirtió en uno de los factores más desestabilizadores de la economía, al impedir que los procesos de adquisición Bienes y Servicios para PDVSA, y otras empresas estratégicas del estado, pudieran fluir regularmente. De acuerdo al artículo 17 y 18 de esta nueva ley, permite construir un by pass, desaplicar esa norma o cualquier otra, que permita una adecuada gestión macroeconómica. La solución que aporta la ley, es que solo requerirá de un acto de motivación y aprobación posterior por el ministro de su área.

La 2da contraofensiva propuesta: desalinear nuestra documentación técnica que acompañan los procesos de licitación, de todos los vestigios que entuban a seleccionar fabricantes de maquinarias, equipos, repuestos y consumibles a países que están incorporados a las medidas restrictivas ordenadas por los gringos. Es decir, construir de forma gradual y segura de nuevo otros by pass o vías alternas para eludir el bloqueo a nuestra industria nacional.

Para esto y en coordinación con un pequeño grupo de trabajo, con adecuada experticia en procesos de ingeniería iniciar las siguientes tareas:

  • Seleccionar las áreas técnicas específicas para el inicio de las tareas.

  • Identificar por áreas las normas y especificaciones técnicas nacionales e internacionales que rigen los procesos para el diseño y fabricación de equipos, maquinarias, repuestos y consumibles de países amigos.

  • Estudiar los modelos de documentación técnica de estos países amigos, que nos puedan servir como proveedores seguros.

2da. Fase:

  • Incrementar el número de profesionales y técnicos para la asignación de tareas específicas.

  • Estudio de cada una de estas nuevas normas y especificaciones técnicas. Cotejarlas con las nuestras y decidir su sustitución o solo complementación en base a nuestras propias prácticas y experiencias.

3ra. Fase:

  • Desarrollar las nuevas documentaciones técnicas, con los nuevos requerimientos técnicos y cambios de patrones.

Es la fórmula que en un corto plazo, nos lleve a sustituir la actual infraestructura documental que acompañan los procesos de compra de equipos, maquinarias y repuestos y conduzcan esas compras a países amigos. Países que no nos niegen sus entregas. Es construir el camino que nos conduzca en forma gradual, pero acelerada a burlar nuestros verdugos tecnológicos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 823 veces.



Rafael Montes


Visite el perfil de Rafael Montes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: