La furia bolivariana

Se está hablando en Venezuela de "La Furia Bolivariana" y, de alguna manera, se vincula a una supuesta expresión de Diosdado Cabello. Yo entiendo qué podría estar pasando con el chavismo puro y una cacareada invasión por parte de los gringos, con apoyo de los traidores con Juan Guaidó a la cabeza. La furia bolivariana, no es otra cosa que la furia del chavismo. Furia que está guardada para que emerja en su debido momento.

¿Contra quien se aplicaría esa furia? Elemental mi querido Watson, contra los traidores que han buscado la protección de Trump y su pandilla, para que éste les solucione el problema que ellos, por torpes e ineptos, no han podido. Ni electoralmente, ni con balas. Nicolás Maduro Moros es el máximo representante de esa denominada "Furia bolivariana". Y junto a él, Diosdado Cabello y los demás que están comprometidos, hasta los huesos, con el proceso revolucionario que nos lego Hugo Rafael Chávez Frías.

Esa furia será descargada, en primer lugar, contra los vende patrias que conocemos. Y, en segundo lugar, contra quienes, desde el exterior, osen mancillar el suelo patrio. Eso está más claro que agua de manantial. Y la frase "Rondón todavía no ha peleado", le viene al dedo esas expresiones que se han oído sobre "la furia bolivariana". "Guerra avisada no mata soldado". Después no vayan a llorar, como unas golondrinas. El chavismo puro cuenta con hombres arrechos y mujeres arrechas, con cojones y ovarios suficientes para aplastar a quienes intenten hacer realidad los deseos del sicópata más estúpido del globo, llamado Donald Trump… ¡No se equivoquen!

Querétaro, México, 24 de abril del 2020.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1826 veces.



Teófilo Santaella

Periodista, egresado de la UCV. Militar en situación de retiro. Ex prisionero de la Isla del Burro, en la década de los 60.

 teofilo_santaella@yahoo.com

Visite el perfil de Teófilo Santaella para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Teófilo Santaella

Teófilo Santaella

Más artículos de este autor