(Consideraciones sobre "Con el mazo dando" en el Teatro Juárez de Barquisimeto)

Bolivia en el corazón herida, ¿Venezuela en remojo?

Según una promoción que hasta hace pocos días solían insertar en la programación ordinaria de la multi estatal TELESUR sobre un convenio de inversión multinacional en las minas de sal del Potosí, Bolivia es el "corazón de Suramérica"; y, de hecho, sabemos por referencia sobre alguien que emigrara por tierra hacia Argentina la metáfora se ajusta a la realidad geográfica y socio histórica: para viajar al sur hay que transitar por una arteria vial que cruza los andes, de tal suerte que se debe tragar el polvo de las mesetas bolivianas, donde el aire es espeso y hasta las llamas avanzan lentamente o los conejos. Ello como una estrategia para conservar el oxígeno.

Experiencia ésta por demás no muy agradable, o al menos no lo fue para un buen amigo del joven intelectual y buen conocedor del filósofo Fernando Bueno, Gabriel Guzmán. Bueno es el pensador español de la tesis de la filosofía materialista de nuevo cuño, que por cierto la fundación que lleva su nombre está asociada al derechista partido Vox, pero eso es otra cosa; lo cierto es que Bolivia acoge parajes verdaderamente agrestes que exigen esfuerzos arduos y no siempre agradables, como ese paso de carretera donde el polvo ahoga, de acuerdo con el testimonio referido.

Pueblo sufrido, pero de gran carácter el de Bolivia; la hija predilecta de El Libertador Simón Bolívar, que hoy padece la violencia de los sectores políticos oligárquicos en contubernio con la voraz política hemisférica de los Estados Unidos de Norteamérica, así obligaron la renuncia del presidente indio Evo Morales; y de tal manera que de acuerdo con declaraciones del inefable presidente del imperio, otras naciones como Nicaragua, Cuba y Venezuela deben poner sus barbas en remojo, como dice el dicho popular el yankee con su índice amenazante espeta: Voy por ti, como el cowboy del lejano oeste.

Así tenemos entonces que, si Bolivia es el corazón de Suramérica, hoy el corazón del continente está herido, ello mientras Evo sea el presidente en el exilio; sólo las fuerzas sociales podrán revertir semejante evento, como pasó con el comandante Hugo Chávez en Venezuela 2002, con razón el Capitán Diosdado Cabello dedicara buena parte de "Con el mazo dando" realizado en el Teatro Juárez de Barquisimeto este pasado miércoles 13 de noviembre, a asunto tan espinoso; además de destacar las repercusiones que esta situación de hecho tendría sobre Venezuela; de allí su categórica etiqueta "Si vienen, los vamos a joder", que por cierto molestó la sensibilidad de un marico, (rinista) llamado Vladimir Villegas y la cambió por "… Vamos a darles pao, pao".

¿Será el mismo periodista de Unión Radio, Globovisión y que también que fue no hace mucho tiempo presidente de VTV, ex diputado chavista y embajador del gobierno bolivariano en Brasil? No creemos porque ese miembro de la familia Villegas es un "revolucionario". Y en realidad dicen que es un comunista-maoísta que hoy realiza una "operación de inserción" en las filas enemigas-opositoras; en consecuencia, debe parecer como el mejor neo converso que va de la izquierda histórica-sindical o gremialista a la derecha ultramontana.

En realidad, esos Villegas bueno… varios de sus hermanos hoy son ministros de Nicolás y otros tienden puentes hacia los imperialistas. Así si todo llegara a cambiar pronto en Venezuela ellos tendían salvo conductos, tal vez por ociosidad a uno le hacen recordar una novela de Mario Briceño Iragorry llamada "El Regente Heredia o la Piedad Heroica", también un ya viejo programa televisivo humorístico de Televen titulado "El Camaleón", porque están un ratico con el gobierno y otro con la oposición, decía Graterolacho, el Sargento Full Chola, Aldemaro Romero y otros que ahora olvidamos.

Cerremos diciendo que en Bolivia se desarrolla una prueba de fuego para las democracias populares y una expresión concreta de lo que Marcelo Sarzucci-Lima denomina "blanquitud y razón colonial", esto es, "La contundencia de la reproducción de la condición colonial se basa en cómo las sociedades construyen la idea de la superioridad de unos sobre otros. Los mecanismos institucionales reproducen esta condición, pero ellos no son sino expresiones de nuestras estructuras simbólicas y los procesos de fetichización (expresan la forma cómo organizamos y concebimos nuestro mundo y la vida). Es nuestro accionar, nuestras relaciones sociales, nuestro ser social y la posterior conformación de nuestras estructuras de pensamiento" (Marcelo Sarzuei-Lima, 2013, "Descolonizar la educación. Elementos para superar el conservadurismo y funcionalismo cultural", en: Educación Pedagógica y Didáctica Crítica Liberadora". Luces de América. Ministerio del Poder Popular para la Educación. Caracas. Pág. 260).

Como acota más adelante el citado autor, "… desnudar las narrativas coloniales es un paso más en la descolonización de la educación (pequeño pero importante" (ob cit., p. 277); pues, más allá del aula y los ámbitos escolares viene a ser en las prácticas políticas el lugar fundante o de creación de un nuevo "relacionamiento societal", se trata de involucrar tanto al ciudadano niño como al ciudadano adulto en la expresión y práctica de la nueva ciudadanía emancipada, apoyado en las tradiciones locales y regionales de lucha.

Nota:

Creemos que Diosdado Cabello debería venir con más frecuencia de Barquisimeto, el impresionante operativo de seguridad que supone su presencia, permite a uno reflexionar sobre lo que es el poder, el acordonamiento de todo el sector desde temprano, hacer advertir a uno la diversidad de dispositivos militares y policiales que existen en Venezuela; Cabello es "Un pesado", decía la gente, además de que eso va estar lleno de altos jefes militares y políticos, ahí no entra cualquier hijo de vecina: debes ser del aparato del PSUV

Pero también su presencia hizo que la gobernadora Meléndez de inmediato mandara a pintar y remozar el Teatro Juárez, arreglar las luces del entorno, también ver a los funcionarios municipales, todos muy gordos y con tremendos celulares, por lo que parece que para ellos la crisis no existe; vimos también a ciertos constituyentes y diputados que nunca vienen por el barrio; bueno menos el alcalde del foráneo Municipio Urdaneta del estado Lara, que al parecer está en cuarentena ideológica o no se la lleva bien con la Almirante, lo cual no importaría mucho si eso no influyera en que las poblaciones de Siquisique, Baragua, San Miguel, Santa Inés y Moroturo, que son parroquias abandonadas, sus poblaciones con grandes necesidades de agua, luz y demás servicios públicos.

Los empleados públicos fueron los que llenaron el Teatro Juárez, a parte de la juventud del PSUV, un puñito de cada alcaldía u otro organismo gubernamental, también los militares como es tradicional y está bien que sea así a condición de que la fuerza moral que logra insuflar Diosdado Cabello logre incendiar el compromiso y espíritu de servicio en una burocracia que muchas veces está constituida por una punta de escuálidos y enemigos de la revolución bolivariana.

 

 

 

 

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 692 veces.



Luis B. Saavedra M.

Docente, Trabajador popular.

 luissaavedra2004@yahoo.es

Visite el perfil de Luis B. Saavedra M. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a284361.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO