Las Cajas de Ahorro y la minería del Petro

Las Cajas de Ahorro tienen un largo recorrido organizativo en Venezuela y en el contexto actual su accionar se encuentra condicionado por el complejo escenario económico, político y social que vivimos hoy. En función de esta realidad a principios de año reflexionamos en una nota titulada de manera escandalosa: Seis desafíos para las Cajas de Ahorro en Venezuela.

Ahora de manera particular en las últimas semanas las Cajas de Ahorro han sido parte de los titulares de la prensa en Venezuela a propósito de la implementación del Petro por parte del Presidente Maduro. El Petro es clave desde la óptica gubernamental dentro de la estrategia para romper el cerco financiero sobre nuestra patria. Diversos voceros gubernamentales han declarado que se propone fundamentalmente en que estas organizaciones utilicen parte de sus fondos para la adquisición del Petro y que por otro lado participen en la minería de la criptomoneda venezolana. No quedan muy claro hasta ahora cuáles serán los mecanismos de participación de nuestras organizaciones, aunque se han promovido algunos encuentros orientados parcialmente a ese objetivo.

Como trabajadores y trabajadoras asociadas a las Cajas de Ahorro experimentamos crecientes expectativos, además estamos dando discusiones, en las cuales surgen fundamentalmente interrogantes. En el artículo El Petro y las Cajas de Ahorro abordamos lo relacionado a la adquisición de Petro, desde un enfoque de inversión. Otro de los temas en la discusión es lo relacionado con la minería de las criptomonedas que quedo pendiente en escrito referido y que a continuación trataremos.

Es conveniente volver a recordar que el Petro es un "criptoactivo soberano respaldado y emitido por la República Bolivariana de Venezuela sobre una plataforma de cadena de bloques federada". Esta iniciativa se encuentra en una primera fase de acuerdo con el Libro Blanco del Petro (donde la Superintendencia de la Criptomoneda se reservó el 17,6% y está en proceso una venta privada de una porción de 38,4 % de las 100.000.000 de unidades previstas), luego se finalizará con una Oferta Inicial.

Unos de los aspectos de las criptomonedas es la minería, que en general podemos decir que se refiere a la actividad mediante la cual se emiten nuevos criptoactivos y confirman transacciones en una red blockchain. En el caso de Petro esta actividad referida a confirmar las transacciones, puesto que de acuerdo al Libro Blanco del Petro la emisión de limitará a las 100.000.000 de unidades. Los mineros, como se les denomina a quienes ejercen esta actividad; disponen de equipos capaces de resolver algoritmos matemáticos, que "una vez resueltos, les permiten proponer el siguiente bloque de transacciones a agregar en la cadena de bloques y cobrar la recompensa por ello, valorada en criptomonedas."

Hace un par de semanas el Presidente Maduro autorizó la licencia para cinco mil mineros registrados previamente ante la Superintendencia de la Criptomoneda. En el mismo acto el Superintendente de la Criptomoneda presento varios modelos de equipos para el minado de la criptomoneda, así como algunas de las características de los mismos. En fecha más reciente la Fábrica Ensambladora de Camiones Mazven informó que se encuentra en el proceso de elaboración de una estructura metálica denominado Petro Container, que "complementará la iniciativa de Industrias Canaima, de un centro de minado modular, diseñado para instalarse en liceos, universidades, consejos comunales y cajas de ahorro del país".

Ante este tema nos preguntamos ¿Qué significa para las Cajas de Ahorro incorporarse en la minería de la criptomoneda?, ¿Qué tareas se derivan de asumir este desafío?

En primera instancia considero que significa una oportunidad que los Consejos de Administración y Vigilancia deben ponderar tomando como base la realidad organizacional y financiera que experimenta la Caja de Ahorro en las cuales tienen responsabilidades. Esta ponderación conlleva a una tarea inmediata: superar la brecha tecnológica de quienes dirigen las Cajas de Ahorro. Esta tarea será mucho más sencilla, si existe disposición para incorporarse en el aprendizaje de algunos aspectos de la tecnología que hasta ahora no imaginábamos trabajar.

Para lograr que las Cajas de Ahorro participen en la minería del Petro, es imperante que la Superintendencia de la Criptomoneda emprenda jornadas de formación y capacitación orientadas a los distintos públicos en nuestras Cajas de Ahorro, a saber: Consejos de Administración y Vigilancia, trabajadores y trabajadores de soporte y a los asociados y asociadas. El objeto de estas jornadas debe ir desde la información básica sobre el tema, hasta la capacitación para el desarrollo del minado.

Un aspecto clave para poder desarrollar la minería, está relacionado con la tecnología adecuada para el minado, en sentido deben concretarse las ofertas por parte de Estado para la adquisición de la misma a costos razones, en tanto los disponibles en el mercado internacional son poco factible de adquirir dada las limitaciones para acceder a divisas extranjeras por parte de las Cajas de Ahorro. Vinculado a la disposición de los medios se encuentra la asistencia técnica idónea.

La Superintendencia de la Criptomoneda debe informar a los mineros sobre las políticas y parámetros de la actividad (entre otros aspectos las recompensas de ejercer la minería del Petro), que conjuntamente con la disponibilidad de la tecnología, son claves para la toma de decisiones por parte de los Consejos de Administración y Vigilancia.

Es necesario advertir que atentan contra esta actividad al menos dos elementos de la realidad venezolana: las afectaciones en el sistema eléctrico nacional (que implica tomar medidas adicionales para proteger los equipos de minería adecuadamente) y los ataques a las infraestructuras de internet, que interrumpirían el minado de la criptomoneda nacional.

Para algunos (entre los que me incluyo), la idea de minería causa aprehensión, en función lo que ha representado históricamente esta práctica en nuestras sociedades. Es claro que en términos tecnológicos lo relacionado con el uso de los recursos tiene otra expresión, pero en términos sociales el paradigma es idéntico: extracción, sin transformación. Por lo cual es necesario advertir sobre la promoción del otro rentismo, ahora tecnológico. En consecuencia, creo oportuno que a la hora de la toma de decisiones en las Cajas de Ahorros tengamos en cuenta que emprender acciones de minería digital puede ser una acción dentro de la estrategia de diversificación que deben tener las Cajas de Ahorro y que se combina con acciones de producción de bienes y servicios necesarios para garantizar el buen vivir en nuestra sociedad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1671 veces.



Jesús Alberto Rondón

Sociólogo. Se desempeña como Facilitador en el Inpsasel, ha sido electo Delegado de Prevención (2011-2013 y 2013-2015) y es Vice-Presidente del Consejo de Vigilancia de la Caja de Ahorros de los Trabajadores y Trabajadoras del Inpsasel (2.011).

 jesusalbertorondon@gmail.com      @JesusRondonVen

Visite el perfil de Jesús Alberto Rondón para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Alberto Rondón

Jesús Alberto Rondón

Más artículos de este autor


Notas relacionadas