Urgente: El Estado debe financiar al consumidor en paralelo al productor honrado

Agradecemos al Presidente sus recientes semiajustes salariales; no obstante, como él mismo puede darse cuenta, ante la ineficacia del Estado-Ministerios en general, la Fiscalía y Defensoría del Pueblo, todos incluidos en esa ineficacia-tales ajustes distan mucho de acercarse al valor actual de la cesta básica.

Basta muestrear a ojos vistas el comercio de mercancía seca, vestido, calzado y afines, para darse cuenta de que son intermediarios que están operando a pérdidas porque el consumidor-sus clientes naturales-consumen 100% de sus pensiones y salarios en comida sin que logren alimentarse completo. Es palmaria la delgadez que está caracterizando a las personas; la mayoría se está alimentando con arroz, yuca, plátanos y harina de maíz* al precio de hasta Bs.F 2.000/kg.

Ante esa evidente ineficacia para combatir el bachaquerismo, causada por una Sundae que sólo opera con casos puntuales, uno aquí y otro bien lejos; hoy sí y mañana no; una Sundae no ha sabido aplicar una barrida en una parroquia y a esta limpiarla100% de esta plaga que nos infecta y oprime con amenazas de seguir reforzando su forma de golpear al gobierno. Ante esa debilidad gubernamental, decimos, le proponemos un financiamiento al pensionado, al asalariado de salario mínimo, al docente que sigue cobrando salarios de hambre, y así armonizar al consumidor si no se le ha aguado el ojo para entregarles toneladas de dólares irrecuperables hasta ahora a los empresarios rentistas y parasitarios que resultaron tan favorecidos durante la presidencia del Presidente Chávez-preguntarle al ex Planificador de marras, y funcionario que hoy anda por ahí rasgándose sus vestiduras y hasta criticando sin moral alguna.

El pueblo ha demostrado sabiduría hasta cuando opta por llamar a relevos en su desesperación, ante la incapacidad gubernamental para resolver problemas que podrían resolverse sólo con acciones severas para quienes ya no están ejerciendo el comercio, sino una descartada estafa al aire libre.

Los bachaqueros se hallan instalados como buhoneros ante la vista gorda de una burocracia policial abiertamente corrompida y que todavía sigue sin recibir las sanciones y penas que ameritan el tremendo daño que hoy causa este comercio delincuente.

Proponemos, pues, que el Estado le conceda créditos inmediatos a los consumidores de menor poder adquisitivo: pensionados, activos de salario mínimo y docentes en general, entre otros. No puede continuar la entrega de las bolsas CLAP sólo a determinadas parroquias, a determinados trabajadores; debe ser una acción global que los abarque a todos, y, por favor, el Estado debe priorizar sus actividades y centrarse casi 100% en este problemón que está amenazando con terminar con este proceso que ya lleva bastante sangre derramada.

El Estado debe mostrase keynesiano a la inversa: Debe, por ejemplo, adelantar salarios y pensiones mensuales-nóminas quincenales. De esa manera, el pensionado, por ejemplo, estaría recibiendo créditos con cargo a sus propias pensiones futuras que ya podrían alcanzarle para la cesta básica y para ir cancelando el crédito de consumo ya recibido a la sazón.

Los créditos del Estado no pueden, dadas las circunstancias, circunscribirse sólo a los empresarios, comerciantes por excelencia.

8/9/2016 10:40:02 p.m.

---

* Pensamos que el mejoramiento de los precios de los productos del agro han resultado contraproducentes ante niveles de salarios ajustados a los intereses de las actividades capitalistas fabriles y citadinas. Un kg de harina se alza a 2.000 Bs.F porque un plátano cuesta 250 Bs.F con lo cual un pan de trigo campesino cuesta 600 bolívares. Los productos semisilvestres del campo deben ser abaratados para que sus precios sirvan de referentes al resto de las cestas de consumo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1528 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: