El Bachaqueo ingresa a Fedecámaras

¡Qué tal, camarada! A veces sin ganas de escribir acá, aunque es el medio que nos permite expresar análisis, sentimientos y propuestas. Un poco desganado porque muchos de nuestros valiosos compañeros de páginas han volcado sus opiniones, muchas valederas, transformando a este valioso medio, que se formó y se caracterizó y como apoyo a la Revolución Bolivariana, casi como un medio opositor más.

Y se hace lapidaria la frase: "No hay peor cuña que la del mismo palo" (recordemos a los Petkoff, Pompeyo, al mismo Mujica, Andrés Velásquez, y con la mucha pena post mortem que tendrán Argelia Laya, Alfredo Maneiro, etc.) Más con los que no han entendido que este es un proceso "chavista" nada socialista, aunque así lo bautizaran.

Hemos visto denuncias que acogidas acá, por la libertad de expresión, le echan leña a un fuego muy encendido. En lo personal para nada quiero un gobierno escuálido, no por escuálido en sí, sino por lo perverso y retaliativo, vengativo, que será. (Basta recordar cacerolazos, gritos y agresiones de todo tipo en restaurantes y aviones, edificios, etc., para no mencionar guarimbas, etc.)

Cuando estamos a favor de algo o de alguien, tratamos de obviar, disimular, maquillar ciertas observaciones para tratando de no perjudicar a un amigo, a una familia, a un partido, menos a un complejo proceso difícil de llevar que tratando de ser revolucionario y con tendencias socialistas dentro del más puro capitalismo salvaje.

Siempre destaco que para Fidel fue más fácil arrancar y mantener la revolución Cubana que para Chávez, ya que en Cuba fusilaron a los asesinos del pueblo, expulsaron a los llamados gusanos, mujeres y hombres de la mala vida, y otros se fueron solitos y allí están en Miami, con ingentes recursos económicos los más vivos (de paso, cubano pendejo no es cubano) pero no prósperos, debido a que la prosperidad es un concepto integral que tiene que ver con la estabilidad emocional y el crecimiento interior especialmente en lo espiritual. Con principios.

Aquí la gusanera está vivita ya que aun y cuando recién la paliza electoral y la toma del poder (parcialmente) por Chávez, cual insecticida los aplacó pero no los eliminó. La Revolución Bolivariana es pacífica ¡qué vaina! ya que la gusanera es lo más belicista que podemos conocer. Muy a lo yanqui, pues. Los políticos opositores vienen siendo a la política venezolana como los "Chicago´s boys a la economía", pero más grande: "Los gringo´s boys"

¡Y vaya que problemón!

Bueno la situación de las colas continúa. Fue la estrategia agringada que logró el mayor efecto negativo directo en toda la ciudadanía, sin excepciones. Superó con creces a las agresiones en el Chile de Allende (Escasez, paro de transporte, etc.): Nos dieron en la madre. Y por pendejos. Repito lo que escribí, ¿cómo se puede estar siendo atacado constantemente por un gran y poderoso enemigo y sus organizaciones de generar descontentos, sin organizar un equipo de contraestrategias en todos los renglones?

Bien. El bachaqueo se convirtió en otra expresión fuerte del capitalismo. Compras a un precio y te buscas unos pendejos que tienen que comprar a juro, y al precio que les pongas. Clientela cautiva, la llaman. ¡Una manguangua! Así como hace la mayoría de los famosos comerciantes. Invierten un dinero (sus capitales) y venden con altos márgenes de ganancia.

Y esta situación ha sido así desde los "tiempos modernos", porque cuando éramos chicos, los que se dedicaban a las pulperías, a los abastos, las boticas, tenían una mejor vida (económica) que los asalariados, nuestros padres. Pero cuando se desbocó la comercialización por medios radiales y más televisivos y por la vía del consumismo, no inculcaron la ideología capitalista, ahora hasta el alma.

Tan paralelamente como cuando en la cuarta república nos metieron "la corrupción" en todos los niveles y hasta que se hizo tuetánica. Y peor aún: hereditaria.

Los comerciantes de nuestra infancia tenían algunos pequeños privilegios, menos los de las grandes corporaciones de origen extranjero que funcionan desde la Colonia y un poco más allá. Pero luego del destape comercial (centros comerciales, negocios inmobiliarios, etc.) sus ganancias son tan exorbitantes que son los únicos que compran apartamentos extras, todos los años viajan al exterior con toda la familia, cuando el hijo cumple quince años le compran un vehículo nuevo, les hacen costosas adaptaciones, cambian de vehículos con frecuencia, importados los más, etc.)

Que de paso es lo que ha generado un tremendo desequilibrio social porque pone a parir a los integrantes de la clase media que quiere imitarlos (ropa, zapatos, pinta, pues) e incorporarse a sus costosas rumbas, y como nunca se le dio el valor a los profesionales, ni con post grados, terminaron con sueldo de miseria. O algunos contagiados de corrupción.

Y ocurre en las barriadas con los jóvenes que prefieren estar en la delincuencia porque no ven en los que estudian o se gradúan una opción válida a imitar.

El bachaquero, que no es más que un "calificativo elegantón de ladrón" por lo tanto no debemos llamarlos así porque sienten que les da estatus, obtuvo una capacidad de realizarse jodiendo a los demás. Y, como todo lo perverso, se han perfeccionado al extremo de, me contó un amigo de Prados del Este, que los insumos para el hogar se los llevan a sus casas. Pagan más pero no hacen colas.

En Lechería me contaron que los "ladrones" tienen sus clientelas por edificios, por lo que les hacen sus pedidos y se los llevan, bien caros. Sin colas. Una jovencita popular me comentó que un amigo del barrio, de esos ladrones por especulación de insumos, hasta se había comprado un carrito usado bueno. Ha mejorado su casita y es una de las mejorcitas del barrio.

Y todo el que está en una cola ahora es vendedor. Claro, todas las semanas tiene un cupo de productos. A veces son dos o tres personas en una casa y todas las semanas compran por la cédula, resultado, venden lo que puedes con altas ganancias.

No estamos seguros de que la "operación gorgojo" haya controlado todos los desafueros comerciales, que es donde están los mayoristas. Si no es así, la vaina continúa.

Y la vida se encarece porque no todos pueden o están dispuestos a hacer colas desde la madrugada para comprar harina precocida, aceite, azúcar, margarina, etc. y compran al "ladrón de insumos".

Grave la compra de cauchos y baterías. Acá en Barcelona me cuentan que la fábrica de baterías que saca un cupo diario antes alguien hacía la cola y vendía el cupo por Bs. 500,00. Con una ayudita comenzaron a negociar los cupos. Les vendían varios y ellos los revendían, como que a 4.000,00. Pero escuché que el monto había subido a 10.000,00 porque había que darle al guardia.

¿Quiénes controlarán esto?

Por lo pronto, parece que para los "señores bachaqueros" se está abriendo la posibilidad de afiliarse a consecomercio y con ello a fedecámaras.


 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1531 veces.



Eduardo Palacios Sevillano

Ingeniero Civil. Escritor y caricaturista. Productor radial y locutor. Miembro de la directiva de la Orquesta Sinfónica del Estado Anzoátegui. Miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Bolivariana del Edo. Anzoátegui. Coordinador de la Red de Historia, Memoria y Patrimonio de Anzoátegui.

 edopasev@hotmail.com

Visite el perfil de Eduardo Palacios Sevillano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Palacios Sevillano

Eduardo Palacios Sevillano

Más artículos de este autor