Chávez, una profecía cumplida

Quiero retomar la profecía dada en el año 1974 al Ing. Enrique Castillo, Costarricense, uno de los Contactados por Extraterrestres (Hermanos Mayores) más sobresaliente de América Latina, quien ya fisicamente no está entre nosotros. Profecía que se encuentra en su libro "Ovni, Alborada Humana."

Esta profecía ha sido muy comentada y publicada en varios sitios Web como Aporrea llamando mucho la atención teniendo un fiel cumplimiento porque sin duda alguna hace referencia a Venezuela, en especial Hugo Chávez.

En el 2006 publiqué en esta página el artículo "Chávez en la Profecía" tomando como texto base las profecías dadas por líderes evangélicos de América Latina y los Estados Unidos en congresos internacionales realizado por la Organización Apostólica Carismática Centro Cristiano para las Naciones liderada por el Apóstol Raúl Avila.

Profecías publicadas en el libro: "CCN Posición Política o de Reino." . Yo aún apenas discerniendo los tiempos nuevos que Venezuela comenzaba a vivir con la revolución, la contrarrevolución y el impetú de Chávez, busqué plasmar una defenza desde el punto de vista espiritual en que el proceso de cambios obedecía a intereses divinos más que humanos y que no sería bueno oponersele.

Desde esa publicación en Aporrea estimuló a otros darle un énfoque más allá de la política a la revolución hasta que surgió una interpretación chavista en una de las profecías de Nostradamus, también del Papa Juan XXIII y posteriormente de Enrique Castillo y no sé cuántas más.

Si uno retoma todos estos artículos y los analiza en este tiempo las similitudes son increíbles y mucho más sus interpretaciones.

Es importante que entendamos que los intereses celestiales; Dios y civilizaciones fuera de nuestro planeta son directos y manifiestos en las naciones y su destino, con énfoque en nuestro país donde dos fuerzas; Una mayoritaria, la revolucionaria, y la otra en contra minoritaria, en pugna por el poderes han atraido la atención mundial donde las fuerzas revolucionarias, a pesar de todo el conflicto político económico, han tenido un auge tan poderoso y novedoso que logró hacerse referencia mundial para los pueblos que libran una constante lucha por su liberación e independencia.

Esto ha dado resultados triunfantes en nuestro continente pero en otras latitudes no, por las políticas imperiales de horror y muerte, pero que inspira como muchos hoy catalogan los triunfos en Grecia y en España con líderes emergentes identificados con Chávez.

Con toda la guerra política y económica con su saldos de muertos, heridos y destrucción controlada por los factores fascistas del país, sorprende la permanencia revolucionaria después de 16 años como si realmente hubieran fuerzas sobrenaturales que la defienden.

Yo soy testigo de las profecías dadas por líderes cristianos acerca de grandes cambios para América Latina donde para muchos enfocaban un triunfo de la Iglesia Cristiana no católica, en una expansión e influencia en esos cambios, pero cuando fui viendo a Chávez y lo que impactaba en la región mi enfoque cambió.

Era Dios metido como en la política liberando a un pueblo teniendo a su Moisés moderno, Chávez. Fui muy cuestionado y criticado por interpretaciones políticas de las profecías, pero me era muy claro todo y el tiempo me dio la razón.

Lo que nunca imaginé es que había otros seres interesados en este proceso, y eran los Hermanos Mayores, llamados extraterrestres.

Digo esto porque el Ing. Enrique Castillo quien era Ufólogo, investigador de la realidad OVNI, directamente relacionado con los Pleyadeanos así como otras razas, recibe una noche la orden de escribir 39 páginas de una información importante tocante al plan cósmico para este planeta.

Años después pública en libro, fonde allí se encuentra esta profecía que conociéndola ahora me sacudió, y que sin duda alguna se refiere a Venezuela, al segundo gobierno de Carlos Andrés Pérez, a Chávez y hay quien afirma, Nicolás Maduro.

Uno que ha vivido directamente todo este proceso por 16 años y que hemos apoyado sufriendo los horrores de una clase política ciega por la ambición al Poder, no podemos dejar de ver que aún con la partida de Chávez sigue intacto y desarrollándose aunque las fuerzas antagónicas concentraron todas sus estrategias y guerzas nacionales e internacionales hasta querer llevar al país a un conflicto bélico entre naciones hermanas, no han podido acabarla, situación que nos sorprende, entendiendo que hay fuerzas más allá de lo humano que de alguna manera intervienen.

Eso explica porque Venezuela en este tiempo está teniendo un gran número de avistamientos OVNI, información que directamente manejo pero no me atrevo aún compartir por este medio, teniendo plena convicción del cuidado que tienen en nuestro Presidente Nicolás Maduro.

Esto lo comparto para que despertemos y tengamos plena seguridad de que nuestra nación está dentro de un Plan Cósmico y que juega un rol importante en el cambio de sistema que requiere el planeta antes de que sea tarde.

Chávez no era el peleón que desafió un Imperio tan sanguinario como el actual, sino cumpliendo consciente o no su papel en esta etapa de la historia humana y que siguiendo esa línea prosigue Maduro.

No haré una interpretación detallada de esta profecía, tenga usted el discernimiento y llegue a su corazón el sentimiento con que fue dictada, o por Dios o por Ellos.

PROFECIA AL PAIS DEL NORTE DEL SUR dictado a Enrique Castillo Rincón en Bogotá, Colombia. América del Sur, día 23 de Julio de 1974. Hora 11 pm.a 3 am.

I
"El líder de andar ligero sin proponerlo ocupará sitial de jefe. Su corazón lo deseaba. Ganará propuesta y escogido llegará a ocupar la segunda asignación. Le entregarán el tricolor del poder. Lograr asumir laurel entre los del Sur y Centro, en busca de la gran promesa de la mansión. Se inicia las cargas que el hambre no puede pagar.

II

El líder ganará cartas únicas ante el comité de las naciones. Le darán bolsa con apreciado tesoro Las grandes y ricas le participarán de sus vestiduras. La Subterránea riqueza no encontrará fácil beneficio.

III

Tomará silla de rey sin corona ante los de su lengua. Le exaltarán y le tendrán en un buen dicho. Le quitarán las dos "principales plumas para volar" ahora su silla temblará. Las sombras amparadas le harán conjura.

Desde su misma naciente blanca se inspirará con los que especias le han brindado. Atentarán contra su vida los que llevaron en alto su Estandarte, Sus "hermanos de elocuencia". cargarán con estigma los de "vegetación florida" de la conjura muchos saldrán "heridos" y pagarán los precios que presentará el deudor.

IV

Sus arengas disonantes cataclismo sonará. Sé produce al ataque y mal librado quedará.

Muchos que bien le querrían ahora el mal le desearán, las hienas se reparten despojo. Lo mediocre toma poder en tanto, suenan cañones en otro continente.

V

En el país del Norte del Sur se levanta el que tiene la voz interior, el crisol lo ha forjado, el fuego le ha dado el temple.

Ha visto los mares, ha visto los valles y collados, los ha traspasado, guarda los recuerdos bien asentados. En tanto, aquél que ha entendido mi palabra, tiende a los buscadores la sana doctrina que levantará corazones.

Ha pasado lo mares y tierras, ahora aquí, ahora allá. El entendimiento está cifrado, ahora descifrado. No hay símbolos, solo la verdad se viste de palabra. El lo sabe. Nosotros lo sabemos.

VI

El que vino. El que se fue. El que volvió. El que se queda le entregó un sabio proceder. Símbolos que se aclaran y fortalecen; mensajes que toman forma, su clara humildad será interpretada solo por unos. El trajo al Norte procedente del Sur, su conocimiento.

Su conocimiento vino cabalgando con los señores de la dicha. Los señores del ayer. Los señores de la paz. Unos llevaran el mensaje, otros lo entenderán. El trabajo en el silencio y el silencio en el trabajo. dos grandes caminos: Los actos y el conocimiento. Entrarán al templo de la verdad.

VII

Surgen intérpretes del conocimiento. Del espacio y del tiempo. Solo uno lo podrá reconocer y alterar el camino para aclarar con luz y claro saber. Una generación de tiempo le hace fuerte e intérprete de la verdad.

El cuerpo está listo, la mente está clara, su espíritu es fuerte. El que vino le entregará su visión. Varios se convertirán en mensajeros del verbo, y lo tendrán. Su estimulo es el amor. Su fuerza: Su propio conocimiento de la verdad.

Abridles las puertas y ventanas, dejad que penetren en vuestras casas sus voces y sus palabras. ¡Recibidles! Y os convertiréis en UNO. Ellos convierten en polvo los secretos y los dan bien entendidos a quienes los buscan. Ellos harán germinar la semilla sembrada en el tiempo.

VII

El lo sabe. Su voz interior le habla. Fortalece a los que buscan y aclara verdades a otros. ¡He aquí al interprete del símbolo!, ¡He aquí el resucitador de la verdad!, ¡Se rompen las voces de los impíos!, ¡Se acallan los conceptos de los ignorantes y mediocres!

IX

El trueno del "Legendario" está vacante. Mientras tanto los países del Sur del Norte se conmueven. La otra fuerza no cesa en la violencia. Ofrece fácilmente a depredadores sus falsas riquezas. Otras fuentes se incrementan para obtener fácil oro, fácil plata.

X

Los truenos siguen sonando. ¡La trompeta sigue tronando! y tú que dará la verdad a los hombres, no olvides lo primores: ¡Solo la fe bien sustentada dará al creyente la inmortalidad!. Así pues hablad a los hombres. Revístelos de cuerpos eternos y dadles la luz del eterno saber. ¡Usa el poder del verbo creador!

XI

Y tú que lleváis palabras de mi boca en tu boca, nada temeréis; Nada os hará olvidar tu esencia.

Súbete al collado, súbete al pináculo, levántate a la cumbre y di la verdad usando el poder atendiendo la voz.

XII

Te he venido velando ¡La semilla está dando su fruto!

Te he venido guardando, ¡La fruta está madura!, ahora levántate y escribe con palabras que yo os dictaré al corazón, con palabras que yo plasmaré en tu mente y tomarás pluma cual cincel rutilante que penetrará cual acero la mente del hombre.

XIII

No se perderán más en el tiempo mis enseñanzas. No sufrirán más olvido. No temblará tu pluma al escribirlas. Con mano maestra llevarás fulgor. Sí, los hombres de clara consciencia entenderán. Sí, los hombres de faz oscura temblarán. Sí, los hombres verán llegar en su agonía mi voz. Los de falsas doctrinas se quebrarán.

XIV

Los árboles no dan fruto distinto a su propia especie. ¡La hora fue señalada!. ¡El Tiempo fue medido, el tiempo ha llegado!.

Mi voz llega a las criaturas que buscan lo bueno. Mis palabras filo de espada son, para unos tienen vida eterna, para otros son la voz de la muerte. ¡Entendedme pues bien!.

XV

Los velos se corren. No prevalecerán falsas Iglesias. No saltarán en mí nombre falsos mesías. No saltarán en mí mombre si no tienen la voz interior.

No arrebatarán al ave su batir de alas en su majestuoso vuelo, eclosión polífona de verdades del hijo, montañas, mares, ríos y valles en mí nuevo despertar.

Correrán los unos, saltarán los otros, alegría por doquier. Mis verdaderos hijos no se fragmentan, pertenecen a la eterna verdad.

XVI

Se termina la religión del miedo. Y aquél que preserva el más preciado vestido del hombre, quién ha dado valor verdadero a su ser, tendrá al terminar su camino la corona de la inmortalidad, y yo les digo a todos: ¡Yo existo!, aunque no me veáis. Yo estoy en sus corazones, aunque no me sintáis!.

¡Yo soy el Eterno!, ¡El sin mombre!. ¡El sin fin!, !Sí hijos míos!. ¡Existe la supervivencia eterna!. Ese histórico momento está llegando a unos.

Es cuando el pensamiento cree en mí, es cuando el alma me reconoce y cuando el espíritu me desea. Así pues no afinquéis en Dios falsas promesas que no reconoce el corazón.

El hombre sabio sabe que existo y me acepta. El ignorante y falaz me rechaza en su soberbia.

XVII

El investido viajará al encuentro con sus lazos de sangre. Estrechará vínculos afectivos y será tomado por sin Ley. Sé romperá uno, su regreso le dará más fuerza y sabiduría.

Tendrá claro su estandarte y lo alzará, el fuego interior estará ahora azul. Puede quedarse sin unión compañera. No valdrá mordaza ni insulto. No se alterará su curso, el río va a las tierras. Las semillas recibirán su sustento.

La voz sigue su rumbo. Las águilas tienen espacio, allí vuelan en paz. Ella le enseñará el amor y también el dolor. Las dos grandes fuerzas que modifican el espíritu del hombre, en tanto habrá señales en el cielo, él sabrá que no está solo.

Saldrá fortificado con la razón. Se habrá consumado la forja y el metal estará ahora listo, sus hermanos elevarán la alegría y quienes le conocen admirados dirán ¡Es él!

XVIII

No se le tocará en falsos intentos de hacerle callar. Su astucia se pondrá a prueba. Ahora él llevará el mensaje y su interpretación.

¡Miradle! tiene la voz interior, Palabras claras serán entendidas. Los nudos se rompen, su palabra cierra cicatrices.

Bálsamo genuino oirá el corazón. Ahora él ha entendido y el camino es largo, pero por su sencillez le será acortado. Ven y di. Escribe y acalla la insensatez y la ignominia. Qué tu pluma encienda el honor apagado en sus corazones.

XIX

Ahora tu haz que suenen las trompetas de la libertad que se aproxima. Habla con palabra prudente y sabía y no exijas nada en tu camino. Haz que brille la verdad con clamor de multitud.

Alza pues tu frente y tu bandera, torna la llameante espada que rompe y taja la oscura mordaza de la verdad. Tú ya eres voz interior! ¡Oídme bien, oídme! Y pondré con dulzura mis palanbras de luz en tu boca.

¡Oídme bien!. ¡Oidme, pondré en tu mano mi verdad eterna!.

¡Oídme bien, oídme! Y haré que los oídos doquiera te escuchen.

Oídme bien, oídme y yo te daré la fuerza qué rompe ataduras.

¡Oídme bien, oídme! y yo haré que sientas el aliento de mí boca

Y haré que sientas el susurro de mi voz. Así, se romperán los velos, se rasgarán vestiduras, y se alzarán corazones. ¡Oídme bien, oídme!

Y yo te llamaré hijo amado, porque pusiste tu corazón de mi lado porque pusiste tu espíritu en mi mano. Porque pusiste tu ser a mi amparo y sombra.

Porque entregas tu vida en mi lucha, y ya no habrá noche sin luz.

Ni desvalido estarás sin mi presencia. Porque mi fuerza es tu fuerza, porque mi luz es tu amparo. Porque mi voz es tu bandera.

Porque mi amor es la verdad de los hombres, y tú que te acogiste a mi enseñanza, serás mi interprete y resucitador de la verdad.

XX

¡Eres el toque de la trompeta triunfal!. Así, llevarás mi palabra limpia y pura al corazón de quien te escuche. Por tanto ve y cumple con mi llamado y nunca más tendrás dudas ni sombras en tu camino. Tu patria será el mundo, en eclosión polífona que en lugar de llamas, arderá en sabiduría.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3748 veces.



Julio César Colmenares

Comunicador alternativo.

 juliocesar1221@gmail.com

Visite el perfil de Julio César Colmenares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Julio César Colmenares

Julio César Colmenares

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a214461.htmlCd0NV CAC = Y co = US