El pensamiento socialista de Bolívar

Con motivo del natalicio de Bolívar, este 24 de julio del 2014, me permito regalarles a mis lectores los siguientes análisis del pensamiento más íntimo del Padre de la Patria, sobre todo entiendo la época en que vivimos, la transición, por eso comienzo con la pregunta: ¿Ha sido Bolívar un personaje socialista durante la lucha independentista contra imperialismo español y si lo fue, luego de la derrota del imperio, durante la vida republicana?.

El espíritu Bolivariano está colmado de nobles ideales de “justicia para lo grande, para lo hermoso”, Bolívar a S. Rodríguez, 19-01-1824, Qué puede ser lo grande sino construir un Mundo Nuevo, un mundo humano donde la paz reine luego de siglos de guerras imperialistas, de destrucción y muerte por el botín y la riqueza de los pueblos, del saqueo despiadado del esfuerzo del trabajo humano, condenando al hambre y la miseria.

La ruta hacia justicia, hacia ese ideal de grandeza, al mundo de la belleza humana, marcado por el Maestro Rodríguez es el mundo de la justicia social, guiada por el Maestro, quien sembró ideales de su pensamiento socialista masi confiesa el Libertador: “Yo he seguido el sendero que usted me señaló”. Ese sendero es de reivindicar la justicia colectiva, justicia humanista y socialista en nuestro tiempo, aboliendo la crueldad de la desigualdad social que condena a la fealdad de la miseria y la pobreza.

Bolívar es un redentor humanista, un socialista, un libertador de pueblos basado según sus palabras en el: “deber …de hacer mucho por la patria, nada por mi mismo”. Bolívar a Santiago Costa, 26-09-1825. Aquí expresa un renunciamiento individual, al sacrificio por hacer de su tierra, de su patria una nueva sociedad, nada para si mismo, alcanzando la perfección humana, la nobleza de espíritu, el desprendimiento individual por lograr una patria verdadera, una patria social para todos, que permita elevarse a lo más sublime de la humanidad.

Para construir ese Patria Nueva, en el problema vital en el pensamiento socialista es decidir sobre el carácter de la propiedad, vale decir, --la aptitud respecto a la propiedad de los medios de producción de los medios de vida--, clave para comprender, el tipo de sociedad a la que se aspira. Veamos que nos lega Bolívar al decir: “Dios ha establecido entre los hombres el derecho y el deber para consagrar la propiedad de las cosas, de los bienes y las instituciones…Dios ve con horror el crimen de la usurpación”. Bolívar a Santander, 08-11-1819, sobre todo, la usurpación de la “patria…protege los derechos de los ciudadanos y se respete el derecho sagrado de la humanidad”, a la propiedad pública, Bolívar, 27-08-1820.

Significa que la propiedad es un derecho humano, un •”derecho entre los hombres”, un derecho de toda la sociedad y no solo individual y privado. Pero, de cual propiedad se trata sino de la de la tierra y sus recursos, de los medios de vida que ningún particular debe “usurpar a la sociedad”, sino que ésta, en propiedad que consagrado Dios como derecho humano, mejor dicho de la humanidad para construir la grandeza humana, sin robos, sin usurpación, que haga sucumbir la sociedad. Miremos que el derecho de la humanidad, es propiedad pública,


Bolívar es cristiano, pero también un “socialista humanista” según su época. Piensa en los derechos del “colectivo”, en los de la patria, y de la nación. En Bolívar privan “los derechos de la humanidad” por encima de los privados, y cree que el derecho de propiedad debe regularla “las leyes y el gobierno”. Afirma que la propiedad social, “….depende del Código Civil…para dicha de vuestros ciudadanos”. Discurso de Bolívar en el Congreso de Bolivia, 1826.

Con esto se quiere sostener la idea que si “la naturaleza hace a los hombres desiguales, en género, temperamento, fuerzas y caracteres” (Discurso de Angostura, 15-02-1819), entonces, es el Código Civil y las leyes las que deben corregir estas situaciones, además no solo es la naturaleza la que hace “desigual”, sino también la “usurpación de la sociedad” como se dijo arriba, por lo que se deduce la necesidad de una “política social” de Gobierno y Estado (Ibídem) para corregir tales diferencias naturales y desigualdades sociales, “colocando al individuo en sociedad” (Ibídem) y no enajenándolo de la sociedad como hace la doctrina individualista. Esto es en el centro de la política pública, para que “la naturaleza, la justicia y la política pidan la emancipación” social. Bolívar, 06-06-1816.


Hemos aclarado que no es la propiedad privada lo que aspira Bolívar para la sociedad sino, la propiedad social, la propiedad que consagra la humanidad para la grandeza, para lo hermoso del desarrollo de la tierra y lo humano, ”la propiedad entre los hombres”, “la propiedad socialista”, la propiedad pública en aras de todo el pueblo como bien lo prueba la revolución económica de Bolívar al tratar de suplantar las estructuras coloniales, esclavistas y feudales por aquellas adecuadas a nuestra América al disfrute de los bienes comunes, la distribución de las tierra a los indígenas, la liberación de los esclavos, la nacionalización de las minas de las tierras americana. Recordemos aquellas palabras al Congreso Constitucional del Perú: “”…estos primitivos propietarios de nuestros país han sido el objeto de mis solicitud; y todos los peruanos del sur han obtenido junto a su libertad los bienes que dependían de mis facultades”, 10-02-1826.


Las acciones de gobierno de Bolívar es ejemplo de una “política social, de un socialismo” orientado la satisfacer la mayor suma de felicidad común, la felicidad entre los hombres y mujeres de la sociedad. Para lograrlo, necesita formar una Republica de Ciudadanos y Ciudadanas donde la propiedad común de la “industria, las artes, los servicios las virtudes, …le den una igualdad…” al pueblo, pero también las herramientas para su liberación, los instrumentos de la ciencia y el conocimiento además de las artes para enaltecer el bien común, el bien social, la virtudes de la naturaleza humana. (Discurso de Angostura).

¿Pero quién administrará la propiedad?, Bolívar responde a Santander; (08-11-1819): “…la creación de un gobierno cuyo fin es el bien de la comunidad”. Así visto de este modo el problema del carácter de Bolívar, es evidente que tiende a ser socialista, “honrar la humanidad y perfeccionar su suerte. Todo lo demás es ….de ilusión perniciosa”. Bolívar a White, 25-05-1820. Si esa ilusión desnaturalizada de las doctrinas liberales e individualista y que hoy tratan de reivindicar el egoísmo neoliberal como motor del progreso, la vieja división del trabajo, entre propietarios y esclavos.


Estado, propiedad y socialismo se hallan implícitos en el pensamiento político del Libertador al manifestar toda nación “debe esperar de un gobierno (…) el honor, cuyo objeto es la gloria de hacer la felicidad del mundo y reponer a los pueblos en sus derechos”. 10-06-1814. Reponer el derecho a sus derechos, sociales, económicos, políticos, culturales como ninguna sociedad monárquica o democrática representativa capitalista lo haría, porque el objeto de esta, es la sumisión, la desigualdad social, en tanto que la sociedad socialista es reparar la distorsión histórica de la división del trabajo, aquella que hizo posible el progreso humano, pero esta vez, los hombres corregirán la historia, conscientemente, procurando el honor del género humano, la gloria de su felicidad.

Asimismo advirtió en la Constitución Política de Bolivia de 1826: “Tened presente, legisladores que las naciones se componen de ciudades y aldeas, y que del bienestar de estas se forma la felicidad del Estado”. La personalidad del Libertador, es un continuo acercamiento a su Maestro, para lo que lo formó, para consagrarse a la humanidad, al socialismo a su modo, según su época, a la par que lucha contra el imperio, la oligarquía criolla, los terratenientes y latifundistas, aspira a un tipo de gobierno, “eminentemente popular” (Discurso de Angostura) donde se “anteponga siempre la comunidad a los individuos”. Bolívar a Sucre, 28-10-1828.

En la etapa de transición al socialismo de la revolución bolivariana muchos se preguntan ¿Si Para despejar la incógnita, es oportuno aclarar qué el ser socialista, vale decir apegado al colectivismo es una cualidad humana inherente a distintas época?

Cada etapa le imprime una carácter distinto según sea la función histórica social de clase. Aclaremos, en nuestro caso específico, Bolívar es un representante de la clase criolla dominante subordinada al imperio, sin embargo renuncia a esa posición, asumió el partido de la patria: el de la independencia nacional. No es la posición social y económica lo que hace al Libertador un “revolucionario”, sino su “posición ideológica” fundamentada en los más avanzados ideales de su época, el humanismo del siglo XVIII, el iluminismo racionalista del siglo XIX, así como también, el espíritu antimonárquico y romántico de la libertad.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 7579 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a192160.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO