Hacia el Congreso del PSUV: simplemente asomo una ideíta

Ni tengo ni me siento con ninguna potestad o autoridad para dictarle ideas al PSUV sobre sus Congresos. Sin embargo, por entender que es el Partido Político mayoritario y más influyente de los que conforman el llamado y muy inestable Gran Polo Patriótico y, además, por creer en el socialismo, me permito –sólo- expresarles una pequeña pero creo muy importante ideíta.

Se entiende que el Congreso de un Partido Político es su máxima instancia de democracia organizativa y de discusión. Allí se expresan no sólo las ideas que vienen siendo homogéneas sino, igualmente, los juicios no coincidentes  que buscan –fundamentalmente- cohesionar los lazos militantes en torno a los principios doctrinarios. Además que en el Congreso se eligen las autoridades superiores de una Organización Política o de un Gremio. Por lo demás, muchos éxitos le deseo al PSUV en su nuevo Congreso.

Una anécdota que a lo mejor resulta inapropiada reseñarla pero como se trata del Congreso de una importante Organización Política que plantea el socialismo como su sueño estratégico para sustituir al capitalismo, vale la pena recordarla. Cuando se dividió la Socialdemocracia en dos bandos: mencheviques y bolcheviques, Lenin se emocionó no por el número de socialdemócratas que se pasaron al bolchevismo sino, muy especialmente, porque los únicos tres obreros del Congreso de la Socialdemocracia se quedaron del lado de Lenin, es decir, de quien representaba la verdadera tendencia marxista en la socialdemocracia en toda Europa, como centro neurálgico de la lucha de clases en ese tiempo. Y ello es así, porque al fin y al cabo la Revolución Socialista tiene que ver en el 100% de su sangre con el proletariado.

Partiendo de lo anterior, permítanme los camaradas del PSUV y si así lo aceptan, aportarles una ideíta pequeña pero realmente significativa si tomamos en consideración que el PSUV cree en el socialismo.

El PSUV designó los Tres Equipos de Trabajo esenciales para cubrir todas las expectativas y necesidades en relación con la realización de su Congreso. El Equipo Ideológico y Programático está dirigido por Aristóbulo Istúriz; el Equipo Organizativo y Operativo está bajo las órdenes de Diosdado Cabello; y el Tercer Equipo –que se ocupará de las políticas y alianzas internacionales- lo comanda Elías Jaua. Sin duda alguna, tres dirigentes claves en la alta dirección del PSUV y hasta del Gobierno Nacional.

En el Primer Equipo, además, estarán los dirigentes Jorge Giordani, Erika Farías, Héctor Navarro, Wilmar Castro, Jesús Faría, Adán Chávez, Blanca Eeckhout, Arias Cárdenas y María León. En el Segundo Equipo, estarán: Francisco Ameliach, Tareck Al Aissami, Jorge Rodríguez, Cilia Flores, Héctor Rodríguez, Rafael Ramírez, Nohelí Pocaterra, Yelitza Santaella, Darío Vivas y Jacqueline Farías. Y en el Tercer Equipo, lo harán: Julio Heredia, Andreína Tarazón, Freddy Bernal, Pedro Calzadilla, Antonia Múñoz, Ana Elisa Osorio, Rodrigo Cabezas, Fernando Soto Rojas y Ramón Rodríguez Chacín.  No hay queja ni crítica alguna contra los miembros que conforman los equipos. Además, eso es potestad exclusiva del PSUV.

Aquí entra bien la ideíta que sólo pongo a disposición de reflexión de la alta dirigencia del PSUV y del Gobierno Nacional. En el listado de los que conforman los equipos, ojalá esté equivocado, no aparece un solo nombre ni un solo apellido de ningún alto dirigente gremial, es decir, del proletariado venezolano aun cuando el comandante Chávez, en varias oportunidades, expresó que el socialismo es imposible sin la clase obrera o que sin ésta no hay socialismo posible. Y es una verdad tan grandota como el tamaño del universo entero. Ni siquiera, por ejemplo, aparecen los nombres y los apellidos de los camaradas dirigentes obreros: Orángel López -actualmente parlamentario- y militante integral del comunismo y Orlando Castillo, vocero del sindicalismo denominado bolivariano.

No olvidemos, lo sostiene la misma dirigencia del PSUV,  que el Congreso deberá -con sus nuevas políticas- impulsar y hacer avanzar la construcción de un nuevo modelo político, social y económico de lo que conciben como socialismo venezolano. Pues eso, sin duda alguna, tendría que ver -de pies a cabeza- con el proletariado, es decir, con la clase obrera. Bueno, simplemente, es una ideíta que pienso nada cuesta con analizarla antes de ser rechazada si no es digna de ser aplicada en el seno del PSUV. Es todo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2167 veces.



Freddy Yépez


Visite el perfil de Freddy Yépez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a181828.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO